Close
Radio Radio Radio Radio

Impronta de un gobierno

Señor Director:

Es difícil estar en desacuerdo con las ideas centrales del discurso del Presidente en la Asamblea General de la ONU. La afirmación de la democracia, los derechos humanos, el legado de las generaciones anteriores, los anhelos de justicia e igualdad, son consideraciones ampliamente compartidas en Chile y el mundo civilizado. El problema es que hay disonancias entre esos dichos, las opiniones que emiten otras autoridades y la política que intenta impulsar su gobierno en diversas materias.

Al escrutar estos elementos queda en evidencia que las autoridades responden a un anclaje generacional y, como dijo un ministro hace un tiempo, se sienten portadoras de valores superiores a los de las generaciones anteriores, cuyos gobiernos no habrían hecho otra cosa que despojar y maltratar a amplios sectores de la población. Entonces, estos dirigentes se perciben a sí mismos como hijos de unas luchas sociales que nunca libraron, y además pretenden encarnar una épica glamorosa e imprecisa que ellos tampoco vivieron. Es como si pretendieran, aún sin advertirlo, trasplantar a nuestros días el espíritu imprecatorio y revolucionario que se vivía en Chile en las décadas del 60 y 70 del siglo pasado.

Así, desde el romanticismo de epopeyas políticas y sociales improbables, han asumido las tareas de gobierno con afanes redentores y poca información sobre la historia de Chile, fuertemente imbuidos de la misión reparadora de corregir la impronta y el legado histórico de las generaciones precedentes. 

Gustavo Adolfo Cárdenas Ortega

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top