Close
Radio Radio Radio Radio

Regantes advierten que embalse Chillán no debe concesionarse

Los regantes de la Junta de Vigilancia del río Chillán plantearon que el futuro embalse Chillán no debiese ser concesionado, sino que financiado directamente por el Estado, de manera de evitar los inconvenientes que ha enfrentado el proyecto La Punilla, sostuvo Héctor Jaque, presidente de la organización de canalistas.

Profesionales y directivos de la Dirección de Obras Hidráulicas (DOH) del MOP, representantes de la Junta de vigilancia y de cinco empresas interesadas en realizar el estudio de factibilidad del embalse, visitaron ayer la zona donde se levantará la presa, en el sector Pellines, entre Pinto y Coihueco, y recorrieron los tres puntos alternativos que se evalúan para su emplazamiento.

Se calcula que el embalse tendrá una capacidad de almacenamiento de 210 millones de metros cúbicos y su operación dará seguridad de riego de 85% a 20.650 hectáreas en Coihueco, Pinto, Chillán y Chillán Viejo.

Precisamente, el 27 de abril se publicó la licitación del estudio de factibilidad del embalse, para el cual la DOH dispuso un presupuesto de $4.038 millones, y cuya ejecución tiene un plazo de dos años.

Jaque destacó la importancia de este proyecto y recordó que es un anhelo de los agricultores que vienen planteando desde la década de los noventa.

“Este estudio significará, y así lo esperamos, la concreción de un proyecto absolutamente necesario e imperativo, dado el escenario hídrico que vive hoy nuestro territorio y el país”, sentenció.

Asimismo, abogó por su ejecución expedita, para lo cual subrayó que debe ser el Estado el que financie este proyecto, atendiendo además, su alta rentabilidad social, pues se estima que costará US$ 319 millones y beneficiará a más de dos mil regantes. Y subrayó que “más allá de la factibilidad económica, que es relativa, se deben mirar los beneficios sociales directos, a mediano y largo plazo”.

“Solicitamos que el estudio sea hecho con una mirada que permita la ejecución y construcción por el propio Estado. No hay tiempo para enredarnos en concesiones ni en proyectos multipropósitos. Lo que se necesita hoy en Ñuble y en Chile es agua para riego y consumo humano. Ya vendrán las otras etapas, ahora llegó el momento de que el Estado se meta la mano al bolsillo y construya el embalse”, afirmó Jaque, quien acotó que la incorporación de una central hidroeléctrica en el modelo de negocio no necesariamente hace más atractivo el proyecto para una concesión, dados los bajos precios de la energía.

Participación

El dirigente pidió, además, que la Junta de Vigilancia sea parte del proceso. “Esperamos, como actores relevantes, que este proceso contemple a la Junta de Vigilancia del río Chillán, organización que administra la subcuenca y los derechos de aprovechamiento de aguas del río Chillán. Esta organización la integran más de 2 mil regantes y cerca de 10 mil personas giran en torno al mismo. Nuestro río no solo provee de agua para la agricultura, sino que es la fuente de abastecimiento de agua potable para más de 200 mil habitantes de la región. Estamos absolutamente abiertos a colaborar con el Ministerio de Obras Públicas y con el futuro consultor, en todo lo que sea necesario para darle celeridad al proyecto”, añadió.

“Solicitamos al MOP que nos considere un aliado para este fin, pero también un actor del mismo, incorporándonos en todo el proceso. Creemos que tenemos la experiencia y conocemos a la gente que integran nuestra Junta de vigilancia y el territorio”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
https://www.ladiscusion.cl/feed/rss/