Municipio retomó el proceso para nuevo Plan de Desarrollo Comunal

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Fernando Villa 10:15 PM 2016-12-23

Con carácter de urgencia el municipio chillanejo retomó este viernes la actualización del Plan de Desarrollo Comunal (Pladeco) para el período 2018-2024, confirmó el alcalde Sergio Zarzar, quien apuntó que este instrumento debe estar terminado “lo antes posible”.

El concurso de antecedentes que comenzó este viernes concluirá el próximo 28 de febrero, cuando la entidad edilicia adjudique el contrato a la empresa que haya sido elegida. Sería firmado el 14 de marzo.

Zarzar agregó que este plan, que busca una segunda oportunidad de licitación, luego que fracasara el primer concurso por problemas de la empresa que se lo adjudicó, tendrá una vigencia de seis años desde el 2018 año al 2024, y planteará una visión acerca de la manera en que la urbe debe evolucionar en los próximos años.

El instrumento de planificación definirá las áreas estratégicas y plasmará los proyectos que la ciudad tiene que emprender para satisfacer diferentes requerimientos locales.

La municipalidad plantea que en el caso de este documento maestro, “la idea siempre es poder interpretar de la mejor forma las necesidades y requerimientos que involucra el crecimiento armónico y sostenido de una comuna como Chillán, que ya se empina por los 200.000 habitantes”. 

Lo interesante del Pladeco es que será modelado por una empresa externa, pero en base a un proceso participativo con la comunidad y sus diferentes instituciones y estamentos, se recalca.

La concejala Nadia Kaik agregó que “el Pladeco es una sentida necesidad de la ciudad, considerando que tenemos el objetivo de ser capital regional y por lo tanto necesitamos de proyectos de gran potencia para resolver problemas locales”.

Juan López Cruz criticó que “lo ideal es que el nuevo gobierno comunal hubiera comenzado con un Pladeco actualizado y en ese sentido parece que perdemos un año, pues no existe una imagen de ciudad definida que tenemos que seguir”.

El nuevo Pladeco, que será desarrollado durante gran parte del año 2017, definirá los lineamientos de la evolución de la ciudad para el período 2018-2024, cuando comiencen o estén en desarrollo grandes proyectos como avenidas y el hospital de Chillán generados por organismos del Estado.

Según el cronograma municipal, el proceso de licitación en marcha considera la apertura técnica para el 26 de enero próximo, momento en el que las empresas interesadas presentarán sus ofertas.

Luego viene la etapa de evaluación por parte de la comisión municipal que chequeará cada proyecto ingresado al municipio, lo que concluirá el 28 de febrero, con la adjudicación a aquella empresa que asegure el mejor resultado.

La firma del contrato está prevista para el 14 de marzo de 2017, de tal manera que desde entonces se deberían contar unos cinco o seis meses de trabajo, hasta que sea entregado el Pladeco 2018-2024.

Documento clave
La municipalidad precisó que de acuerdo a la Ley Orgánica Constitucional de Municipalidades (Ley Nº 18.695), el Pladeco responde a una planificación estratégica de la municipalidad cuya finalidad es satisfacer las necesidades de la comunidad local y asegurar su participación en el progreso económico, social y cultural.

Para dar cumplimiento a dicho mandato, las municipalidades deben elaborar el Plan de Desarrollo Comunal, principal instrumento de planificación y gestión de la organización municipal que tiene como propósito contribuir a una administración eficiente de la comuna y promover iniciativas de estudios, programas y proyectos destinados a impulsar el progreso económico, social y cultural de sus habitantes.

El Pladeco representará la visión de futuro de la comuna, así como las estrategias para alcanzarla. Es por ello que debe ser abordado como una tarea común, fruto del trabajo conjunto entre municipio y comunidad, asumido como un proceso continuo y dinámico en el tiempo.

Este instrumento de planificación,  según el municipio, “permitirá un desarrollo integral de las potencialidades de la comuna y un uso más adecuado del territorio, el cual tiene características socio-culturales que le dan un mayor contenido de identidad, por lo cual hay que asegurar la participación de la comunidad, para que sea un actor relevante en el progreso comunal, constituyéndose además en un plan con sentido estratégico y con características de integralidad, intersectorialidad y coherencia con la Estrategia de Desarrollo Regional y otros instrumentos de planificación”.

Entre los objetivos específicos se cuentan “diagnosticar el estado actual de la comuna, diseñar prospectiva y participativamente el proyecto comunal e instalar capacidades, de modo que la participación se transforme en una constante de la conducción estratégica de la comuna”.

Los objetivos del plan comunal, plantea el gobierno local, es “tender a lograr la materialización de una imagen objetivo de la comuna, que debe entenderse como la situación deseada posible; aquella que se encuentra más allá de la situación actual”. 

Por ello es que se requiere disponer de un diagnóstico certero respecto de “la situación social, cultural y económica comunal y de sus principales y posibles tendencias evolutivas; mediante un proceso integrador, que derive en conclusiones orientadoras que permitan definir y anticipar cursos de acción conjuntos, coherentes y materializables”.

Comentarios