Close
Radio Radio Radio Radio

Gerente de Iansa: “Hemos sido pioneros en empuje de la tecnificación del riego”

Hace 20 años que Empresas Iansa tomó consciencia de la importancia de hacer un uso eficiente del recurso hídrico, adelantándose a una sequía que comenzaría diez años después. Pablo Montesinos, gerente general de la firma, explicó que “hemos sido pioneros en el empuje de la tecnidicación del riego” y detalló que en el año 2000 se comenzó a impulsar la tecnificación del riego entre los remolacheros, logrando pasar de un 10 a más de 70 por ciento la superficie de remolacha azucarera bajo riego tecnificado, ocupando un tercio de agua en comparación con el riego tendido, y además, aumentando sostenidamente los rendimientos.

– Hace diez años que gran parte de Chile sufre una megasequía. ¿De qué manera ha asumido Empresas Iansa la menor disponibilidad de agua para los cultivos con los que opera?

El agua, recurso indispensable para el desarrollo y subsistencia de la población, está siendo cada día más limitado, a consecuencia del cambio climático y el mal manejo de recursos hoy disponible. En Empresas Iansa tomamos consciencia sobre la importancia de hacer un buen uso de ésta, ya que en la medida que continúe disminuyendo, será más difícil mantener la producción de alimentos que actualmente se genera en Maule, Ñuble, Biobío y el resto de Chile.

Conocemos la tierra y nos preocupamos de ella. Por esta razón, hemos ido robusteciendo una gestión responsable del agua. Adelantándose a la situación de baja disponibilidad de agua de riego permanente en todas las temporadas, nuestra compañía, desde el año 2000, ha ido implementando el riego tecnificado en nuestros agricultores, pasando de un 10% a más de un 70% de la superficie de remolacha con sistema de riego por aspersión, lo que triplica la eficiencia de uso del agua en los riegos y nos ha ayudado no solamente a enfrentar las sequías, sino que también a aumentar los rendimientos del cultivo.

Asimismo, en las plantas hemos incorporado la descarga seca de remolacha mediante gravedad, evitando hacerlo con recursos hídricos, contando con un sistema de recirculación de agua, reutilizando el 50% de la misma. Además, durante la última campaña de refinación de azúcar cruda hemos optimizado el uso del agua en un 44% en procesos y eficiencias en su uso. Para la próxima campaña remolachera se está trabajando en optimizar el uso del agua en el proceso productivo. Estamos además trabajando en la medición de la huella del agua en nuestras plantas productivas y operaciones a partir de este año.

– ¿Qué escenarios se vislumbran para el cultivo de remolacha considerando la crisis hídrica?

Estamos conscientes de esta situación, por lo que actualmente el riego de los cultivos de remolacha se realiza a través de riego tecnificado en más de un 70% de la superficie, con balances de riego, midiendo y monitoreando la evapotranspiración del cultivo, mediciones y monitoreos de los pivotes vía GPS telemetría maquinarias, con el objetivo de hacer seguimiento de las eficiencias de riego, y junto con alertar, solucionar oportunamente posibles mal funcionamientos de las distintas tareas agrícolas.

Por otra parte, tenemos un monitoreo de distintas labores críticas en el manejo del cultivo, como el estrés del cultivo a través de imágenes satelitales que miden biomasa (NDVI), con una frecuencia de cada 8 días, monitoreo de la calidad de siembra, en la cual tenemos sensores tanto en los dosificadores de semilla y fertilizante de las máquinas sembradoras, con señales de alerta; y por último, un monitoreo de las máquinas cosechadoras, lo que es fundamental para una eficiente logística de cosecha y abastecimiento de remolacha a nuestras plantas. Toda esta información está centralizada en nuestra torre de control, los cuales visualizan y gestionan los avisos y reportes correspondientes para gatillar la solución oportuna.

– Además del uso eficiente del agua, ¿en qué otros desafíos han puesto sus esfuerzos Empresas Iansa para adaptarse al cambio climático y a la menor disponibilidad de agua?

Para lograr buenos resultados y hacer frente a los desafíos del sector, la innovación en Empresas Iansa es fundamental. El apoyo técnico y la asistencia de nuestros agrónomos y el trabajo de nuestra área I+D+i han permitido que éstos puedan acceder al mundo de la agricultura tecnificada, alcanzando el máximo rendimiento de sus siembras.

En términos de energías renovables no convencionales, estamos innovando con el primer sistema fotovoltaico para riego de la remolacha en Chile. Este se ubica en un campo de Agrícola Terrandes (producción propia Empresas Iansa) en la comuna de Parral. El proyecto cuenta con una potencia instalada de 31 KWP, lo que genera una producción anual estimada de 51.250 KWH, que permite energizar un pivote de una superficie de 68,7 hectáreas. Finalmente, hemos incorporado una serie de indicadores como son el manejo de temperatura, manejo de pH, eficiencia de equipos como la potencia, todos factores del proceso productivo para que una pauta sea mejorada.

Adicionalmente, hemos implementado el uso de insumos agrícolas para potenciar el cuidado, como vitaminas, fertilización foliar como cobre, zinc y otros, que son reductores de stress hídrico. Al mismo tiempo, se han creado protectores de radiación solar que protegen a las hojas y tallos, evitando una mayor pérdida de agua a través de éstas y quemaduras de sol.

– ¿Es la competencia por el uso del suelo agrícola en Ñuble -con la gran presión que ejercen las inversiones en frutales-, una amenaza para el futuro del rubro remolachero en el país?

Las plantaciones de frutales efectivamente han tenido un avance hacia el sur aumentando la superficie plantada, buscando salir de las zonas rojas de sequía.

Por nuestro lado, el cultivo de la remolacha ha implementado alta tecnología obteniendo una buena rentabilidad y rendimientos, lo que nos permite seguir siendo una opción interesante para los agricultores.

– ¿Qué efecto ha tenido el cierre de la planta de Linares en el número de productores con los que trabajan? ¿Se produjo una disminución de remolacheros en el Maule?

Existe mucho cariño por la historia y la presencia de Empresas Iansa por sus más de 65 años y nuestra relación con la comunidad y el entorno siempre fue una de nuestras prioridades. Sabemos que fue una decisión importante y responsable de nuestra parte, para seguir proyectando la compañía hacia el futuro.

Hubo una baja en la superficie plantada en Maule, sin embargo, hoy en día seguimos teniendo un importante número de hectáreas, desde Talca hacia el sur, con 191 agricultores que continúan enviando la remolacha a Ñuble.

Ingredientes

– ¿Qué potencial ve Empresas Iansa en el mercado de los ingredientes y aditivos?

Nuestro negocio industrial se dedica a la producción y comercialización de ingredientes alimenticios de origen natural para empresas que elaboran alimentos (food o feed) y bebidas, entre otras cosas. Ofrecemos al mundo ingredientes de origen natural para contribuir al desarrollo de alimentos elaborados y productos alimenticios de la industria.

En términos de materias primas, en Iansa Ingredientes hace años venimos incorporando diversas innovaciones y tecnologías que nos permiten entregar a nuestros clientes un amplio portafolio de variedades de azúcar para la industria de alimentos y bebidas. De esta forma, hemos desarrollado productos en diferentes formatos, especialidades, tipos y calidades según los requerimientos y necesidades de nuestros clientes, como para los distintos segmentos del negocio.

En cuanto a la coseta de remolacha, hemos identificado ciertos requerimientos y exigencia de nuestros clientes en la industria de pet food en el mundo, logrando desarrollarlos y cumplir con sus más altos estándares de calidad, lo que nos ha permitido entrar a mercados tan competitivos como en Corea del Sur, EE. UU., Brasil o Australia, pudiendo además llegar a diferentes nichos de mercado.

Hemos innovado asegurando una trazabilidad de la materia prima cumpliendo altos estándares de calidad. En el 2017 se firmó un acuerdo con la empresa de ingredientes alemana Döhler para ser su distribuidor exclusivo para el mercado chileno. Esta compañía cuenta con un amplio portafolio de ingredientes y con un equipo especializado de marketing que muestra las nuevas tendencias de mercados y sabores en las diferentes categorías en las que compiten, dentro de las cuales están las bebidas, helados, jugos, yogurt, entre otras.

En esta línea, en Iansa Ingredientes levantamos un laboratorio de aplicaciones, donde hoy podemos innovar de manera transversal con diferentes sabores, aromas y colores llevando aplicaciones a nuestros clientes en forma rápida. El foco de esta alianza son los colorantes y saborizantes naturales que hoy son una exigencia cada vez más visible de nuestros clientes que buscan limpiar sus etiquetas y elaborar productos con ingredientes naturales.

– ¿Qué papel podría cumplir la región de Ñuble en el desarrollo de la industria de los ingredientes?

La región tiene excelentes condiciones de suelo y clima para la producción agrícola y por lo tanto, podemos producir materia prima para ingredientes alimenticios de primer nivel. Hay una tremenda demanda en el mundo por ingredientes alimenticios naturales y esa oportunidad tenemos que aprovecharla. La capacitación del personal agrícola en el campo es indispensable para el éxito de este desafío; que sepan las exigencias de los mercados a donde exportamos es indispensable, ya que el trabajo en el campo es el inicio de la clave del éxito.

– Empresas Iansa tiene negocios en los rubros de las pulpas de frutas, jugos concentrados y pastas de tomate. ¿Qué perspectivas de crecimiento tienen y de qué manera la región de Ñuble puede ser más que un proveedor de materia prima?

Tenemos una larga experiencia y trayectoria en producción agroindustrial: conocemos el campo, la transformación de sus productos en alimentos de origen natural, y su comercialización en Chile y el mundo.

Hoy estamos con un proceso de diversificación de nuevos cultivos que se integran al proceso industrial de nuestra filial Patagoniafresh donde producimos distintos berries y otras hortalizas en nuestros propios.

Hay que generar productos de mayor valor agregado, es por eso que este año produjimos pastas y pulpas orgánicas y una nueva línea de pulpas baby food para preparar alimentos para bebés. Adicionalmente, estamos introduciendo al mercado chileno y de exportación una nueva línea de pulpas de vegetales como zapallo y zanahoria producidas en la región y potenciando nuestra línea de productos de berries, especialmente frutillas y arándanos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/