Close
Radio Radio Radio Radio

Garantizan más de $1.000 millones de bono adeudado a los profesores de Chillán

Si la falta de dinero hace que los años parezcan siglos, entonces el pasado miércoles se puso fin a “siglos de espera” para 48 profesores del sistema municipal de Educación, luego que el alcalde, Camilo Benavente,  y el director del DAEM, Marco Aguilera, les confirmara que al fin llegó el dinero para cancelarles su “bono de incentivo al retiro” que firmaron entre el 2017 y el 2018.

Se trata de un monto $1.055.875.461 que será pagado de manera parcializada durante el próximo año y que corresponde a lo pactado con lo que se considera el primero de tres grupos de profesores.

“El incentivo al retiro docente es una política del Gobierno y del Ministerio de Educación para promover el retiro de aquellos profesores que después de una larga vida profesional, llegan a edad de jubilación”, explicó el director Aguilera.

El docente precisó que este trámite exigía de manera preliminar, una carta de compromiso, y que “en el caso de Chillán hay tres grupos, siendo los más antiguos de los años 2017 y 2018. que son estos 48 profesores que postularon a este bono”.

Esos más de mil millones de pesos se tendrán que dividir entre este primer grupo, aunque con montos variables.

Aguilera enfatizó que este bono “es un reconocimiento para quienes pasaron toda una vida formando personas, formando ciudadanos, para que puedan retirarse a descansar; para terminar o empezar una nueva etapa de sus vidas”.

Como era de esperar, en la reunión que se sostuvo en el mismo Departamento de Educación, en calle Rosas, hubo manifestaciones de emoción por parte de los beneficiados, lo que incluso contagió a las autoridades presentes.

“Lo que pasa es que es emocionante ver la alegría de tantos colegas. Había algunos que estaban muy enfermos, otros estaban ya bastante cansado después de una vida de servicio y, más encima, poder darles esta noticia en estas fechas, en estas fiestas, les vino como anillo al dedo”, repasó el director.

Aguilera, tuvo especiales palabras para algunos profesores del exGrupo Escolar, como el docente Mario Orrego, de Educación Musical en la entonces escuela Javiera Carrera, y también a Roberto Villegas, quienes “son personas muy reconocidas por su trayectoria y para mí como docente, fue muy bonito entregarles esta noticia”.

Proceso de pago

En el municipio local se está enfocando en dar todas las facilidades para agilizar el proceso de pago, el que como plazo legal para ser cancelado en su totalidad es de hasta seis meses, a partir de enero de 2022, que es donde se realizarían los primeros depósitos.

En consecuencia, se hizo una revisión del caso a caso y se partirá por entregar este bono a quienes se encuentren en una situación económica más compleja.

“Lo que pasa es que el dinero ya está en las arcas municipales, ya nos llegó la plata. Ahora, lógicamente, hay que realizar un proceso administrativo, esto no es llegar y pagar, pero de todas formas estamos hablando de un trámite sencillo así que los primeros pagos ya se estarían cancelando dentro de tres semanas más”, confirmó el director.

Para los otros dos grupos que no fueron considerados en esta oportunidad, y que corresponde a los años 2019 y 2020, se espera tener novedades durante el año venidero, ya que para conseguir este primer pago, el alcalde tuvo que hacer trámites de manera personal en el Ministerio de Educación, donde le informó al propio ministro sobre la situación de espera del primer grupo.

Abierta la puerta, ya se espera que los otros dos pagos requieran menos gestión de por medio.

Sin embargo, el propio alcalde Benavente advierte que “hay que hacer gestiones igual, porque ellos están viendo lo que pasa con estos bonos en todo Chile, y hacer que la carpeta de Chillán vaya subiendo no es fácil, porque hay competencia de muchos municipios”.

El jefe comunal destacó que se ha hecho una gestión “que apunta a la dignidad de las personas, no solo a los profesores, sino que también hemos hechos muchas gestiones para mejorar la situación de los trabajadores de Aseo y Ornato y de la infraestructura para el personal el general. Aunque queda mucho por hacer, queremos seguir en esa dirección”, afirmó.

Otros murieron esperando

Aunque no es la misma situación que representa la llamada “Deuda Histórica” de los profesores del país, el pago de los bonos por incentivo al retiro no estaba mostrando la diligencia esperada por el cuerpo de docentes a beneficiar.

Por tal razón hubo diversas iniciativas en el país, como un proyecto que presentó en septiembre pasado, el Colegio de Profesores en conjunto con un grupo de diputados, para buscar asegurar el pago de la bonificación en un periodo acotado de tiempo, ya que la normativa cuenta con financiamiento destinado para ello.

“Lo que pasa es que hubiese sido mejor que lo hubieran pagado un poco antes”, dice el profesor Mario Orrego a La Discusión.

El maestro de Educación Musical, hoy aquejado por un herpes facial que le toma parte del cuerpo, debe ocupar muchos de sus recursos en remedios, por lo que espera que “este dinero me ayude a salir de esto y pasarlo un poco mejor en adelante. Yo soy del 2017, desde ese año que vengo esperando”.

Sin embargo, admite que “hubo otros que al parecer no tuvieron tanta suerte. Desafortunadamente, hace un tiempo murió una docente amiga, quien también estaba en este grupo, y ella murió esperando por este bono”.

Aunque dice que nunca sintieron que el bono se podía transformar en otra deuda histórica, reconoce que “fue todo un alivio el que llegara”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top