Close

Cerca de 900 personas viven en campamentos de Ñuble

La actualización de la segunda etapa del catastro de campamentos realizada en 2018 por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo reveló la caracterización de las familias que viven actualmente en precarias condiciones de habitabilidad en la región de Ñuble.

Las cifras fueron dadas a conocer este miércoles por el seremi de Vivienda y Urbanismo, Carlos Urrestarazu, quien detalló que los 21 campamentos existentes, en la región, están formados por 401 familias y 876 personas. Siete de los 21 campamentos señalados anteriormente se encuentran actualmente en etapa de cierre.

Hasta el 2011 Ñuble contaba con 12 asentamientos precarios sumándose, durante el último catastro 2018, nueve asentamientos distribuidos en siete comunas: Los Eucaliptus (Chillán), El Esfuerzo y El Refugio (Bulnes), Cabildo (Chillán Viejo), La Pataguas y Los Leones (Coelemu), Los Cardones (Ninhue), Borde de Río (San Carlos) y Puente Ñuble 2 (San Nicolás), que agrupan en total 124 familias de las cuales 19 ya cuentan con subsidios asignados.

El campamento Los Eucaliptus emplazado desde hace 40 años en el sector nororiente de Chillán fue uno de los visibilizados en el último catastro realizado por el Minvu.

María Quiroz, presidenta del comité conformado por las 18 familias, señaló “llevamos 40 años sufriendo acá, sin agua potable y sin luz, a orilla de un canal que en los inviernos crece y nos inunda. Durante mucho tiempo fuimos invisibles para el resto. Acá hay gente cesante, varios adultos mayores y enfermos. Soñamos con un techo digno”.

Caracterización y plan de acción

El Seremi del Minvu también detalló que a nivel regional el 62% de las familias tiene una jefa de hogar, el 10% está en condiciones de hacinamiento y un 5% tiene condición de allegados. Otro dato relevante es que, a diferencia de otras regiones, la población de migrantes es nula en el territorio.

Una de las soluciones que ya se ha comenzado a aplicar es la de los barrios transitorios, siendo Ñuble una de las regiones pioneras en iniciar esta metodología de trabajo en el campamento Oro Verde de Chillán, gracias al convenio del Minvu con la Cámara Chilena de la Construcción, “ lo que permitirá entregar mejores condiciones de habitabilidad a las familias mientras esperan su solución definitiva” detalló Urrestarazu.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

0 Comments
scroll to top