Close
Radio Radio Radio Radio

Visión regional

El cortoplacismo ha seducido a muchos y durante años. De hecho, los estudios que llevaron a crear la región de Ñuble concluyeron que durante décadas las decisiones e implementación de políticas públicas y medidas concretas en la antigua provincia fueron demasiados vulnerables a factores políticos, al centralismo nacional e intrarregional y a incapacidades técnicas que finalmente causaron la pérdida de su debido cumplimiento en el tiempo y espacio, reduciendo su impacto y eficiencia en la solución de los problemas para los que fueron diseñadas.

Una revisión de los últimos 50 años de planificación nos revela un cúmulo de estudios que eran elaborados en Concepción y que cada nuevo gobierno archivó, lo mismo que la ausencia de una visión estratégica de largo plazo, incapaz de prever los cambios y conflictos que iba sufriendo el territorio ñublensino.

Sin embargo hoy, cuando estamos ad portas de la primera elección de gobernadores regionales, la primera misión de quienes aspiran a liderar nuestra región es precisamente desterrar este vicio y encarar los grandes problemas estructurales de Ñuble con una visión de largo plazo.

De hecho, cada uno de los candidatos que competirá en abril ha debido presentar un programa de gobierno enfocado en el territorio, con énfasis en los desafíos culturales, sociales y económicos que enfrenta nuestra región. Este es un aspecto sobre el cual la ciudadanía debería poner especial atención.

Esta nueva figura, que reemplazará a los intendentes designados, tendrá una duración de 4 años en el ejercicio de sus funciones, con la posibilidad de reelección, lo que es otro dato relevante, ya que se pone freno a la alta rotación de intendentes regionales que ha existido en las últimas dos décadas.

Como nunca antes, hay amplia coincidencia de que solo la planificación puede hacerse cargo de los temas claves para el desarrollo de las regiones, sobre todo de una región nueva y pobre como Ñuble, donde las visiones cortoplacistas han sido una enorme complicación para la acertada toma de decisiones. Sabemos cómo ha afectado la creación de políticas públicas locales en materia de desarrollo territorial, en el aumento de la pobreza y la contaminación ambiental. Igualmente, esa falta de visión ha afectado también el fomento al emprendimiento y a la inversión, a la promoción del empleo y a la formación de capital humano. Por eso, faltando 20 días para esta inédita e importante elección, conviene advertir -a quienes pretenden guiar los destinos de la región- sobre la tentación de instrumentalizar este tema para sacar dividendos políticos y figuración, con propuestas y promesas que escapan a sus facultades y campo de acción. Un irritante ritual que vemos en cada elección, como si prometer a destajo fuera sinónimo de capacidad intelectual o política.

La visión estratégica que se necesita de quien gobierne Ñuble es de tal importancia, que debe ser asumida con responsabilidad y espíritu cívico, trascender la euforia y mañas de la competencia electoral, y ojalá iluminar los ámbitos más relevantes de nuestra realidad económica y social. 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
https://www.ladiscusion.cl/feed/rss/