Close
Radio Radio Radio Radio

Una infracción por hora: Programa de Patrullaje Preventivo intensifica fiscalizaciones

En enero de 2024 el Programa de Patrullaje Preventivo, implementado por la Dirección de Seguridad Pública e Inspección Municipal de Chillán, cumplirá un año desde su puesta en marcha en el área urbana y rural de la comuna, con el propósito de disminuir la sensación de inseguridad y prevenir la delincuencia.

Desde el municipio consideran como positivo los resultados que ha arrojado el despliegue en diferentes sectores, de más de 50 inspectores municipales y los 35 móviles; entre vehículos, camionetas, motos y oficina rodante, aumentando su presencia en las calles.

El alcalde de Chillán, Camilo Benavente, destacó que “los patrullajes han permitido detectar incivilidades, prevenir delitos, mejorar la sensación de seguridad y junto a entidades policiales, fiscalía y vecinos, vamos generando una ciudad donde vecinos y vecinas sientan y vivencien mayor seguridad”.

El edil sostuvo: “hemos decidido fortalecer Seguridad Publica para entregar un bien prioritario para nuestra población. Las inversiones en recursos humanos, equipos y elementos de seguridad han hecho que esta entidad sea líder entre municipios del país y en Ñuble”.

La directora de Seguridad Pública de la Municipalidad de Chillán, Alejandra Martínez, resaltó que “se han obtenido excelentes resultados”, generando ordenamiento en sectores emblemáticos de la comuna, además de brindar mayor seguridad, “ya que la presencia de los vehículos de seguridad pública en las poblaciones genera mayor seguridad en los vecinos”.

En lo que va del año, se han cursado 7.309 infracciones en los patrullajes y fiscalizaciones realizados en distintos ámbitos de control y prevención, lo que da una cifra de 24 infracciones diarias cursadas. Faltas a la Ley de Tránsito y el comercio ambulante concentran el mayor número de infracciones.

De acuerdo a la Dirección de Seguridad Pública, el casco histórico de la ciudad es el sector que genera mayor cantidad de procedimientos. Mientras que los principales reclamos y requerimientos de los vecinos son por mal uso de los espacios públicos, como por ejemplo consumo de alcohol y droga en las plazas, narcotráfico, vehículos mal estacionados, comercio ambulante, entre otros.

En relación a los patrullajes mixtos efectuados en conjunto con Carabineros, estos superan las 1.000 rondas, desde el pasado 30 de enero cuando comenzaron los servicios extraordinarios, los cuales consisten en una intervención comunitaria de inspectores municipales y Carabineros, donde además de realizar el patrullaje preventivo para entregar seguridad en las poblaciones de la comuna, se realizan intervenciones a delitos menores, como ejemplo infracciones al tránsito y el comercio ambulante.

Los patrullajes mixtos se ejecutan principalmente en los cuadrantes 1 (centro de Chillán), 2 (sector nororiente: Arturo Prat, Santa Elvira, Quilamapu, Villa Barcelona), 3 (Parque Lantaño hasta Quinchamalí) y 6 (Los Volcanes).

“Estos patrullajes extraordinarios han permitido la detención de personas involucradas en ilícitos, las que por indicación del fiscal han pasado a control de detención”, señaló Martínez, agregando que es difícil contabilizar la cifra de los procedimientos que terminaron con personas detenidas, pues son operaciones adoptadas por personal de carabineros.

La directora de Seguridad Pública de la Municipalidad de Chillán sostuvo que las estrategias, a corto y mediano plazo, para potenciar el Programa de Patrullaje Preventivo son continuar trabajando para conseguir una mayor dotación de funcionarios que aporten a la seguridad de la comuna, “además de entregarles equipos que les den seguridad, esto siempre dentro de lo permitido, como por ejemplo chalecos antibalas, cámaras corporales, dron, entre otros”, cerró.

Sensación de inseguridad

Los concejales de Chillán, si bien destacan el patrullaje preventivo en la capital regional, tienen reparos en cuanto a la prevención de la delincuencia y la falta de herramientas tecnológicas y jurídicas para hacerle frente a los delitos.

“El hecho de que existan estas patrullas y los inspectores genera una sensación de más seguridad, pero si lo llevamos a la expectativa que realmente tiene la comunidad, obviamente falta, porque las herramientas que tenemos no son las adecuadas para poder generar lo que la gente pensaba que era una policía municipal, por eso es importante dejar en claro que el rol de la Dirección de Seguridad Pública es un rol de apoyo, de asesoría, pero también de acompañamiento en la labor preventiva. Por eso hacemos patrullaje y nos colaboramos mutuamente con Carabineros para tener acciones más concretas. El desafío, obviamente a largo plazo, es ir mejorando cada vez con más tecnologías, herramientas también jurídicas, y obviamente en mayor dotación porque mientras más patrullajes tengamos, más inspectores tengamos también vamos a darle la sensación de seguridad y acompañamiento a los vecinos”, explicó Rodrigo Ramírez, presidente de la Comisión de Seguridad Pública del concejo municipal.

El concejal indicó que las rondas preventivas se realizan en cada uno de los cuadrantes, existiendo sectores con mayor demanda que otros, así como puntos críticos en los cuales se trabaja de la mano de Carabineros.

“Los puntos críticos obviamente son algunos barrios que están identificados, sobre todo por el programa Calles Sin Violencia, donde tenemos una mayor cantidad de situación de microtráfico, delincuencia, de situaciones por vehículos de robo por encargo, donde hay más situaciones de conflicto y de inseguridad, y eso obviamente son cuadrantes que Carabineros tiene bien abordado”, dijo.

Un punto que considera importante el concejal Ramírez es que se pueda ampliar el horario de los patrullajes, incluyendo un tercer turno y poder así abarcar las 24 horas del día, logrando aumentar notoriamente la presencia de los inspectores municipales en las calles de Chillán, pues hoy día los horarios son de lunes a miércoles de 7.00 am a 12.00 de la noche, los días jueves, viernes y sábados los patrullajes son de 7.00 hrs a 2.00 de la mañana, y los domingo son de 7.00 hasta las 9.00 de la mañana.

“Un desafío muy importante también es poder, con el tiempo, aumentar la cantidad de horas de funcionamiento de la Dirección. Ojalá pueda llegar algún día funcionar 24-7, pero en este momento la ley no nos acompaña, por eso es importante también ir trabajando de la mano con el Congreso para que se entreguen más herramientas jurídicas y podamos lograr el día de mañana una cuadrilla extra, para cubrir ese horario que nos da más amplitud de cobertura en los distintos sectores”, indicó.

También mencionó la importancia de crear proyectos con la comunidad para que sean dotados con cámaras de seguridad, botones de pánico, aplicaciones de seguridad que le permitan tener mayor contacto y rapidez en las acciones preventivas.

En tanto, la concejala Quenne Aitken expresó que se requiere buscar la manera de que los patrullajes mixtos con Carabineros lleguen a sectores donde existe una alta densidad poblacional, como en las zonas oriente y poniente de Chillán.

“Siento que hace falta el poder ver cómo podemos hacer que nuestros patrullajes en conjunto con Carabineros puedan llegar a las zonas más o menos catalogadas como rojas, que es ahí donde tenemos una alta demanda de la comunidad que no ven los patrullajes. Si bien se ven en bastantes zonas de la ciudad, hay mucho comentario de vecinos y vecinas que en ciertos sectores no ingresarían los patrullajes o no están constantemente, entonces ahí yo creo que hay que poner un énfasis de cómo hoy día podemos llegar a cubrir en conjunto con Carabineros, porque entendemos también que no podemos poner en riesgo a nuestros funcionarios, pero sí cómo llegamos a esos lugares para reguardar a la comunidad y disuadir los delitos”, comentó.

Por su parte, Joseph Careaga, destacó que el inicio del Programa de Patrullaje Preventivo causó un gran impacto en la ciudadanía, al notar la presencia en las calles abordando el tema del comercio ambulante, los autos mal estacionados y las faltas al tránsito, sin embargo, no se logró aumentar la percepción de seguridad pues los delitos no disminuyeron.

“Lamentablemente disminuir la sensación de inseguridad no se logró, no porque el objetivo no lo hayan querido cumplir, sino porque los delitos en el último tiempo han sido mucho más técnicos, han sido mucho mejor elaborados. La verdad es que la gente está mucho más violenta últimamente, la gente comete incivilidades, entonces en ese sentido yo creo que no hubo un cierto logro. Pero sí lo hubo, por ejemplo, en el tema del comercio ambulante, en el tema de los estacionamientos, creo que ahí debiéramos rescatar una buena labor de este sistema de patrullaje, pero en lo otro no”, aclaró.

Denuncias y persecución penal

Para el concejal Patricio Huepe las rondas preventivas se han visto reforzadas con la presencia de Carabineros brindando mayor seguridad ciudadana, pero a su juicio, aún falta mayor coordinación con el Ministerio Público y la Policía de Investigaciones para la persecución de los delitos que afectan a los vecinos de la ciudad.

“Siempre en los consejos hablan que hemos disminuido los homicidios, que era la tarea de Comuna Segura. Eso se ha disminuido, pero igual hay muchos delitos que no se termina su persecución judicial, ya a sea porque los mismos ciudadanos no hacen todas las denuncias por temor a represalias o porque piensan que no va a pasar nada. Entonces, creo que falta, por una parte, tomar conciencia de que hay que denunciar para que de esta manera en el STOP que hace Carabineros aparezca que esa zona amarilla o roja, donde hay mayores denuncias haya mayor patrullaje y mayores medidas de Carabineros, acompañado por el tema de prevención de la municipalidad”, manifestó.

“Además el Ministerio Público, los fiscales están sobrepasados, o sea, hay muchos casos en sus manos. Nunca se pensó, desde su formación, en que había que aumentar el personal y el presupuesto. Entonces también ahí hay un déficit para la persecución penal”, agregó Huepe.

El concejal advirtió que el Municipio debe continuar invirtiendo en equipamiento y personal destinado a mejorar la seguridad de los chillanejos, así como los programas preventivos que atacan la delincuencia.

“Yo creo que Chillán es la comuna más segura, la municipalidad ha invertido bastante en esto en relación a otras ciudades de igual tamaño. Reforzar con 20 vehículos, 40 personas más, y los acuerdos con la OS14 de Carabineros está bien pero no nos podemos quedar satisfechos con eso y ser autocomplacientes. Tenemos que ser más exigentes en la coordinación en algunos delitos, ya no solamente en lo que está referido a los crímenes, sino que también a robos y, sobre todo, temas de tráfico, microtráfico”, dijo.

Sostuvo que se debe priorizar e investigar el problema del microtráfico de drogas y los casinos populares.

“Hay que adoptar acciones conjuntas con Carabineros y el Ministerio Público, porque si se quiere avanzar en esto, ya no bastan los partes de Policía Local y que al final, le ponen los sellos, rompen los sellos, que ya es un delito romperlos, sino que hay que pensar en decomisar la unidad inteligente de cada máquina o la máquina misma. Eso es algo que tienen que evaluar y lo han tenido en el tema. Son algunos casos que podemos mejorar para servir mejor y más a la comunidad”, cerró.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top