Entregarán recursos para declarar cordillera de Ñuble Zona de Interés

Por: La Discusión Fotografía: Mauricio Ulloa Ganz 10:25 PM 2017-01-19

$176 millones aportará la Subsecretaría de Desarrollo Regional (Subdere) a 13 municipios del país, para que 10 de sus territorios sean declarados Zonas de Interés Turístico (ZOIT) de acuerdo al recientemente publicado reglamento que define un nuevo procedimiento. Además, se beneficiará la actualización de tres  zonas ya declaradas.


La Subdere, en conjunto con la Subsecretaría de Turismo, acordaron apoyar a los territorios de San José de Maipo, Cordillera de Chillán-Laguna del Laja, Isla Tenglo-Caleta Angelmó, Cabo de Hornos, Torres del Paine, San Pedro de Atacama, Valle del Elqui, Lago Lanalhue, Chiloé y Lonquimay. Además, se apoyará la actualización de las Zonas de Interés Turístico Lago Ranco-Futrono, Lago Rapel y Casablanca.


Los recursos con los que se respaldará a los municipios permitirán completar el plan de trabajo para el desarrollo turístico exigidos por el nuevo reglamento de Zonas de Interés Turístico.


Durante el año 2014 sorpresa y preocupación en el gremio turístico, político y municipal de la Provincia de Ñuble generó el decreto promulgado por el Ministerio de Economía Fomento y Turismo, que le quitó la categoría de Zona de Interés Turístico (ZOIT) a la Cordillera de Chillán, correspondiente al área de la comuna de Pinto que además está catalogada como Reserva de la Biósfera por la Unesco.


Al igual que el visitado sector cordillerano de la provincia, el documento del Ejecutivo, firmado el 10 de marzo de ese año, a un día de que finalizara el Gobierno del ex Presidente Sebastián Piñera, también revocó el rótulo a importantes puntos enormemente conocidos y representativo de Chile, como El Tatio, Pucón, Villarrica, Isla Tenglo, Angelmó, Arica, Lago General Carrera, Río Futaleufú, Saltos del Laja, San José de Maipo, San Pedro de Atacama-Cuenca El Tatio y Bahía Cisnes.


 También perdieron la definición de ZOIT Pica, El Salar del Huasco, Queule, Toltén Viejo, Salar Maricunga, Volcán Ojos del Salado, Lleu Lleu, Lago Lanalhue, área de Colchane, Cordillera de Chillán y Laguna del Laja, Chanco, Pelluhue, Batuco, Valdivia y Corral.


El documento ministerial con la derogación tuvo su razón en que los organismos sociales y privados de todas estas ZOIT, que recibieron la declaratoria en 1975,  no cumplieron con los trámites que deberían haber realizado para postular a sus sectores y así mantener el rótulo (según consta en la nueva Ley de Turismo de diciembre del 2012).
 

Nueva estrategia
La subsecretaria de Turismo, Javiera Montes, afirmó ayer que “con esta estrategia de trabajo en conjunto con la Subdere nos permite dar un salto cualitativo para cumplir con el programa de Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet e involucrar de manera participativa y con recursos a los municipios para el proceso de declaratoria de Zonas de Interés Turístico”.


El subsecretario de Desarrollo Regional, Ricardo Cifuentes, destacó  que “esta es una gran oportunidad para que estos territorios puedan elaborar y poner en marcha proyectos específicos para potenciar y consolidar la actividad turística en cada comuna, que siempre es una fuente de recursos muy importante para los municipios”.


Esta iniciativa se suma al concurso de Plan de Mejoramiento Urbano (PMU) realizado por la Subdere y financiado por el Plan Nacional de Desarrollo Turístico Sustentable de la Subsecretaría de Turismo para territorios ya declarados ZOIT al que se presentaron proyectos de 10 municipios, siendo cuatro los ganadores: Saltos del Laja, Castro, Lago Ranco-Futrono y Panguipulli.


Son ZOIT los territorios comunales, intercomunales o determinadas áreas dentro de éstos, que tengan condiciones especiales para la atracción turística y que requieran medidas de conservación y una planificación integrada para promover las inversiones del sector privado.


El objetivo de declararse una ZOIT corresponde a un instrumento de gestión público-privada para el fomento de la actividad turística que se ejecuta por medio de la construcción participativa, coordinación y el compromiso de ejecución de un Plan de Acción en un territorio determinado dentro de un plazo de ejecución de dos años. Estos territorios estarán liderados por el municipio, en conjunto con otros actores (públicos y privados) y organizaciones de carácter local, acompañados técnicamente por las direcciones regionales de Turismo de Sernatur.

Comentarios