Close
Radio Radio Radio Radio

Municipio chillanejo sostiene que sí aplicó multas a la concesionaria de áreas verdes

Cristian Cáceres

La Municipalidad de Chillán, tras recibir el informe e investigación Especial Nº 507 de Contraloría Regional Ñuble, donde se muestran eventuales problemas de administración y fiscalización de las áreas verdes, emitió las primeras declaraciones respecto de algunos cargos que aparecen en el documento de la entidad contralora.

El tema ha sido ampliamente debatido por concejales de la ciudad, que con posterioridad a que fuera presentado el dictamen por La Discusión, se han reunido en varias ocasiones con el fin de analizar los pasos a seguir con la finalidad de resguardar los intereses municipales y evitar que situaciones como estas se repitan en el futuro.

El informe de la entidad regional llega en momentos en que en tribunales locales se ventila una demanda de parte de OHL, donde se pide una millonaria indemnización de más de $1.000 millones por término anticipado de contrato.

La exconcesionaria alega que fue la municipalidad la que no administró de buena manera el contrato, realizando acciones que retrasaron muchas obras establecidas en las bases.

Según Contraloría, la municipalidad no cobró multas a la concesionaria por un total de $242.828.811, a lo que se suman pagos por trabajos no efectuados por la firma en tres unidades vecinales, por $43.910.963.

La lista de falencias y eventuales irregularidades es larga y llama la atención a los ediles que a pesar de las alarmas que emitieron desde el comienzo de la concesión, en febrero de 2019, la municipalidad no haya reaccionado, apunta el concejal Jorge Vaccaro Collao (RN).

Según declaración ante Contraloría de un Inspector Técnico Municipal, la entidad edilicia no contaba “con la cantidad real de metros cuadrados contratados ni certeza de los lugares que debían ser mantenidos”, lo que además limitó la fiscalización del servicio prestado.

Además, de acuerdo a Contraloría, “se confirmó que dos cargos son ejercidos por la misma funcionaria, doña Carolina Zuleta Torres, quien firma las bases administrativas como directora de Asesoría Jurídica y como directora (s) de Medio Ambiente Aseo y Ornato, lo que podría afectar la independencia e imparcialidad sobre procesos de distinta naturaleza”.

Contraloría reprocha al municipio local la autorización a una permuta con la empresa concesionaria, por la cantidad de 27.710 m2. de áreas verdes, “situación no prevista en las bases administrativas”.

Se constató, adicionalmente que “el municipio no cuenta con documentos que permitan verificar la cantidad de metros cuadrados permutados, por lo que no se pudo constar la razonabilidad de dicha operación”.

Contraloría, además, rechazó la subcontratación de servicios entre la empresa y un empresario local (vinculado a RN) para instalar riego tecnificado, lo que no fue completado.

La entidad contralora planteó que la municipalidad no salvaguardó el patrimonio municipal, pues “toda vez que existiendo el mecanismo jurídico para terminar una concesión en que se han cometido reiterados y graves incumplimientos, aquello no sucedió oportunamente”.

Municipio

Tras los hechos descritos por Contraloría y frente a las críticas de concejales, el municipio confirmó que a través de Informe de Investigación Especial Nº507/2020 de fecha 12 de febrero de 2020 la Contraloría Regional de Ñuble, a través de la Unidad de Control Externo, remitió las observaciones en el contrato denominado “Concesión de los servicios de áreas verdes, diversos sectores de la comuna de Chillán”.

Sobre el tema, desde la corporación edilicia se comentó que “se puede informar que si bien alguna de dichas observaciones se dieron por superadas por parte del órgano de control, otras deben ser respondidas por parte del municipio en un plazo de 30 días. Asimismo, se está evaluando el ejercicio de una reconsideración al informe en cuestión en mérito a los antecedentes que obren en poder de la Municipalidad”.

En cuanto a lo que a las sanciones que no se habrían cobrado a la empresa de áreas verdes, la municipalidad asegura que “efectuó los descuentos por áreas verdes no intervenidas por parte de la Concesionaria por tratarse de espacios que estaban asociados a un proyecto municipal”.

Asimismo, la entidad municipal agregó que “efectuó un procedimiento de aplicación de multas que actualmente se encuentra en conocimiento de los Tribunales de Justicia”.

El gobierno comunal subrayó  que tras desafectar a la empresa, hizo uso del derecho a cobrar la boleta de garantía emitida por OHL y que se encontraba en su poder.

La municipalidad detalló  que “en mérito de lo dispuesto en las bases administrativas de la “Concesión de los servicios de mantención de áreas verdes, diversos sectores de la comuna de Chillán” en su punto Nº17.2 letra e) en relación con el 16.5.1 letra a), el Municipio hizo efectiva la garantía de fiel cumplimiento de contrato, leyes laborales y correcta ejecución del servicio presentada en favor de la Municipalidad de Chillán por la ex Concesionaria y OHL Servicios Ingesán S.A Agencia Chile”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/