Close
Radio Radio Radio Radio

Detenciones por delitos sanitarios se acercan a las 5 mil

Luego que tras la madrugada de ayer, Carabineros detuviera a 32 personas, en sus fiscalizaciones habituales para controlar la observación ciudadana al toque de queda, Ñuble esta muy cerca del umbral de las 5 mil detenciones por incumplimientos a las diferentes normas sanitarias que rigen en la Región desde el pasado 22 de marzo.

Van 4.819 arrestos para ser precisos.

Conforme a la misma fuente estadística, se ha visto como, en los primeros días de la pandemia, cuando se estableció cordón sanitario y cuarentena total, las cifras oscilaban entre los ocho y las 18 personas arrestadas.

El número fue creciendo, conforme aumentaron las rondas de fiscalización, y se contaron días, como los del pasado sábado, con 193 personas detenidas.

Para el general de Ejército, Rubén Segura, jefe de Defensa de Ñuble, este número deja aspectos para criticar y otros para apaciguar, precisamente, a los más críticos.

En primer lugar, opina que “toda persona que sale en la noche, después del toque de queda, es una persona que tiene muy poco sentido de compromiso con los demás, es muy poco solidaria y no está haciendo el esfuerzo por ayudarnos a detener los contagios”.

Y aunque la cifra de detenidos en Ñuble se puede ubicar dentro de las más altas del país, advierte que “nosotros no estamos hablando de 10 mil detenidos diarios, pero no pasamos de los 130 detenidos al día como promedio. Hay que entender que estamos en una región de 500 mil habitantes y de unos 200 mil en la parte urbana”.

Sin embargo, y como se ha explicado en reiteradas oportunidades, si hay muchos detenidos es porque “las autoridades han hecho un gran esfuerzo por controlar la situación en la región, realizando numerosas fiscalizaciones y controles. Entonces no es que tengamos una avalancha de insurrectos”, afirma.

Las excusas no valen

Dentro de las excusas más escuchadas por el personal fiscalizador, tanto de Carabineros, como el Ejército o la PDI, durante el toque de queda, destacan las que dicen “es que vivo allí, no más”, “íbamos saliendo y me pilló el toque en la calle” y  “¡No me diga que ya son las 10!, Se me pasó la hora volando”, resume el general.

Pero las excusan no valen, y quienes han sido detenidos deberán pagar una multa y los que son reincidentes, pasan a control de detención para ser formalizados.

Si se trata de aventurar un perfil de los ñublensinos que menos cumplen, el general comenta que “no se ven abuelitos de 70 años; tampoco se ven niños. Se ve el segmento de personas más bien joven, y que en ocasiones nos da unas explicaciones irrisorias, porque sabemos bien que los chilenos siempre tienen una explicación para todo”.

El promedio puede crecer

“Acá nosotros tenemos una fiscalización que es tremenda, 27.053 personas fueron controladas en 24 horas, durante el fin de semana largo, entonces ante ese tipo de fiscalizaciones, se detecta a una cantidad importante de personas que están incumpliendo”, insiste el general.

Sin embargo, el coordinador de Seguridad Pública, Alan Ibáñez, proyecta que “el promedio de detenidos diarios probablemente aumente, y eso que hemos notado una mayor conciencia y disposición de las personas”.

Ibáñez apunta a que ahora se suma un nuevo delito.

“Hasta hace poco, las personas que no estaban utilizando su mascarilla en espacios públicos, era multada por no acatar una ordenanza municipal, sin embargo, ahora el incumplimiento se agregó como delito del artículo 328, por lo tanto se arriesgan sanciones penales”, dijo.

Por este delito, hubo cuatro detenciones el lunes.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/