Días de contaminación bajan un 36% pese a frío de la última semana

Por: Jorge Chávez Fotografía: Mauricio Ulloa 10:30 PM 2017-05-27

La venta de estufas a parafina ha tenido un repunte en las ventas este año, a diferencia de los equipos a leña.

Solo cuando la autoridad regional decreta un episodio crítico se fiscaliza el uso de leña.

5 días con temperaturas mínimas bajo cero se constataron desde el sábado último

Días particularmente extremos en términos climatológicos han tenido que soportar los habitantes de la intercomuna en la última semana.

De acuerdo a los registros oficiales de la Dirección Meteorológica de Chile, entre -2.3 y 3.8 grados Celsius han fluctuado las temperaturas mínimas en la zona, ambiente que exige a los vecinos de Chillán y Chillán Viejo a usar los medios de calefacción domiciliaria que tienen a la mano.

Las proyecciones de Meteorología indican que el frío se mantendrá con mediciones del orden de -1 y 0ºC hasta el próximo martes 30, mientras que las máximas no superarían los 15ºC.

Si bien otoño está mostrando su peor cara en cuanto a la sensación térmica, los índices de contaminación por humo de leña no se han disparado como se preveía, sobre todo considerando que el combustible vegetal es el más consumido a nivel local.

Según los datos históricos que consigna el monitor de material particulado fino (MP2,5) de la estación Purén, la polución ha sido más benigna que en igual fecha del año pasado.

Menos emisiones
Siete días con elevados registros de saturación a causa de la combustión de astillas habían  sido constatados hasta ayer por el medidor Purén, cuatro menos que los  detectados a igual fecha del año pasado.

En términos porcentuales, las jornadas críticas disminuyeron un 36,4%, a pesar de las heladas que cayeron en la última semana.

El detalle desagregado sobre la gravedad en cuanto a la carga tóxica de MP2,5 en los episodios de polución en la intercomuna indica que las Alertas Ambientales (etapa menor de concentración de material particulado) sumaron tres, dos menos que el año 2016.

En cuanto a las Preemergencias, el Sistema de Información Nacional de la Calidad del Aire (Sinca) consigna tres episodios, la mitad de lo constatado hace un año.

La fase más elevada de contaminación (Emergencia) se manifestó solo el sábado 20 de mayo, contrastando con las cero emisiones de este tipo del 2016.

En total, hasta el momento se han anotado 17 días con niveles de MP2,5 que superan la norma nacional de 50 microgramos por metro cúbico (ug/m3) como promedio diario, seis menos que en el 2016 (ver tabla).

Factores que influyen
A juicio del secretario regional del Ministerio de Medio Ambiente, Richard Vargas, son dos los factores que responderían la disminución de días críticos en lo que va del 2017: las lluvias caídas, que hasta el momento superan en 29 milímetros a igual fecha del año pasado, además del compromiso de la comunidad.

“Las precipitaciones ha ayudado mucho y todo indica que en junio las condiciones mejorarán. Pero también es necesario recalcar que desde el año pasado los vecinos de Chillán y Chillán Viejo vienen comprando calefactores nuevos, que cumplen con la norma, que la verdad de las cosas, ha sido mayor y más importante que los cambiados con el programa que hemos implementado. Sin lugar a dudas esto es gravitante, porque las emisiones producidas son mínimas y nos estamos dando cuenta que la comunidad está entendiendo que con los equipos antiguos tenían que someterse a restricciones”, explica Richard Vargas, aunque no deja de recordar que aún hay muchos que hacen caso omiso a las recomendaciones que se entregan para los días proyectados como críticos por material particulado.

Lo explicado por Vargas coincide con un sondeo realizado a inicios de mes por LA DISCUSIÓN en los locales que ofrecen los tradicionales aparatos que utilizan el popular combustible, donde  se constató una importante baja en la comercialización de los equipos a leña, de acuerdo a lo manifestado por el propio personal de los negocios.

En los locales chillanejos advierten una disminución de aproximadamente el 50% en las ventas de calefactores a leña, a diferencia del aumento en la salida de aparatos a parafina, gas y pellet del orden del 40%.

Asimismo, la instalación de equipos de aire acondicionado en viviendas particulares de Chillán supera las expectativas incluso de los que ofrecen el servicio, al presentar entre un 40 y 50% de aumento a comparación del año pasado.

Para el gobernador provincial de Ñuble, Álvaro Miguieles, el nivel de comprensión de la gente respecto a las medidas restrictivas en días decretados como críticos es  satisfactorio.

La autoridad local aclaró que las cifras obtenidas de las fiscalizaciones en viviendas indican que más del 90% de la leña que se utiliza cumple con los niveles de humedad.

Poco apoyo
La presidenta de la Unión Comunal de Juntas de Vecinos de Chillán, Cecilia Henríquez, enfatizó que la mayoría de chillanejos están conscientes y preocupados por la contaminación que se vive desde hace años.

La dirigenta social dijo ser testigo de que los vecinos están buscando proveedores de leña seca para abastecerse, aunque ello signifique muchas veces pagar un poco más.

“Es difícil adquirir leña certificada porque cuesta demasiado; sin embargo, sé que los vecinos están encontrando alternativas y optan por aquellos vendedores que les garanticen que la leña esté seca”, comentó.

Finalmente Cecilia Henríquez lamentó que los programas de Gobierno no apunten a masificar el recambio de estufas hacia los sectores de menos recursos y además criticó el que no existan subsidios para la compra del popular combustible.

Comentarios