Close
Radio Radio Radio Radio

Piden soterrar cableado para proteger especies del humedal Taucú

Danilo Placencia

Preocupados están vecinos de Cobquecura en torno a un proyecto de extensión de redes de energía eléctrica que se ejecuta en cercanías del humedal Taucú, ubicado a cinco kilómetros de la capital de la comuna costera.

Integrantes de la comunidad están solicitando a las autoridades y a la empresa CGE el soterramiento de las líneas eléctricas en ese tramo, con el objetivo de proteger la imagen turística de la localidad y resguardar la vida silvestre del espacio, considerando que Taucú fue priorizado en el Plan Nacional de Protección de Humedales del Ministerio de Medio Ambiente.

Si bien vecinos destacaron las gestiones que han realizado las autoridades comunales y la empresa por cambiar la ubicación de los postes hacia el costado oriente de la calzada, consideraron que es fundamental que la infraestructura se instale de manera subterránea.

Según el vocero de “Todos Somos Cobquecura”, Cristóbal Bustos, existe la necesidad de resguardar la imagen turística de la comuna y defender la conservación de las especies que circulan en torno a ese espacio.

“Ya se logró un poco, con la participación de la comunidad, de la agrupación, que se cambiara de lado los postes, que se estaban colocando en el poniente, entre el humedal y el mar. Logramos que se coloquen al oriente. Por último, si vas en el camino puedes ver hacia al mar sin postes, pero la idea es que como es un humedal, que vaya en ese tramo soterrado. Creo que todos estamos de acuerdo, pero tiene que haber un tema de altos costos asociados. Obviamente la comuna en su espíritu es turística y de conservación, que es lo que hemos logrado, así que la idea es mantener los espacios y las postales turísticas que tenemos y no llenarlas de cables”, expresó.

Flora y fauna

El vocero de organización destacó que en el humedal, por ser un espacio rico en vegetación, habitan cisnes de cuello negro, garzas, taguas y variedad de patos, entre otras aves. Además, enfatizó que las iniciativas que se ejecutan en beneficio de la comunidad, deben considerar estos elementos.

“Constituye un riesgo para las aves y también no demuestra el hermoso paisaje que tenemos”, indicó. Por lo anterior, dijo que esperan respuestas respecto a la factibilidad de la petición, valorando la comunicación que ha existido entre las partes involucradas.

“Ese camino en este minuto es una carretera sin mayores protecciones y esos postes quedarían al descubierto. Cualquier auto que se salga del camino puede tener un accidente con uno de los postes y no van a quedar sobre una vereda, no hay vereda ahí. Cobquecura es una comuna turística y mientras menos cables hayan en el aire mucho mejor”, manifestó.

El vecino de la comuna costera y activista ambiental, Danilo Placencia, respaldó la iniciativa de soterrar el cableado eléctrico en el tramo del humedal Taucú, que comprende cerca de 500 y 600 metros, para proteger y conservar las diversas especies que allí habitan, como el pato jergón, garza cuca, cisne coscoroba, cisne cuello negro, gaviotín de Franklin, gaviotín rayador, entre otras.

“En el fondo nadie vio el tema de que el humedal es un sitio de avistamiento, donde vive mucha ave y fauna, muchas de esas especies tienen vuelos donde van planeando a una altura que es justamente al nivel de dónde iría el cableado. Un caso similar ocurrió en el norte del país, donde por la misma situación empezaron a morir diversas aves como las que hay en este humedal, porque van volando y chocan o se electrocutan y empiezan a morir por causa de los cableados de los postes”, explicó.

Sostuvo que la empresa eléctrica debe tomar a tiempo las precauciones para evitar un daño en esta zona, por lo que se debería optar por el soterramiento del cableado.

“El humedal es un lugar de paisaje, de anidación, es el lugar donde viven muchas aves y encuentro que es completamente fuera de foco empezar a desarrollar un tendido eléctrico ahí. Si vamos a generar una intervención que sea bien desarrollada porque lo barato sale más caro, esto lo van a hacer y se va a generar el problema que queremos evitar y después van a tener que cambiarlo”, dijo.

Gestiones

Desde la Municipalidad de Cobquecura, el administrador municipal Alexis Guzmán sostuvo que en las conversaciones con la empresa eléctrica se llegó al acuerdo de cambiar la postación que iba por el humedal de Taucú hacía el lado derecho de la carretera, hacia la cordillera de la costa.

Respecto a la petición de soterramiento de los cables, hizo hincapié en que el consistorio no tiene participación en el proyecto, y que depende de la SEC y Vialidad.

El proyecto que desarrolla la Compañía General de Electricidad tiene por finalidad mejorar la calidad y continuidad de suministro eléctrico de los más de 3.158 clientes de Cobquecura y, según la empresa, cumple con todas las exigencias técnicas y ambientales que dispone la regulación.

La Discusión se comunicó con la Gerencia zonal de CGE para saber si es factible concretar la idea planteada por los vecinos.

“Actualmente nos encontramos en fase de construcción, y cualquier cambio del nivel que se sugiere provocaría extender en varios meses (o incluso más) estas obras tan relevantes para mejorar la calidad de vida de los habitantes de Cobquecura”, informaron desde la entidad.

La empresa detalló que la instalación de las líneas eléctricas por vía subterránea es más costosa y su reparación es más compleja en caso de emergencias.

“En general, el costo de un proyecto de soterramiento de redes es de entre cuatro a seis veces mayor que la instalación de redes aéreas, tal como las que existen en casi el 90% del país. Además, esto no asegura que las redes no se puedan ver afectadas por fenómenos climáticos como inundaciones o terremotos. A esto hay que agregar que las redes aéreas son de más fácil reparación en caso de emergencias o interrupciones de suministro eléctrico”, detallaron.

Respecto si las instalaciones podrían afectar eventualmente el hábitat de especies, la empresa respondió que “la infraestructura utilizada en la zona es la que CGE utiliza de manera habitual en sus proyectos. A la fecha no hemos registrado impacto ambiental alguno de la instalación de las redes. En ese caso específico, y dada la presencia de aves, se utilizará conductor (cable) protegido para evitar algún peligro si es que ocurre la interacción con las mismas”.

Texto: Susana Núñez / Antonieta Meleán

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top