Close
Radio Radio Radio Radio

“En ataúd me tendrán que sacar de Chillán, agradezco el cariño de la gente”

“Durmiendo con el enemigo. Chato”.

Ese fue el posteo que la tarde noche del lunes, el técnico de Ñublense Jaime García, escribió en su cuenta personal de Facebook, y que gatilló una marea de especulaciones.

Las redes sociales explotaron con manifestaciones de apoyo al entrenador y posteos que apuntaban a desenmascarar a ese “enemigo interno” al que subliminalmente se refería el estratega nativo de Cartagena.

Incluso las redes sociales oficiales del club colapsaron con comentarios marcados por los hashtag #agarcianolotocan #garcianosevan #congarcianosemeten, los que criticaban a la cúpula del club y a un funcionario intermedio de la institución que habría echado a correr un rumor en la antesala del duelo entre Ñublense y Cobresal:

“Si pierde con Cobresal y Huachipato, el profe se va, Hernán Caputto ya viene en Talca”, habría comentado el funcionario, dicho que llegó a oídos de García, quien tras la victoria frente a Cobresal, se cansó de las zancadillas del citado trabajador del club y le expresó su molestia al propio presidente, Patrick Kiblisky, quien le entregó todo su respaldo.

Tras las impresionantes muestras de apoyo de la hinchada y algo decepcionado por este rumor que salió de la interna del club, el entrenador optó por cerrar el tema que explotó tras un sentido posteo.

Apoyo de Kiblisky

“La verdad es que estoy enfocado absolutamente en el partido con Huachipato. Mi expresión en mi red social personal tiene que ver más que nada con un estado de ánimo de molestia. Estaba un poco molesto y colapsado, porque uno se entera que a veces hay personas que deberían estar apoyando tu gestión, pero hacen lo contrario, echando a correr el rumor de que si no me va bien, llegará otro entrenador. Quiero cerrar este capítulo y trabajar tranquilo. Y quiero aclarar que mi relación con el presidente del club, Patrick Kiblisky, y el gerente Hernán Rosenblum, es muy buena, nos decimos las cosas a la cara siempre. El presidente me dijo que me quedara tranquilo, porque tengo su respaldo y siempre me dirá las cosas a la cara cuando tome una decisión”, reflexionó.

“Yo agradezco el cariño de la hinchada y el respeto porque es mutuo. Yo cuando escribí esto, jamás pensé que se iba a producir la reacción que se produjo, pero solo pido trabajar tranquilo y que si alguna vez me tengo que ir, el club crezca y mejore porque Chillán y su gente se merece tener un club de Primera. Yo acá voy a cumplir tres años y estoy feliz, pero es molesto cuando alguien echa a correr este rumor, que de todos modos, ya lo dejo atrás porque el plantel está unido y me da solo más fuerzas para salir adelante. En ataúd me va a tener que sacar de acá”, argumentó, antes de analizar a Huachipato.

“Huachipato será un rival durísimo, ordenado, que tiene una idea de juego consolidada. Vamos a tener que ser fuertes en defensa y muy inteligentes a la hora de la transición ofensiva para hacer daño en ataque. Lo importante es que el plantel está muy compenetrado y unido, todos están en sintonía. Los que ingresaron aportaron y todos están muy metidos en la idea”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
https://www.ladiscusion.cl/feed/rss/