Close
Radio Radio Radio Radio

Escuela de Verano congregó a más de 100 mil personas en los tres campus

“Voces imaginarios y territorios” fue el nombre bajo el cual se desarrolló la Escuela de Verano de la Universidad de Concepción, durante los días 9 y 22 de enero de 2023. Con una amplia participación del público y parrilla de actividades, la tradicional actividad congregó a niños y adultos a conciertos, presentaciones de libros, talleres y cursos organizados por facultades y direcciones universitarias.

Según estimaciones de la Dirección de Extensión y Pinacoteca, fueron cerca de 100.500 personas las que asistieron a alguno de los eventos realizados en los campus de Chillán, Los Ángeles y Concepción.

En total, se desarrollaron 45 charlas, 74 talleres y 26 cursos, así como 35 cursos de postgrado. También se inauguraron cinco exposiciones en la Casa del Arte, las que seguirán abiertas hasta el mes de marzo y que reunieron a la colección de la Pinacoteca con las obras de artistas destacados de la región. Asimismo, en el marco de la Escuela de Verano se desarrolló la Feria Internacional del Libro, organizada por la UdeC con financiamiento del Gobierno Regional, y una serie de conciertos y presentaciones artísticas en los espacios abiertos de los tres campus.

Entre las actividades que reunieron una mayor cantidad de público, con más de 42 mil asistentes en total, estuvieron los conciertos de la Orquesta Sinfónica, las obras de teatro y la presentación de Los Jaivas en el foro UdeC. La Orquesta abrió los eventos masivos el viernes 13 de enero en y siguieron las obras de teatro “Población Esperanza” y el teatro infantil con “2070, el último documental animal”, de la compañía La Otra Zapatilla.

También se presentaron Carolina Aguilera, “La Canarito”; danza con “Ay de mi Violeta”, de la Compañía Calaucalis, la premiación de Biobío en 100 palabras y la Big Band de Derecho UdeC. En tanto, el grupo Los Jaivas dio conciertos en los tres campus de la Universidad: el 19 de enero en Los Ángeles, el 20 de enero de Chillán -ante más de 5 mil personas- y el sábado 21, en Concepción.

El director de Extensión y Pinacoteca, Rodrigo Piracés González, comentó los buenos resultados de la convocatoria hecha por la Universidad. “Nos impresiona el entusiasmo con que respondió el público; vino más gente de la que pensábamos que íbamos a tener. Creo que una de las motivaciones tiene que ver con asistir presencialmente a eventos tras la pandemia y también el hecho de sentirse acogidos en los campus, como espacios de convivencia urbana. Vinieron muchas familias a presenciar los espectáculos, pasear por el campus y comprar libros”.

Eventos académicos y FILB

Uno de los focos de la Escuela de Verano son los encuentros de investigadores e investigadoras de diversas disciplinas, así como la conexión de la comunidad universitaria con el campus. En ese marco, la UdeC albergó el “Congreso de Bibliotecas Públicas”, que contó con invitados internacionales para hablar de fomento lector en un contexto de transformaciones tecnológicas y el encuentro Alumni UdeC, que reunió a más de un centenar de exalumnos en el Campus Concepción.

Otra de las actividades destacadas que se realizaron en el marco de la Escuela de Verano y que congregó masivamente al público fue la Feria Internacional del Libro del Biobío (FILB), que durante 10 días reunió a más de 100 autores y 200 sellos editoriales. Según estimaciones de la organización, fueron 40 mil personas las que visitaron el recinto ferial, ubicado en el prado central de la Universidad de Concepción. Entre los autores destacados estuvieron presentes el escritor Hernán Rivera Letelier y el historiador Gabriel Salazar Vergara.

Exposiciones abiertas y campus

Por su parte, la Casa del Arte inauguró cinco exposiciones: “Canción para mi bosque muerto” de Sandra Santander, “Intervención de la Colección Colonial”, curatoría de María Pavés Carvajal, “Zona costera”, de la Bienal Arte y Ciencia, “Las imágenes de Escámez”, curatoría de Javier Ramírez Hinrichsen y “Diálogos e imaginarios”, curatoría de Samuel Quiroga Soto.

Las exhibiciones se inauguraron el 13 de enero y se mantendrán abiertas hasta el 27 de febrero, en el caso de “Intervención de la colección colonial”, “Las imágenes de Escámez” y “Diálogos imaginarios”, y hasta el 5 de marzo para “Canción para mi bosque muerto” y “Zona costera”. Hasta el cierre de la Escuela de Verano, habían asistido a las exposiciones un total de 3.200 personas.

En los campus de Chillán y los Ángeles, esta edición del evento también marcó un hito en términos de público: en el caso de Chillán fueron 10 mil personas las que se congregaron en torno a las actividades artísticas y talleres, mientras que en Los Ángeles fueron aproximadamente 5.500 personas. “Es muy relevante para nosotros, y en Chillán los organizadores nos comentaron que el público quedó a la expectativa de lo que pasará el próximo verano. Creemos que se siembra un hito que tendremos que seguir replicando en los años venideros”, expresó Piracés.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top