Close
Radio Radio Radio Radio

Cerca de tres mil familias viven actualmente en loteos brujos

Se estima que en la Región de Ñuble existen cerca de 3 mil familias viviendo en casas construidas en predios rurales que no cumplen con la normativa vigente de tener los 5 mil metros cuadrados como mínimo, por vivienda.

Y el número obedece solo a aquellas familias que se fueron a vivir casi en un mismo periodo de tiempo a un lugar cuyo dueño original hizo un loteo irregular, o “loteo brujo”, utilizando como escape al impedimento legal, la venta de “derechos” sobre un predio, que si bien no permite la construcción de vivienda, históricamente se viene haciendo un “gallito” entre propietarios y autoridades. Y las últimas van perdiendo.

Así lo deja ver la seremi de Bienes Nacionales, Carolina Navarrete, quien admite que pese a las campañas preventivas, a la cantidad de casos dramáticos que se ha conocido a través de la prensa, las personas siguen apostando por lo ilegal, debido a que “generalmente se les venden predios a muy bajo precio y luego se lamentan que no les pueden poner red de agua potable, luz o alcantarillados”, dice.

De sanciones poco y nada. “Tal vez la única sanción que pudiese ser ejemplificadora es que, conforme a lo que dice la ley, se demuelan las viviendas, como ya ocurrió en un caso de la Región del Maule, porque sin duda eso haría que las personas piensen dos veces en construir al margen de la le. Sin embargo, estamos conscientes de que es una medida poco humanitaria y que, como le corresponde a cada municipalidad dar la orden, es muy difícil que ocurra”.

Para la seremi, la solución requiere de modificar aspectos legales (por ende, voluntad política) o atacar a quienes vendan mediante engaños, por la vía judicial. En Ñuble, sin embargo, solo hay un caso formalizado como “estafa” por la venta irregular de predios en la comuna de Pinto, a cuyos compradores se les hizo creer que eran terrenos en proceso de regularización, lo que resultó ser falso.

Hoy en día, la seremi se ha estado reuniendo con representantes de vecinos de diversos “loteos brujos”, quienes se agruparon para sacar personalidad jurídica y buscar que se modifiquen dos aspectos de la Ley 2.234 del Ministerio de Vivienda y Urbanismo.

“Ellos lo que buscan es que se extienda esa ley que fue creada en 2006 para regularizar algunos loteos brujos, pero que aceptaba situaciones registradas hasta antes de esa fecha. Por lo demás, se trata de una ley que recientemente expiró, entonces ellos buscan prorrogarla y que considere casos posteriores al 2010”, explicó.

Esta iniciativa logró avanzar a nivel parlamentario, “sin embargo, todo se detuvo por lo del estallido social y luego por la pandemia, sin embargo, con un poco de voluntad política, creemos posible que se retome la idea y se saque adelante”, concluyó Carolina Navarrete.

“Medio arrepentido”

Dentro de los loteos irregulares más emblemáticos de la región, se cuentan los loteos Pan de Azúcar, Villa las Arboledas y loteo El Quillay, cuyos representantes se agruparon para buscar soluciones legales a sus carencias de servicios, que ya se arrastran por 17 años.

“Estamos en proceso de sacar personalidad jurídica y nuestro llamado es a todos los vecinos de loteos irregulares de la región, que son 45 en total, para que se unan a nosotros y en conjunto encontremos una solución”, comentó Luis Mendoza, vecino del sector Pan de Azúcar y presidente de esta nueva agrupación.

El dirigente dice haber estado estudiando casos similares en la comuna de Temuco (donde incluso una concejal vive en este tipo de predios) “porque ellos han logrado avanzar en este tema y ya se ha logrado regularizar muchos de esos loteos”.

Mendoza admite que está “en parte arrepentido por haber comprado y en parte no, porque el lugar nos gusta, pero los problemas son muchos”.

Dice que a diferencia de la gente que sigue comprando hoy, “en ese tiempo no teníamos tanta información, no sabíamos que era ilegal ni los problemas que esto arrastra. Por eso, nosotros queremos también ayudar a fiscalizar, mediante catastro para que no siga ocurriendo. Sin embargo, quiero mencionar que gran parte de esto también es causa de lo lento que avanzan los subsidios en el país”

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top