Concejo de Chillán iniciará trabajo para eliminar las bolsas plásticas

Por: Carolina Fuentealba 10:50 PM 2016-03-20

Es un tema que se ha conversado en más de una ocasión en sesiones de Concejo Municipal de Chillán. Y en otras comunas, como Pucón, Coyhaique y Punta Arenas, ya es una realidad.

Se trata de la idea de implementar una restricción al uso de bolsas plásticas en el comercio local. Preocupación medioambiental que toma fuerza a nivel local, luego que la concejala Nadia Kaik anunciara a LA DISCUSIÓN que “como presidenta de la Comisión de Turismo, he revisado las ordenanzas que ya están aplicándose en otras comunas del país como Pucón, Villarrica, Panguipulli, Valdivia, Coyhaique, Punta Arenas, Concepción y otras”, para implementar una medida similar en la capital de Ñuble.

Kaik explicó que para lograr aquello “vamos a llamar a una comisión de trabajo donde he decidido convocar al presidente de la Cámara de Comercio y algunos presidentes de sindicatos como las ferias libres, la Plaza Sargento Aldea y el Mercado Techado”. Según Kaik su presencia es relevante “porque esto debe ser conversado y consensuado con los empresarios, artesanos, con las personas que venden al por mayor y menor, debemos sacar de las ordenanzas de otras ciudades lo mejor para nuestra comuna”.

Apunta a que en caso de consensuarse una limitación a la entrega de bolsas plásticas, será clave informar bien a la comunidad.  “Debemos llegar a los colegios, universidades, para que la gente no esté desinformada”,  explica, adelantando eventuales cronogramas en caso de aplicarse la nueva normativa: “luego de un año solo se entregarán bolsas ecológicas, las que deben ser pagadas por el usuario, a no ser que alguna tienda las quiera entregar y volver a lo antiguo, donde cuando íbamos a comprar salíamos con nuestras bolsitas o al ir al supermercado nos entregaban la compra en cajas de cartón”.

Para probar el efecto de este cambio, en abril habrá una suerte de marcha blanca informal. “Ya hemos comprometido a todos quienes participarán de la Fiesta de La Vendimia a comenzar a practicar esta iniciativa y no entregar bolsas plásticas en este evento”, adelantó.

Comercio está de acuerdo

Alejandro Lama, presidente de la Cámara de Comercio de Chillán, expresó que como gremio visualizaban “que algo así sucedería, así que no nos sorprende. Sin duda es un beneficio disminuir las bolsas plásticas, creemos que pasa incluso por la educación en la basura y nuestra opinión es que debe educarse en reciclaje también”.

El dirigente aseguró que están dispuestos “a aceptar la nueva ordenanza, es el camino que a la larga todas las comunas deberán tomar, en otros países ya es masivo, y daremos nuestro apoyo a esta tendencia de nivel mundial”.

Marco Cortés, representante del EcoBarrio Chillán, afirmó que ya han implementado de modo particular esta iniciativa. “Venimos trabajando el tema de las bolsas desde que partimos hace dos años”, detalló. “Uno de los requisitos para ser parte de la red es que no entregue bolsas plásticas al cliente, la entrega final debe ser en bolsa ecológica, kraft o papel de diario”, ejemplificó.

“Tuvimos una campaña desde junio hasta diciembre, llamada ‘Chao por bolsa’, donde buscábamos dar a conocer los locales que no usan bolsas plásticas y les pedían a los clientes que trajeran sus propias bolsas para comprar.  También es requisito para ser parte de la ecoferia que hacemos regularmente en la Plaza San Francisco”, explicó.

Funcionamiento
Quien ha trabajado en revisar y proponer la nueva normativa es el ingeniero en medio ambiente, Juan Luis Novoa, quien trabajó en la Municipalidad de Chillán. 

“Lo que busca esta ordenanza no es prohibir el uso de las bolsas plásticas, sino limitar su uso y promover la sustitución de ellas por alternativas más ecológicas”, expuso.

“Está basada en ordenanzas exitosas en este trabajo de otras comunas como Puerto Natales, Punta Arenas y Pucón. El trabajo comienza con una fecha estimativa donde parte el proceso de educación ambiental, donde se promueve la sustitución de bolsas en el período. Se trabaja con juntas de vecinos, comerciantes y la comunidad en general, y es un proceso de alrededor de seis a ocho meses, previo a la vigencia de la nueva normativa”, aclaró.

Explicó que la normativa “no atenta contra la libertad del usuario, porque decide si compra una bolsa ecológica en la tienda o si lleva la propia. Hay una infinidad de alternativas, como las cajas de cartón o carritos de compra”.

Comentarios