Close
Radio Radio Radio Radio

“El empleo es la principal política social que tenemos que empujar”

Hace un año, cuando Ñuble cumplía su primer año, el intendente, Martín Arrau García-Huidobro, proyectaba ambiciosamente que en diez años, el territorio se convertiría en el mejor del país.

Solo un mes después, vino el estallido social, y hace seis, el mundo debió confinarse, incluida la novel región, debido a la pandemia.

Hoy, cuando se cumplen dos años desde la separación del Biobío, ¿Mantiene el intendente sus expectativas respecto de Ñuble?

“Estoy más seguro de eso, viendo cómo hemos reaccionado a los desafíos planteados desde septiembre del año pasado a la fecha, los cuales han sido gigantescos. Nuestros indicadores han andado bien, hemos sabido reaccionar más rápido, y hemos sido ejemplo. También hemos tenido tropiezos, como haber vuelto a cuarentena en Chillán y Chillán Viejo, pero somos la única región que cuenta con monitoreo de aguas servidas, que proporcionalmente inyectó más ventiladores mecánicos, que su red ha estado poco saturada. En cuanto a violencia, hemos sido una de las regiones con mejores indicadores, de hecho, hoy somos la tercera región más segura del país y de las que más han disminuido los delitos de mayor connotación. Hemos reaccionado bien, y todo lo relativo a desarrollo, a obras de infraestructura, sigue avanzando. Ñuble se ha comportado bien, incluso, relativamente, comparada con otras regiones, en cuanto a empleo. Estoy confiado que pese a todos los desafíos y las dificultades de este último año, que han sido gigantescos y que nadie se los esperaba, en comparación con otras regiones, en diez años más vamos a estar muy orgullosos, y Ñuble va a ser el territorio que más habrá cambiado del país, de todas maneras”, afirmó.

– ¿Cómo han influido el estallido y la pandemia en el normal funcionamiento de la región? 

– Sin duda hay efectos. En lo económico, disminuye la confianza para invertir y afecta el empleo. Durante la pandemia, además, varias empresas no han podido funcionar, por eso, el empleo es la principal política social que tenemos que empujar. Como Estado no debemos entorpecer en cuanto a permisos y señales, además de fomentar, pero aquí los privados son los que más pueden generar empleo y desarrollo. Ahora, si vamos a otros indicadores, como la construcción de caminos, agua potable rural, cesfam, todo eso ha seguido sin traspiés, tenemos buenos indicadores.

– Respecto de la gestión de la pandemia, ¿Qué autocrítica realiza?

– Es muy importante revisar lo que hemos hecho. El coronavirus nos enseñó que puede colapsar los sistemas de salud, algo que no ha ocurrido en el país ni en Ñuble; y hacer que las personas pierdan la sensación de riesgo. Eso hemos visto acá, con el centro abarrotado de personas. Por eso, debemos mejorar la comunicación y generar más empatía con los ciudadanos.

– ¿Mejorar, por ejemplo, la comunicación de señales erradas, como que en fiestas patrias se levantarán las restricciones?

– Sí, hay temas en los que hay que mejorar la comunicación y entender que la realidad de nuestro país es muy diferente. La gran mayoría no está en cuarentena como nosotros, por eso yo reitero el llamado a cuidarse, a mantener la distancia y a evitar juntarse. Por supuesto que si hay comunas que están en fase tres, en un sector rural, es muy diferente, por eso no podemos tratar a la población como autómata o que no tiene capacidad de discernimiento o de actuar de manera prudente. Nuestros ciudadanos deben tener ese nivel de madurez para reconocer los riesgos y evitarlos.

Presupuesto 2021

– ¿Qué se puede esperar del presupuesto regional 2021, teniendo en cuenta los recortes que se hicieron al actual, a consecuencia de la pandemia?

– Yo no tengo ninguna certeza de que el presupuesto 2021 de Ñuble vaya a ser menor. Todo lo contrario, creo que será mayor, hay que recordar que los presupuestos regionales se han visto incrementados, sobre todo, en las áreas de inversión y empleo y también en salud. Creo que cerraremos el 2020 con un gasto mayor al 2019 y el 2021 el proyecto de ley que se envíe al congreso, intuyo, incluirá más recursos que en años anteriores.

– Constantemente la oposición critica el nivel de ejecución presupuestaria de Ñuble, pero al considerar las transferencias hacia el nivel central, los números son positivos. ¿Es un desafío lograr traspasar más recursos hacia los municipios?

– En cuanto a ejecución total, Ñuble va muy bien, con un índice mayor al del año pasado, y por sobre varias regiones del país. Lo que ocurre es que Ñuble tiene un gasto vía transferencias hacia otros servicios y regiones más alto, pero es algo que se hace a propósito, pues entre las grandes prioridades de la gente están los caminos, salud y APR, que son ejecutadas por los servicios centralizados. El tipo de gasto es muy bueno, y es lo que se tiene que hacer, por eso, cuando hay crítica, o es por ignorancia, o por mala intención. Nuestro objetivo siempre ha sido que los municipios presenten mejores proyectos, y para eso se requiere mayor calidad técnica y mayor pertinencia. No puede ser que municipios aún tengan a alumnos en contenedores, desde el terremoto, y su prioridad sea la plaza de Armas o un edificio consistorial.

– ¿Pueden esperarse nuevos proyectos para Ñuble? Porque al revisar el Plan Ñuble y los últimos anuncios sobre reactivación, no hay mucha novedad…

– Hay recursos nuevos, lo que pasa es que si la gente pretende ver algo creativo, está equivocada. Lo que vamos a hacer es pavimentar más rápido, perforar más pozos para contar con más agua potable, acelerar la construcción de los cesfam y de las viviendas. Lo que haremos será acelerar la cartera que tenemos, no es que vayamos a inventar la rueda.

– ¿Cómo ha sido la relación del Ejecutivo con el Consejo Regional en el último tiempo? ¿La pandemia ha generado un distanciamiento?

– No, tenemos una muy buena relación de cooperación y colaboración. En dos años, solo nos han rechazado un proyecto importante, que fue la conectividad de Paul Harris. Aparte de eso, no recuerdo haber tenido grandes discrepancias. Por supuesto que hay diferencias y es lo más normal, pero yo valoro mucho su aporte. No veo una relación conflictiva en lo más mínimo.

– Tal como está el cronograma electoral y sin aprobarse aún el fin a las inhabilidades, ud. tendrá que renunciar en noviembre si quiere competir por un cupo parlamentario. ¿Lo hará?

– Es una pregunta recurrente y mi respuesta es la misma. Con una pandemia y el desafío de generar empleos, estoy 100% concentrado en eso. Sí creo que las elecciones de gobernadores debieran aplazarse, pues hoy estamos hablando del coronavirus, de un proceso constituyente, y crear nuevos órganos que probablemente serán modificados, no le veo sentido.

– ¿Pero el interés por ser parlamentario se mantiene? Vimos que fue candidato a senador durante unos días, cuando Víctor Pérez asumió como ministro…

– Fue una carrera fugaz…(ríe). En serio, por el momento estoy más interesado en proyectos colectivos que personales.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/