Close
Radio Radio Radio Radio

“Los loteos en zonas rurales generan un desequilibrio irreversible en las condiciones de la flora y fauna silvestre”

Desde el inicio de la pandemia la cantidad de gente que ha decidido migrar de la ciudad es muy alta. La necesidad de más espacio para vivir, escapando de los escasos metros cuadrados de las viviendas urbanas, mayor seguridad y una vida más tranquila son los motivos principales por los que la gente decide dejar las zonas urbanas.

El fenómeno se vio incentivado por otros dos factores: la posibilidad que abrió el teletrabajo, de poder ejercer una profesión sin la necesidad de ir presencialmente a trabajar, solo con la existencia de una señal de internet. Y además, los retiros de las AFP y bonos de la pandemia generaron poder adquisitivo entre las personas, lo que permitió financiar bienes inmuebles, entre ellos las parcelas de 5 mil metros cuadrados.

Esto ha generado una incipiente migración de familias desde las ciudades al campo, tanto desde Santiago como de otros centros urbanos. Y han proliferado los desarrollos inmobiliarios en zonas otrora destinadas a la agricultura, o dentro de áreas naturales boscosas, de la precordillera ñublensina, que se encuentra dentro de una Reserva de la Biósfera, la Nevados de Chillán-Laguna del Laja.

En el caso de la Región de Ñuble, hay desarrollos inmobiliarios de parcelas de media hectárea en comunas como Pinto, San Nicolás, Bulnes, San Carlos y Coihueco, entre otros territorios, lo que ha aumentado la población rural en los últimos dos años, ya que personas tanto de Los Ángeles, Concepción, Chillán e incluso de Santiago, han decido comprar parcelas en la región para tener una mejor calidad de vida.

Existen múltiples proyectos en distintas comunas de la región, la mayoría de los cuales se promocionan en redes sociales, como Facebook e Instagram.

Efectos en el medio ambiente

El aumento de la población en zonas rurales trae tanto beneficios como consecuencias para el entorno y sus habitantes.

Los expertos advierten que la proliferación de loteos de 5 mil metros cuadrados, en zonas rurales y de alto valor ambiental, está generando consecuencias en la conservación del hábitat de especies.

Fernanda Salinas, doctora en ecología y profesora de la facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile, coincide con esta afirmación.

La experta en ecología asegura que este tipo de divisiones de terreno impactan de manera compleja en los ecosistemas. “Uno de los puntos principales es la construcción de los caminos, ya que para ello hay que despejar los caminos para lograr el acceso, lo que interviene con las rutas o los hábitat de las especies, que se destruyen por esta modificación del terreno. Los cercos son otro factor que influye”.

Otro punto que esgrimió como de preocupación es la construcción de pozos, que terminan secando las napas subterráneas si se sobreexplotan. Y esto ocurre ya que por la ubicación de estas parcelaciones, muy pocos terrenos cuentan con la posibilidad de conectarse a una red de agua potable rural (APR).

Además, agrega que intervenir bosques hace que la densidad de árboles disminuya, lo que conlleva a que el microclima que generan estos espacios en su interior desaparezca. “Si no se cuenta con una densidad suficiente de árboles no se mantiene ni la humedad, ni las condiciones para que las especies sobrevivan”, advierte.

El uso de leña como método de calefacción es otro factor importante, ya que en las zonas rurales es la forma más frecuente y es altamente contaminante para el aire, lo que genera que zonas que no contaban con altos niveles de contaminación poco a poco se vean perjudicadas.

“Normalmente esta leña viene de árboles considerados como muertos, que albergan especies que los usan para formar sus nidos o madrigueras, para otras especies como es por ejemplo el pájaro carpintero, ya que es el lugar de donde extraen su alimento”, agrega..

Otro gran punto en contra son los residuos que se generan en zonas rurales, que en muchos casos no se cuentan con un sistema de recolección adecuado. Esto puede llevar a que los animales silvestres coman de la basura. Esto también trae roedores. “La gente pone veneno en sus casas, si otro animal se come a este roedor termina muriendo por envenenamiento”, explica la experta.

La presencia de animales domésticos es también una gran amenaza para los ecosistemas, ya que tanto gatos, como perros pueden cazar animales o transmitirles enfermedades, lo que genera un desequilibrio irreversible en las condiciones de la fauna silvestre.

Mirada inmobiliaria

Pese a que el fenómeno de las parcelaciones genera impacto en zonas de alto valor ambiental, al fragmentarse la propiedad y por consiguiente terrenos naturales, para los desarrolladores inmobiliarios también hay ventajas en este tipo de negocio.

María Luisa Solar, corredora de propiedades en Ñuble, sostiene que el aumento de loteos en la región es un beneficio, ya que esto implica crecimiento para las comunas donde estos se instalan.

Gran parte de los terrenos que ella vende eran suelos agrícola que por falta de mano de obra terminaron siendo loteos, ya que sin ese recurso sus dueños no podían ocuparlos para producir. Comercializarlos es una opción más rentable para ellos.

“La gente opta por irse a estos lugares porque quieren tener más espacio y mayor seguridad”, agrega. Sostiene que en muchos loteos hay condominios, por lo que se cuenta con doble seguridad para acceder a ellos.

Además, asegura que este tipo de viviendas ayuda a que los pueblos crezcan y cuenten con más recursos, como por ejemplo puntos de reciclaje, también agrega que sirven para mejorar los caminos e incentivan el empleo para la construcción de las casas.

Texto: Josefina Asenjo

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
https://www.ladiscusion.cl/feed/rss/