Close
Radio Radio Radio Radio

Sin trabajo

Las consecuencias adversas de la pandemia se han dado en todos los órdenes de la vida social, pero en ninguna de manera tan severa como en la dimensión laboral. En el corto lapso de unos pocos meses el mundo del trabajo ha dado un vuelco total.

Según el último reporte de empleo del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) , correspondiente al trimestre móvil julio-septiembre 2020, los desempleados aumentaron 3% en 12 meses, debido a que la fuerza de trabajo disminuyó (-13,6%) en menor proporción que los ocupados (-15,2%). Esta caída de los ocupados significa que se perdieron 33 mil empleos netos en Ñuble, al pasar de 217 mil 910 en julio-septiembre de 2019, a 184 mil 780 en julio-septiembre de 2020.

Durante el trimestre móvil julio-septiembre 2020, la tasa de desocupación en la Región de Ñuble llegó a 10,8% en un contexto de crisis sanitaria, aumentando en 1,8 puntos porcentuales respecto a igual período del año anterior. Sin embargo, se observa una baja de 0,2 puntos en comparación con el trimestre inmediatamente anterior (junio-agosto), lo que responde al carácter estacional de algunas actividades, como la agricultura y la agroindustria, que serán claves en el mejoramiento del indicador en los próximos meses.

De hecho, los números oficiales esconden un desempleo mucho mayor, pues si a los desocupados actuales le sumamos las personas que han salido de la fuerza de trabajo, son 43 mil personas las que están sin trabajo y la tasa de desempleo llegaría, entonces, a 18,7%.

Uno de los aspectos más preocupantes es el aumento del desempleo femenino y la salida de personas de la fuerza de trabajo. Según sexo, en la Región de Ñuble la tasa de desocupación femenina fue 12,6%, aumentando en 0,9 puntos en 12 meses. En tanto, la tasa de desocupación masculina consignó un 9,6%, presentando un incremento de 2,6 puntos en 12 meses.

El alza en la tasa de desocupación femenina se ha comportado de forma contraria a otros ciclos negativos del empleo, donde las mujeres -a fin de contribuir con ingresos para sus hogares- incrementaban su participación en el mercado laboral cuando aumentaba el desempleo masculino.

Un estudio de Comunidad Mujer reveló que el 88% de las mujeres cesantes salió de la fuerza laboral, es decir, no está actualmente buscando empleo. Para los analistas, Chile ha retrocedido una década. Veníamos de una participación laboral antes de la pandemia que incluso había llegado al 52%. En estos pocos meses hemos visto cómo se ha destruido proporcionalmente mucho más el empleo de las mujeres.

La actual situación es preocupante, pues 9 de cada 10 mujeres que perdieron su empleo ya ni siquiera están buscando trabajo. Esas mujeres trabajaban en el comercio, la enseñanza, el sector hotelero y el cuidado de personas, que han sido los más afectados por la pandemia.

Este cuadro significa, a no dudarlo, un fuerte retroceso en los avances que Chile había logrado en la participación femenina en el mercado laboral y va a requerir una mayor proactividad de la política pública, para que cualquier estrategia de creación y protección de empleos incorpore un enfoque de género.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/