Close
Radio Radio Radio Radio

Suprema avala prohibición de lanchas en Laguna Avendaño

Municipalidad de Quillón

La Corte Suprema acogió la apelación de la defensa presentada por la municipalidad de Quillón y declaró que la ordenanza municipal establecida por el decreto alcaldicio 3953 de 2020, que prohibió la navegación de vehículos y embarcaciones motorizadas en base a combustibles fósiles se ajusta plenamente a la legalidad vigente.

Según confirmó el municipio, el fallo dictado en forma unánime por la Tercera Sala del Máximo Tribunal, el 7 de junio último, establece claramente que dicha ordenanza cumple con resguardar los derechos fundamentales de las personas, estableciendo una protección ambiental reforzada de la Laguna Avendaño, además, agrega el fallo, se instaura un cambio de paradigma en cuanto a la utilización del patrimonio público comunal, en orden al desarrollo sostenible o sustentable del mismo, dando una mayor protección a los ecosistemas naturales del citado bien nacional de uso público, en aras del principio de desarrollo sustentable que armoniza la protección ambiental, con el progreso económico respetuoso de la sustentabilidad de los ecosistemas, compatibilizando con su rol de centro de recreación turístico.

El documento a firme, se escribe en 11 páginas, afirmando el Decreto Alcaldicio que bajo la firma del alcalde Miguel Peña, había quedado sin efecto por la Corte de Apelaciones de Chillán, tras la presentación de no acatar, solicitada por un grupo de ribereños de la laguna en cuestión, según dio a conocer el municipio.

Humedal protegido

Actualmente, autoridades y agrupaciones comunales realizan gestiones para la mantención de la laguna.

Patricio Caamaño, seremi de Medioambiente de Ñuble, manifestó que con esta sentencia, la cercanía de declarar la laguna como humedal urbano protegido, es prácticamente una realidad.

Para la agrupación ecológica Quillón Verde, este es un paso muy importante y un gran logro de su trabajo como agrupación y se da dentro del contexto del mes de las Aves Migratorias, dado a que por el efecto de las lanchas, muchas aves que residen en la ribera del lago, están migrando hacia otros humedales. Es el caso de los cisnes de cuello negro, cuya población, de más de 200, hoy solo quedan dos, indicó Ignacio Lagos, representante de la agrupación ecológica Quillonina.

Para el alcalde, Miguel Peña, este paso “es un alivio para el municipio y los habitantes de Quillón, ya que se da cumplimiento a los anhelos de la comunidad, principalmente a quienes sustentan el turismo comunal.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/