Close
Radio Radio Radio Radio

Sector rural de Chillán alza la voz debido a precariedades

“El sector rural norponiente es el patio trasero de Chillán”, fue la evaluación que realizó la concejala Brígida Hormazábal (PS), respecto de lo que sucede con áreas no urbanas de la capital regional, que viven con una serie de carencias y limitaciones.

Hoy en sesión de Concejo Municipal, el dirigente Gastón Hernández, presidente del sector Santa Clara, expuso por primera vez y de manera inédita a través de teleconferencia, los principales problemas que aquejan a varias localidades.

Los vecinos acusan abandono, marginalidad, desprotección frente al Covid-19 y requieren que la Municipalidad de Chillán implemente programas de ayuda o ejecute las tareas asignadas a Dideco y otras unidades para mejorar la calidad de vida del sector.

Los contratiempos que presentan los habitantes de la zona norte de la capital regional serían de larga data, precisó el concejal Camilo Benavente (PPD), presidente de la Comisión Obras, quien permitió el contacto de Gastón Hernández con el municipio, a través de la plataforma Microsoft Teams.

Durante su intervención, el presidente de la Junta de Vecinos de Santa Clara solicitó al municipio chillanejo que los apoye con recursos para cancelar cuentas básicas de las sedes de juntas de vecinos de los sectores a los que representó hoy.

El líder vecinal indicó que en zonas como Capilla Cox, Santa Raquel, Esperanza de Cato, Quinquehua, Los Montes o Reloca, hay escasez de servicios, problemas de conectividad y de acceso al agua potable.

En este punto planteó que la municipalidad tiene un sistema de aprovisionamiento que es insuficiente para las necesidades de la gran cantidad de familias que viven en el ámbito rural, pues la periodicidad de los camiones aljibe es de 15 días por sector.

Sumó a ello que el coronavirus ha golpeado con fuerza al mundo rural, y a pesar de las promesas, no han llegado en el número esperado las canasta solidarias que son requeridas por las familias, “a diferencia de lo que ocurre con Chillán urbano”, reprochó.

En este punto, indicó que solo a Capilla Cox llegaron todas las canasta solicitadas, pero Santa Clara, detalló, recibió solo 20 de las 95 pedidas, al igual que Santa Raquel, que logró tan solo 15 de 85 ayudas solidarias, o Esperanza de Cato, hasta donde fueron enviadas 35 de 79.

Junto con ello, criticó que la Dirección de Desarrollo Comunitario (Dideco) dispuso de una mesa telefónica con 12 números, los cuales “no responden” o a través de los cuales no es posible obtener solución a los problemas expuestos por vecinos o dirigentes.

Avances concretos

El alcalde Sergio Zarzar, indicó que las solicitudes y quejas formuladas serán atendidas por la Municipalidad de Chillán, pero destacó que en la zona se han producido avances concretos en una serie de temas. Además, informó de la compra de un camión aljibe que mejorará la distribución de agua, a lo que se sumará el arriendo ese tipo de maquinaria.

El concejal Camilo Benavente planteó tras el concejo que “las comunidades rurales han sido postergadas por las autoridades municipales y es tiempo de que exista una preocupación permanente. Hace unos días Bomberos no pudo acceder a una vivienda por existir un puente cortado (ya reparado), pero hay muchos puentes en malas condiciones en el amplio y desconocido mundo rural para este municipio chillanejo”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/