Close
Radio Radio Radio Radio

Cristóbal Jardúa asumió como nuevo intendente de Ñuble

Martín Arrau García Huidobro asumió como delegado Presidencial para la instalación de la Región de Ñuble en marzo de 2018. El 6 de septiembre de ese mismo año, se convirtió en el primer intendente del territorio, cargo que ejerció hasta hoy, y al cual renunció para enfrentar un desafío electoral aún desconocido, el próximo año.

“He presentado mi renuncia al cargo de intendente de la Región de Ñuble por razones personales, lo que no quiere decir que no vamos a seguir trabajando por Ñuble con un gran compromiso, como lo hemos hecho hasta el momento. Quiero agradecer a todas las personas que fueron parte de este proceso de instalación y puesta en marcha de nuestra querida región, porque en estos dos años y medio, en lo personal, aprendí muchísimo, fue una gran experiencia. Pido las disculpas si nos equivocamos en algo, pero nos vamos satisfechos. Les pido que sigamos trabajando y le presten el mismo apoyo a nuestro nuevo intendente, Cristóbal Jardúa, quien tiene mucha experiencia en lo público, no tengo dudas que lo hará muy bien”, sostuvo el ahora exintendente, quien tendrá el desafío de pelear por un cupo para senador al interior de la UDI, o quizás, como él mismo dijo, pruebe suerte en la Convención Constitucional; o decida aportar desde el mundo gremial o privado.

“Puede ser el Senado u otra cosa. Me gusta tener las opciones abiertas, por eso decidí dar un paso al costado ahora. Antes me desempeñé también como dirigente gremial a nivel nacional, y es por eso que me daré un tiempo para analizar lo que viene, conversaré con la comunidad, y veré desde dónde puedo aportar en un momento de grandes desafíos para el país y la región. En las próximas semanas o meses tomaré una decisión”, afirmó.

Arrau reconoció que cumplió un ciclo. “Echamos a andar la región, y la gente quiere nuevos liderazgos, ver gente joven dedicada al servicio público. Por eso me llena de alegría ver que nuevas personas se sumen, queremos ver a más gente joven participando, votando, haciéndose partícipe”, aseveró.

Entre las cosas que destacó de su gestión, el exintendente resaltó el aumento de presupuesto para la región, el inicio de varias obras y el avance en todas las comunas, e hizo un llamado a seguir trabajando en unidad y centrándose en los problemas de las personas.

“Todo lo que se ha realizado no es obra de este intendente, sino de un gran equipo que se formó en esta nueva región”, dijo.

Martín Arrau también se refirió a las acusaciones sobre corrupción durante su gestión, específicamente, en lo relativo al nepotismo y la contratación de servicios de entrega de agua potable a familiares de un exfuncionario del gobierno regional.

“Yo les pido a quienes denuncian que por favor aporten los antecedentes de cualquier acto de corrupción a la Contraloría y a la fiscalía, porque uno de los sellos de nuestra región ha sido la probidad. Hemos hecho grandes cambios, como pasar del trato directo para el reparto de agua vía camiones aljibes, a licitaciones públicas cada tres meses, y agradezco a la Contraloría, que ha sido un gran socio nuestro. Cuando por aprovechamiento político o por ignorancia se hacen acusaciones tan graves sin fundamento, es complejo, ese tipo de actitudes demagógicas son las que alejan a la gente de la política. No tengo problema con que se investigue, pero hacer denuncias al voleo, por la prensa, denostando a personas, después no puede ser reparado”, enfatizó, agregando que “no hay ningún pariente mío trabajando en el servicio público”.

Nuevo trato

Quizás uno de los intendentes más jóvenes de Chile en estos momentos, el abogado de la U. Pedro de Valdivia y exseremi de Obras Públicas, Cristóbal Jardúa (UDI), se convirtió hoy en el segundo y último jefe regional de Ñuble, ya que en mayo próximo asumirá el(la) gobernador(a) regional que triunfe en las elecciones del 11 de abril.

“Agradezco la confianza que el Presidente de la República ha puesto en mí para encabezar esta región, lo cual como ñublensino me llena de orgullo. He trabajado en varias municipalidades de Ñuble; en la Delegación Presidencial de la Seremi de Transportes; después fui seremi de Transportes y seremi de Obras Públicas, y en ambas carteras pude desarrollarme de muy buena manera”, manifestó la nueva autoridad, quien si bien es muy cercano al exintendente Arrau y continuará con su trabajo, le imprimirá un sello distintivo a su gestión. Es más, hoy por la tarde, y después de varios meses sin visitar la Intendencia, el diputado de RN, Frank Sauerbaum se reunió con Jardúa, lo que hace prever que las relaciones entre la Intendencia y RN serán más fluidas que con Arrau.

“Agradezco el trabajo realizado por el intendente Martín Arrau, a quien le tocó formar este territorio, proceso de instalación por medio del cual se logró mostrar los avances, y al cual aún le quedan metas por cumplir. Le deseo la mejor de las suertes en sus futuros desafíos, y por la forma en la que él se desempeñó, esperamos que siga en el servicio público”, sentenció.

Último gobernador de Diguillín

Quien también renunció hoy fue el gobernador de Punilla, Cristóbal Martínez (UDI).

“Estoy cumpliendo con lo establecido en la ley, esto es, renunciando un año antes para poder ser candidato. Es solo un paso más, nadie es candidato hasta que está inscrito, por lo que queda aún camino por recorrer”, afirmó la exautoridad, que aspira a competir nuevamente por un cupo a diputado.

En su reemplazo, asumió  la abogada de la U. La República y exjefa de Gabinete del Serviu Ñuble, Pía Sandoval (UDI), quien reconoció que quedó la vara “bastante alta” con el exgobernador Martínez.

“Vengo del mundo de la Vivienda, trabajé en Serviu durante siete años, he estado mucho en terreno y conozco la realidad de toda la región, no solo de Punilla. Sin duda, nuestro desafío es realizar más terreno, y trabajar con los alcaldes de manera transversal”, apuntó.

En la provincia de Diguillín, en tanto, luego que el lunes pasado renunciara Enrique Rivas (RN), para competir en la elección de diputados, fue nombrado hoy el administrador público de la UdeC y exseremi de Economía, Roger Cisterna (RN), quien de mantenerse en el cargo hasta mayo próximo, se transformará en el segundo y último gobernador de la provincia, ya que con la llegada del gobernador(a) regional, dicho cargo será absorbido por el delegado presidencial regional, con asiento en Chillán.

“Es un gran orgullo y una gran responsabilidad asumir como gobernador de la provincia más grande de la región, en estos dos años y medio hemos sido capaces de catastrar las necesidades del territorio, y nos enfocaremos en el agua, los caminos, el emprendimiento, así como en la pandemia, y darle bienestar a cada uno de sus habitantes”, aseveró.

Respecto del “fin” de la gobernación el próximo año, Cisterna confirmó la situación.

“Asumirá la función del gobernador de Diguillín el delegado presidencial, con más atribuciones, pero el territorio se cubrirá de la misma manera”, afirmó.

Hasta la tarde de hoy, se habían hecho oficiales, además, las renuncias de los concejales Juan Riquelme, de Coelemu, e Iter Stuardo, de Quirihue, quienes pretenden competir en la elección de consejeros regionales de noviembre de 2021, al igual que el exalcalde de San Carlos, Hugo Gebríe, quien dejó su cargo el jueves.

Cabe recordar que el plazo “fatal” de renuncia para ministros, subsecretarios, intendentes, consejeros regionales, alcaldes, concejales, gobernadores y directores regionales de servicio que deseen postular durante 2021, vence mañana.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/