Close
Radio Radio Radio Radio

Restaurantes y pubs intentan sobrevivir a la crisis sanitaria

El conocido local  “Onde El Pala” debió adaptarse a la entrega a domicilio para lograr evitar el cierre. Rodrigo Palavecino, actual gerente y socio, relató que “en realidad nosotros, el delivery no lo teníamos instaurado como plan de negocios”, reconoció, “pero surgió como una forma de cubrir algunas necesidades”, declaró, “trabajamos con tres plataformas: Facebook, donde están nuestros contactos y productos, en PedidosYa y por WhatsApp”, detalló.

Subsistir hasta que pase

“Cumple el objetivo básico, apenas podemos subsistir, no podemos proyectarnos”, admitió, “tuvimos que prescindir de gente con la que trabajaba normalmente y ahora trabajamos con la justa y hasta con los insumos básicos”, graficó, “gracias a Dios no arriendo local o no podría seguir, porque con el delivery no se puede en nuestro caso”, describió.

El empresario contó que han postulado a fondos de ayuda, “postular no es complejo, solamente que los criterios no son los adecuados, porque se supone que si uno postula, es porque sí lo necesita”, afirmó, “actualmente es muy distinto la forma de vivir a antes de la pandemia, pero sus criterios dejan fuera a muchos tipos de negocios”, lamentó.

Palavecino explicó, “el comerciante local, nosotros, trabajamos semana a semana, te proyectas a mucho el mes y así funcionamos”, ilustró, “las grandes empresas se proyectan a largo plazo, entonces por ejemplo el 70% de las grandes empresas han recibido parte de los beneficios para las empresas y las pequeñas apenas un 30%”, describió, “en las bases dice no hay que tener deuda tributaria o problemas con leyes laborales, y uno como pequeño comerciante siempre tiene alguna yayita y eso te dejó fuera, sencillamente no cumples requisito”, expuso.

“Para nosotros lo importante es seguir funcionando, es nuestro objetivo por el momento, como sea”, determinó, “lograr pasar este chaparrón duro y oscuro para poder volver, pero por el momento aguantar nomás”, declaró.

No bajar los brazos

Sebastián Tabja es dueño del restorán Shawarma, de comida árabe, quien narró, “Cerré en marzo cuando empezó y estuve así hasta terminar abril”, puntualizó, “ahora abrí hace alrededor de un mes y medio, solamente con delivery y retiro local; y así ha funcionado porque la gente me conocía y siempre tuve para llevar”, detalló.

“No gano lo mismo que antes, apenas sobrevivo”, reconoció, “tuve que acoger a mi gente a la ley de protección del empleo, ahora sólo estoy pagando las cotizaciones”, expuso.

Tabja precisó, “me había ganado dos proyectos uno de Sercotec y otro de Copeval y tuve que renunciar porque tenía que poner el 50% del capital, pero con toda esta crisis tuve que recurrir a los ahorros que tenía destinados para este proyecto en solventar mis gastos”, explicó, “tenía los presupuestos listos, pero la familia está primero, entonces no pude”, dijo, “por haber renunciad, ahora no puedo postular a muchas cosas, quedo fuera”, lamentó.

“Una solución sería la disminución o no pago de la patente municipal o que en mi crédito me suspendieran las cuotas de estos meses y me las agregaran al final, pero sin intereses”, propuso, “mi arrendador frente a la contingencia me ha disminuido el arriendo del local, si no tampoco podría seguir funcionando, eso fue algo concreto que me ha permitido poder dar vuelta el negocio sin morir”, agradeció, “por ahí debería estar canalizada la ayuda a los empresarios más pequeños”, afirmó.

“Green Valley actualmente se encuentra cerrado por razones de la crisis sanitaria”, informó Víctor Bitar, administrador de Green Valley Lounge Bar, “al personal se le finiquitó frente a la dificultad de mantener sueldos y a la incertidumbre de las posibilidades de apertura, no conociendo plazos ni condiciones sanitarias que van a tener que cumplir estos establecimientos”, lamentó Bitar.

“Actualmente se está en estudio de la norma sanitaria que va a permitir la apertura de estos locales en un futuro, que esperamos sea próximo y después de eso evaluar”, indicó, “intentamos con un crédito Fogape, aún no hemos podido obtenerlo para mitigar los costos del cierre y poder prepararnos para la reapertura, estamos a la espera de resultados de las gestiones que se han realizado en bancos”, informó.

“Mientras tanto, arriendos otros gastos generales y patente, son los costos que solventar por el momento”, especificó Víctor, “esperaríamos ayuda de la autoridades comunales, referido a que locales que se encuentran cerrados como éstos, no debieran tener que pagar patente municipal”, explicó, “aprovechamos la instancia para hacer un llamado a las autoridades para atender esta problemática, en que locales que se encuentran cerrados desde marzo, como restaurantes, hoteles, gimnasios y parte del comercio en general”, invitó, “La mejor contribución que puede hacer la autoridad es alivianar la carga a estas empresas para mantenerlas con vida y asegurar de esta manera una pronta normalidad en el empleo”, refirió Víctor Bitar.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/