Close
Radio Radio Radio Radio

G7: Sanciones a Rusia, crisis alimentaria y trabajo esclavo

La cumbre del G7 en Elmau, el castillo bávaro a 1.000 metros de altura, estuvo dominada por la guerra de Ucrania y la determinación de las siete potencias de aislar a Moscú, pero también abordó cuestiones como la crisis alimentaria y la profunda herida del trabajo esclavo.

El principal impulsor de la adopción de nuevas sanciones contra Rusia fue Estados Unidos, respaldado por el Reino Unido. Entre las medidas finalmente consensuadas destacó el límite de precios al petróleo, así como la prohibición a las exportaciones de oro ruso, uno de los puntos con los que el presidente Joe Biden había llegado a Elmau, el domingo. En el caso de Francia, Alemania e Italia, se trata de propósitos aún por concretar, puesto que toda nueva sanción debe ser asumida por el conjunto de los 27 miembros de la Unión Europea (UE).

Los jefes de Estado y de Gobierno del G7 anunciaron una conferencia internacional para la reconstrucción de Ucrania y un plan con este objetivo que será coordinado y aplicado por Kiev. “Estaremos al lado de Ucrania todo el tiempo que sea necesario y proporcionaremos ayuda financiera, humanitaria, militar y diplomática para la valiente defensa de su soberanía e integridad territorial”, afirmaron los líderes. El apoyo financiero a Ucrania asciende en 2022 a más de 2.800 millones de dólares para ayuda humanitaria y el G7 está dispuesto a aportar 29.500 millones de dólares en apoyo presupuestario o ha confirmado y puesto a disposición medios por ese importe.

Lucha contra la crisis climática

Los líderes del G7 reafirmaron su compromiso con los Acuerdos de París y subrayaron la importancia de acelerar una transición hacia la neutralidad climática que sea “limpia y justa” y que garantice al mismo tiempo la seguridad energética.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top