“Educación estará en el centro de la atención de esta rectoría”

Mauricio Cataldo Monsalves, rector electo de la Universidad del Bío-Bío, viajó por primera vez a Chillán después de su triunfo del pasado martes, para reunirse con administrativos del campus La Castilla y asistir a una titulación en el Campus Fernando May, a la que fue cordialmente invitado.

Su estilo es muy distinto al de su antecesor, Héctor Gaete. No es de palabra fácil, pero sí entrega ideas claras, y sorprende por el conocimiento que tiene de la sede ñublensina, donde en el Campus La Castilla logró derrotar a su contrincante chillanejo, Benito Umaña.

El próximo 24 ó 27 de agosto, asumirá el liderazgo de la única universidad estatal birregional del país, y ya proyecta el primer y más importante desafío que tendrá: impulsar la reacreditación institucional.

“Hay que asumir, utilizando un término deportivo, la estafeta de la posta, porque ya empezó el gobierno actual con ese trabajo, y tenemos que terminarlo durante mi gobierno universitario. Ya tuvimos una primera conversación al respecto con el rector Héctor Gaete, y la gente que nosotros nominemos para esta tarea, trabajará junto a los que ya están”, sostuvo.

- Actualmente están acreditados en tres áreas. ¿Cuál es el desafío?

- Acreditar el posgrado, ése es nuestro gran desafío. Nuestro piso son las actuales tres áreas, y ampliarnos al posgrado, tenemos que hacer todos los esfuerzos para ir en esa dirección.

- En el caso del posgrado, ¿Es un objetivo que la sede Chillán aumente su oferta?

- Por supuesto. La idea es aumentar la oferta a nivel de toda la universidad, con conocimiento más especializado, y en el caso de Chillán, no solo se puede avanzar en áreas que se imparten allá, también pueden llegar contrataciones en otras áreas, que podrían comenzar a potenciar esos nichos, y a futuro, generar nuevas opciones. Y por supuesto, queremos potenciar la actual oferta.

- Durante su campaña hizo hincapié en fortalecer el nexo entre la universidad y sus egresados. ¿Cuál sería su aporte?

- He recalcado mucho que hay que potenciar el contacto con nuestros ex alumnos, ellos son nuestros links con la sociedad y pueden hacer aportes en este potenciamiento de nuestro quehacer académico. Lo mismo con las donaciones, algo en lo que estamos al debe como institución. Tenemos que estar permanentemente vinculados con nuestros egresados, eso es vital.

Nuevo marco normativo

- ¿Cómo afectará a la UBB la nueva normativa sobre universidades estatales?

- Este marco legal democratiza más a las universidades, por ejemplo, estipula que los rectores solo pueden repostularse una vez y no infinitamente como antes. Eso es positivo, los cambios son buenos. También está el tema de los estatutos, tenemos tres años para formular los estatutos de la universidad, lo que permitirá mayor participación en los órganos académicos, equivalentes a la junta directiva y el consejo académico actuales. Habrá representación de estudiantes y administrativos con derecho a voz y voto, lo que no ocurre actualmente. El universo de electores que votan por el rector se ampliará, porque actualmente lo hacen solo aquellos académicos con un año de antigüedad y que estén jerarquizados. Esto se ampliará a todos quienes estén dictando clases. Sí se mantiene la deuda de que la votación de los rectores sea triestamental.

- En temas de género, ¿Cómo abordarán el nuevo contexto universitario?

- Lo primero es generar la Dirección General de Género y Equidad, que se dedicará a estudiar este tema, y al mismo tiempo, debemos generar espacios y protocolos. En mi equipo habrá, al menos, una vicerrectora.

- En Chillán, parte importante del alma de la UBB es su Facultad de Educación. ¿Hay en carpeta algún plan que potencie la formación en las pedagogías?

- La Facultad de Educación debe tener todas sus carreras acreditadas, por lo tanto, estará en el centro de la atención de rectoría. Si eso implica generar nuevas carreras, lo haremos, porque la educación en Chile es un área fundamental. El conocimiento transforma a la sociedad.