La Discusin

San Martín llegó “maradoneando” a la fina

Quien pensó que bastaba que el San Martín hiciera un sólo gol para que se abriera el arco de la Unión Española, tenía razón.
Pero no fue fácil. Unión tal vez algo intimidada por la jerarquía de su rival, se dedicó principalmente a defender, tal vez con el objetivo de dejar en el camino a los azules mediante lanzamientos penales y durante todo el primer tiempo lograron mantener el cero.
Pero la cancha 2 del complejo Río Viejo era una bomba de tiempo y el primer estruendo llegó a los 11 minutos de la segunda fracción, luego que Sebastián González capitalizara un centro al segundo palo para derrotar al golero Manuel González.
Y el resto del partido fue todo para San Martín, que creció junto al goleador Alan Fariña, quien entró en la segunda etapa.
El puntero esculpió la joya del encuentro, cuando tras recibir un pase corto en el centro del campo de juego, a los 31 minutos, corrió por el pasillo central hasta el medio del área rival, eludiendo a cuatro marcadores, cuan Diego Armando Maradona, y ante la salida del portero hispano, se la tocó rasante a un costado para marcar el segundo y tranquilizador tanto.
Daba la sensación de que los hinchas y jugadores de San Martín sentían que lo que quedaba del encuentro era un mero trámite; y que los rojos de Rosita O’Higgins estaban resignados a perder, por lo mismo no se veía por donde podría llegar una gresca. Pero con el fútbol, y más aún el amateur, nunca se sabe.
Una brusca entrada sobre un volante del San Martín a un costado de la cancha derivó en una pelea en la que se repartieron empujones y puñetazos a diestra y siniestra. “Fue sólo un mal entendido, nada grave”, dijo el volante del equipo de Segunda, Erwin Stuardo, finalizado el partido.
Las acciones no cambiaron de protagonistas en el resto del encuentro y dado que fue el elenco azul el que buscó seguir haciendo fútbol, encontró su premio al último minuto de juego, cuando nuevamente Alan Fariña encontró una buena oportunidad de remate a la entrada del área chica y no la desaprovechó. Un justo tres a cero y a pensar en la final que deberán disputar frente a Chillán Viejo.
“Nadie es irremplazable y el profesor (Gustavo Roca) siempre dice que quien entra debe hacerlo igual o mejor que el que salió. Por suerte me tocó entrar y pude convertir para estar en la final, en el Nelson Oyarzún, lo que sería muy bonito”, comentó el aplaudido Fariña, quien de sus dos goles, lógicamente, se quedó con el primero que hizo.
En la vereda opuesta, la autocrítica pasó por “la falta de presión que opusimos, no pudimos controlar nunca el mediocampo, pero de esto se aprende. Tal vez nos faltó más garra”, analizó el volante Erwin Stuardo.

comments
Usted está aquí: Inicio Fútbol Archivos San Martín llegó “maradoneando” a la fina