Close
Radio Radio Radio Radio

Poetas locales reversionan a otros autores y agregan música a declamaciones

La magia de la poesía logra una combinación perfecta al complementarse con el encanto de la música y el vaivén del teatro. Es precisamente el motor que mueve al ciclo “Música y Poesía”, que se desarrolla desde la semana pasada en el Teatro Municipal. Se materializa en exhibiciones en formato remoto, cada día a las 19.00 horas, que quedan disponibles para todo público, especialmente con una cálida acogida entre los amantes de este género.

Esta iniciativa data de diciembre de 2020, de un conjunto importante de escritores de Ñuble, que buscaron la forma de unir sus pasiones en esta época tan complicada para el desarrollo artístico. Incluso, privados de los encuentros que en tiempos normales amenizan con lecturas poéticas, esta vez decidieron complementarlo con otras artes.

Es más, la idea se inspiró, en parte, en los datos recogidos para el libro “Memoria Literaria, Antología Grupo Literario Ñuble” (2017). Seleccionaron a nombres destacados de Ñuble, tales como Camilo Ortiz, Abigail Desafi, Diego de la Rosa, Laura Daza y Rowson Yéber, quienes, a partir de su abultada trayectoria, reinterpretan poemas antiguos.

En la declamación participan las actrices Blanca Fuentes y Catalina Infante. En tanto, la música de este proyecto descansa en los artistas Mauricio Muñoz y Felipe Bello.

Seleccionaron escritos de Sergio Hernández, Ramón Riquelme, Amanda Fuller, Vicente Aciares, Edilberto Domarchi y Jaime Rayo. Sus organizadores hacen hincapié en que muchos de ellos continúan “titilando desde la memoria esquiva”, que es el eslogan de esta actividad.

Desde lo administrativo

Este proyecto cuenta con el financiamiento del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio. La cartelera del Teatro Municipal se ha adecuado para estrenar este material cada día, en cápsulas audiovisuales preparadas especialmente para este efecto. Tuvieron buena recepción.

Estrella Monroy es la directora de programación del principal espacio cultural de Chillán. Reconoce la labor rigurosa que ha hecho su equipo organizador.

“Fue un trabajo hermoso, que nos permite poner en valor a poetas chillanejos que estaban un poquito olvidados. El equipo escogió y reescribió estos poemas, que fueron interpretados por actrices y músicos locales. Crearon para cada poema una musicalización inédita, es un trabajo único y bello”, destaca.

Si bien el Teatro Municipal terminó ya la emisión de las cápsulas, consideran repetirlas en las próximas semanas, con el fin de satisfacer la curiosidad de numeroso público que ha disfrutado de este trabajo, pero también llegar a quienes se lo perdieron. 

Artes armónicas

Los poemas “Bucólica” y “Naturaleza muerta”, de Jaime Rayo, se adecuaron magistralmente al estilo del poeta Rowson Yéber, quien destaca este tipo de iniciativas para mantener vivo el amor por la literatura en Chillán y Ñuble.

“Todo lo que sea acercar el mundo de la poesía a la gente, me parece muy válido. Hay mucha gente que no lee poesía, porque le tiene un poco de susto -por llamarlo así-, a un lenguaje que no comprende por completo. Pero eso no es problema de la gente, sino de la calidad de nuestra enseñanza. Una de las fórmulas es acercar la poesía con el teatro y la música, que potencian el deseo de abordar el lenguaje”, sostiene.

Este escritor asignó un espacio muy especial a su participación en este proyecto, pues complementa otra de sus tareas, que se centra en el proceso de edición de su tercer libro: “Poemas del país adonde”. Son poemas de su autoría, escritos antes y durante la pandemia.

Texto: Catalina Garcés Rondanelli

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
https://www.ladiscusion.cl/feed/rss/