Close
Radio Radio Radio Radio

Las obras que pretenden renovar las cuatro avenidas

Una serie de inversiones municipales y de entidades estatales generarán modificaciones de importancia en las cuatro avenidas de Chillán con el fin de mejorarlas en materias urbanísticas, de desplazamiento vehicular y dotarlas de mejor manera para el tránsito peatonal.

Se trata de proyectos que vienen siendo analizados desde hace varios años y que serían materializados en el mediano y largo plazo, produciendo efectos concretos en la imagen de esas importantes arterias.

El arquitecto José Luis Gacitúa, planteó que los planes de modernización que están en marcha deben tener como objetivo que la comunidad disponga de mejores espacios para el desplazamiento peatonal y a la vez se generen en ella importantes áreas verdes.

Agregó, que en general este tipo de circuitos viales han sido promovidas para el tránsito vehicular y en algunos lugares, incluso, se han perdido espacios preexistentes para los transeúntes y áreas de esparcimiento al priorizar el modo automóvil.

El profesional, destacó que en el pasado las avenidas eran diseñadas no solo para unir rápidamente diversos espacios de las ciudades, sino que eran usadas como hitos urbanos de tal manera que en la conjunción de ellas existían elementos de gran relevancia cultural.

En Chillán, destacó, ciertamente hay que cuidar que las cuatro avenidas continúen siendo circuitos vehiculares rápidos para llegar de un punto a otro, pero no se puede descuidar el hecho de resaltar elementos que le den vida a ellas y a la ciudad.

“En el caso de las avenidas Argentina, Brasil y Collín poseen ese bandejón central que es más ancho de lo normal y que ha sido mantenido para que las personas puedan recorrerlo y generar un área verde para la ciudad”, destacó.

Sin embargo y a pesar del buen estado en general de las arterias fundacionales, la más débil es Ecuador y “me parece interesante poder lograr una unificación de las cuatro avenidas a nivel de diseño, a nivel de veredas peatonales, incluyendo árboles”, lo que generará una urbe más amable para la comunidad.

Ecuador

Para Ecuador, este anhelo podría ser resuelto una vez que se ejecute una nueva etapa del Plan Maestro de Aguas Lluvias en la ciudad y que considera justamente la instalación de un emisario subterráneo similar al que pasa bajo la Avenida Brasil.

El Plan del MOP, que contempla una inversión del orden de los $4.500 millones aproximadamente, podría ser ejecutado durante el 2020 en la medida que culmine el diseño definitivo del proyecto de ingeniería.

Este, inicialmente estaba pensado para intervenir esta importante arteria, bajo el bandejón central, pero la Municipalidad solicitó que se modificara el trayecto para que pasara bajo la vereda norte, lo que habría sido aceptado y de esa manera evitar que se destruyeran las áreas verdes existentes en el lugar.

Arquitectos

El presidente del Colegio de Arquitectos, Pedro Ramos, argumentó que es importante que se impulsen estas obras de desarrollo en una ciudad que debe fortalecer las falencias que posee, entre las cuales aparece la carencia de lugares atractivos para peatones.

Ramos, agregó que “entenderemos que las intervenciones a las grandes avenidas deben ser parte de una solución amplia e integradora con una visión de futuro en bien del desarrollo de la ciudad; bajo la perspectiva de un plan que establezca las prioridades urbanas reales; vinculadas a la conectividad no tan solo internas; sino con otros sectores de la ciudad“.

Para la entidad, un aspecto importante que debe considerarse en estas intervenciones, paralelo con las obras de ingeniería “es mejorar el transporte urbano e inter-urbano, hoy muy improvisado; se requiere una modernización urgente, ensanchamiento de vías anticipándose a los inconvenientes que cada año merma el funcionamiento de la ciudad, los anegamientos que provocan las aguas lluvias deben ser solucionados y por lo tanto se necesita un muy buen instrumento de diseño y planificación territorial”.

Respecto de la mejoras de aceras o veredas peatonales de las avenidas, agregó que es importante escuchar a los vecinos. “La ciudad hoy requiere una cirugía mayor en cuanto a su reparación o restitución; los recursos deben ser aplicados en forma íntegra y no parcial”, dijo Ramos.

Primeros trabajos

La Municipalidad de Chillán, inició durante esta semana las gestiones para realizar un barrido topográfico completo de la Avenida Argentina, con el fin de encarar a futuro su modernización.

La entidad edilicia contempla el pago de $3,5 millones a la entidad que se haga cargo de ejecutar el trabajo, que busca definir con gran detalle las características de la avenida.

Las ofertas de las empresas interesadas en el proyecto topográfico debieran llegar el día 10 de julio, mientras que la adjudicación debiera ocurrir el 29 de presente mes.

Una vez firmado el contrato, la entidad que se haga cargo de este contrato tendrá 30 días para entregar la planimetría completa de esta arteria, que entre otras cosas requiere de un mejoramiento de su carpeta de rodado.

En la actualidad, la avenida se ha transformado en un importante polo de desarrollo de pubs y centros de entretención nocturnos, además de perfil comercial.

Dados estos cambios, lo que se busca es dotarla de remodelaciones urbanas, entre las cuales figura el mejoramiento de su carpeta asfáltica, que muestra señales de deterioro.

Los términos de referencia de la topografía del espacio público del eje de la Avenida Argentina deberán permitir, precisó el municipio chillanejo, planificar proyectos de mejoramiento urbanos.

Entre los planes que maneja el gobierno comunal se cuenta la modernización de las aceras existentes en toda la zona, las que presentan en algunas áreas cierta precarización.

El plan incluye generar para ese sector de la ciudad proyectos de ciclovías, tal como ha ocurrido en otras avenidas que conforman las cuatro avenidas, siendo la única de ellas que carece de este tipo de ruta para el uso de ciclistas.

El tramo a intervenir, plantea el municipio, “corresponde al total de la Avenida Argentina, entre Avenida Ecuador hasta Avenida Collín, incluyendo las intersecciones existentes en el recorrido”.

Según las bases de licitación, se espera ejecutar un barrido total del terreno a estudiar, de tal manera que en el informe deben estar expuestas las áreas verdes existentes, postes de madera u hormigón, tensores, luminarias, grifos, cámaras de todos los servicios o sumideros.

Igualmente, se espera obtener un perfil transversal de la avenida, que incluya las numerosas calles que desembocan hacia ella y los principales elementos incluidos en los cruces.

Pedro Ramos, expuso que “este eje, si bien es parte de la memoria urbana, debe tener un tratamiento armónico con la ciudad que invite a su uso generoso y cuidado tanto de niños, adultos, adultos mayores y personas con capacidades diferentes. Este eje se debe transformar en un espacio público abierto a recoger todas las actividades sociales, culturales, recreativas, y de permanencia que responda por tanto una arquitectura urbana “Intergeneracional”, como una herramienta poderosa que permita fortalecer la integración e interacción social”.

En el caso de la Avenida Brasil, el Gobierno Regional aprobó recientemente una obra clave para lograr la continuidad de las cuatro avenidas de Chillán.

Se trata del proyecto “Diseño pavimento calzada y puente poniente sobre el Estero Las Toscas”, déficit de un tramo de Avenida Brasil en su extremo sur, que además requiere un puente nuevo para su materialización.

“Esperamos que se pueda construir esta obra que completa las calzadas de esta avenida y que se sumará a los trabajos del Colector de Aguas Lluvias y el revestimiento en concreto del estero que se construyeron en ese tramo. Es un puente muy necesario”, comentó el alcalde Sergio Zarzar, recientemente.

La ejecución de este diseño permitirá habilitar el costado poniente de la Avenida Brasil, lo que posibilitará recuperar una vía troncal de carácter estructurante, de acuerdo con el Plan Regulador de la ciudad.

La Secretaría de Planificación informó que la habilitación de la calzada y puente ponientes, en dirección a La Castilla, ubicada fuera del campus del mismo nombre de la Universidad del Bío-Bío, ayudará a la disminución en la congestión vehicular, optimizando los tiempos de viaje. También mejorará el desplazamiento de vehículos, ciclistas y peatones, en especial a los centros educacionales del sector: la casa de estudios ya mencionada y los liceos Martín Ruiz de Gamboa y Vida Nueva.

Calzada con ciclovía

El diseño considera una calzada de siete metros, una ciclovía de alto estándar y veredas de dos metros, mejorando el flujo vehicular, diversificando la accesibilidad a las vías de entrada a la ciudad y facilitando el acceso a las propiedades, instituciones u otros adyacentes. Asimismo, se mejorará la calidad ambiental del área circundante.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top