Close
Radio Radio Radio Radio

Rescate arqueológico en terreno del nuevo hospital lleva 50% de avance

Una incesante actividad se comienza a observar en la Avenida O’Higgins, como consecuencia de la construcción del nuevo hospital base para la Región de Ñuble, el que estará en terrenos del antiguo recinto sanitario San Juan de Dios de Chillán

En la actualidad, según información del Servicio de Salud Ñuble, la obra se encuentra en la fase previa al trabajo para generar las fundaciones de la enorme edificación, que tiene una superficie de 128 mil metros cuadrados.

De manera paralela se continúan desarrollando las actividades vinculadas al retiro de las numerosas piezas arqueológicas que fueron detectadas en el terreno elegido para levantar el centro hospitalario.

El director(s) del Servicio de Salud, Ricardo Sánchez Opazo, destacó además el avance que lleva a la fecha la extracción de restos pertenecientes a los grupos humanos que habitaron la zona en el pasado.

Sánchez informó que “el establecimiento se encuentra en etapa de preparación del terreno para las excavaciones más profundas. Estos trabajos consisten principalmente en cierres perimetrales, retiro de asbesto y trabajos arqueológicos”.

Respecto de las faenas arqueológicas, agregó que “se encuentran en la fase de rescate, para la cual, se sectorizó el terreno en cinco zonas, las que presentan todas un avance superior al 50%”.

La autoridad de Salud subrayó que “es importante recordar que el despeje del terreno ha significado la exploración de más de 20 mil metros cuadrados, lo que tiene como propósito salvaguardar los objetos que tengan valor patrimonial, cronológico o científico, y así contribuir a relevar la historia de la ciudad”.

Respecto del hospital propiamente tal, el profesional destacó que están dadas las condiciones para que la empresa italiana que se adjudicó la licitación emprenda las obras.

“Como se ha planteado en reiteradas ocasiones, el diseño ya se encuentra concluido y producto de eso fue posible iniciar la fase de construcción con la entrega del terreno al Consorcio INSO Chile”, puntualizó Sánchez.

El recinto hospitalario tendrá, según la planificación de Salud, nuevas unidades entre las que se cuentan Hemodinamia para procedimientos cardiovasculares, Resonancia Nuclear Magnética, Servicio de Psiquiatría para niños y adolescentes y Oncología.

“Además de crecer en dotación, en el nuevo hospital se incrementa la complejidad de las camas y se incorpora psiquiatría infanto-juvenil, servicio del que no dispone el actual Herminda Martín. Lo mismo ocurre con la Unidad de Hemodinamia para procedimientos cardiovasculares”, puso de relieve el director.

Adicionalmente tendrá un aumento en el número de camas críticas, lo que fortalecerá la red asistencial regional y nacional, potenciando una de las áreas más sensibles de la medicina, como es contar con mayor capacidad resolutiva y de atención de los pacientes más graves.

Características

La edificación, en la que serán invertidos $196 mil millones, corresponde según el Servicio de Salud Ñuble “a un hospital de alta complejidad, de moderna infraestructura y dotado de equipamiento de última generación para brindar atención a los 480 mil habitantes del territorio”.

La construcción de 128 mil metros cuadrados, estará dotada de equipamiento de última generación, 530 camas, 14 pabellones, cinco salas de parto integral, Centro de Atención Ambulatoria de Especialidades Médicas y Odontológicas y salas de hospitalización de 64 metros cuadrados.

Polo de desarrollo

La construcción será la máxima edificación en la ciudad, tanto por su superficie como por la cantidad de recursos involucrados, planteó el director de Obras Municipales de Chillán, Flavio Barrientos.

El arquitecto, destacó que la estructura constituye todo un hito a nivel comunal y regional por la complejidad de su diseño y construcción y además por la cantidad de empleo que generará en la fase constructiva junto a los efectos que generará en el entorno.

“Este es uno de los grandes edificios que se levantan en la ciudad y tendrá un efecto positivo en una serie de ámbitos como el comercio o el desarrollo habitacional”, agregó.

El corredor de propiedades Patricio Rozas Vera, apuntó que “el hospital ya está generando efectos concretos en los barrios aledaños, donde el valor de las propiedades ha subido de manera notable”.

Rozas agregó que en Rosauro Acuña existen una serie de viviendas precarias, “cuyo valor se ha elevado a niveles insospechados, de tal manera que cuestan incluso más que muchas casas del centro”.

En el caso de ellas, sostiene, “lo que importa es el terreno y en el valor final incide sobre todo la superficie ofrecida por el propietario. En ese sector los sitios pueden llegar a las 15 UF el metro cuadrado”.

Rozas subrayó que el interés por adquirir propiedades en los alrededores del futuro hospital comenzó hace un par de años, pero se intensificó recientemente, de tal manera que existe mucho requerimiento por comprar terrenos por parte de inmobiliarias.

“Tenemos que considerar que serán miles las personas que trabajarán en el lugar y muchos querrán vivir cerca, lo que despunta el interés de empresas por construir edificios, a lo que se suma que muchas personas emprenderán con negocios para abastecer a familiares, pacientes y usuarios del hospital y no me extrañaría que se instale un supermercado en la zona”, augura Rozas Vera.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/