Municipio confirma que un 70% de escuelas tiene déficit de matrícula

Por: Edgar Brizuela 2017-01-02

Nuevos antecedentes emanados desde el gobierno comunal sugieren que este año será decisivo para el futuro de la red de escuelas y liceos que administra la ciudad a través del Departamento de Administración de la Educación Municipal (Daem).

El último registro de la entidad declara enfáticamente que los establecimientos manejados por la municipalidad y ese organismo autónomo tienen un nivel elevado de déficit en matrícula que llega al 70%.

Los antecedentes emanaron desde el informe del estudio de la Red de Escuelas que la entidad edilicia contrató a una empresa externa con la finalidad de verificar el estado del sistema que está en crisis desde hace más de diez años.

Desde esta perspectiva la municipalidad chillaneja enfatiza que del total de recintos educativos que están bajo su control un “70% de ellos se encuentra con déficit de matrículas”, según explicita un informe emanado desde el municipio.

Obviamente hay caso más complejos que otros.

La realidad educacional de la municipalidad debe durante este año  ser materia de análisis por parte del municipio y del Concejo Municipal, que deberán ponerse de acuerdo respecto de temas fundamentales como el cierre de establecimientos, fusión y la eventual construcción del Grupo Escolar.
El futuro del sistema depende del referido informe, que está en poder del municipio desde septembre pasado, pero que no fue utilizado para generar el nuevo Plan Anual de Desarrollo de la Educación Municipal 2017 (Padem) aprobado en noviembre pasado.

Según la municipalidad, “el estudio realizó un diagnóstico actualizado del funcionamiento de la Red Educacional de la comuna de Chillán y analizó su proyección, a fin de determinar las necesidades de inversión o readecuación de los establecimientos educacionales actuales y futuras para una adecuada gestión educacional de calidad, en función del análisis e impacto en la aplicación de la Ley General de Educación modificada”. 

El documento que tiene el Daem, es un insumo básico para las políticas que serán implementadas en la ciudad durante los próximos años y que apuntan a mejorar la calidad, reducir déficits y aumentar la cantidad de alumnos, entre otros factores.

El instrumento de apoyo contratado, señala la entidad edilicia, “servirá para tomar decisiones al financiamiento del sistema educacional de la comuna; conocer y caracterizar el actual comportamiento de la Red Educativa de la comuna de Chillán; lograr una adecuada reasignación y optimización de los recursos disponibles a nivel de cada establecimiento educacional; definir y especificar requerimientos de infraestructura actual y futura para una adecuada gestión educacional de calidad”. 

El informe utilizó los criterios establecidos en la Metodología de Formulación y Evaluación de Proyectos del Sector Educacional elaborada por los Ministerios de Desarrollo Social (quien visa los proyectos de infraestructura) y de Educación.

Uno de los temas que han comezado a ser mencionados con fuerza y que están incluidos en el informe hasta ahora secreto es que escuelas deberán cerrar por falta de alumnos y alto déficit financiero.

Este tema reconoce el municipio, “aún no se ha discutido a nivel municipal, por lo tanto, no sabemos qué escuelas o liceos podrían cerrarse a futuro”. 
 

Establecimientos 

En cuanto a matrícula el más complicado es el Liceo Coeducacional Narciso Tondreau, que terminó el 2016 con solamente 231 alumnos teniendo una capacidad de más de 800 estudiantes.

“Con respecto a los demás establecimientos un 70% de ellos se encuentra con déficit de matriculas, los cuales no son tan abultados, considerando su capacidad”, reafirma el informe. 

La falta de alumnos está estrechamente relacioando con los malos resultados económicos de cada establecimiento y del sistem en general, de tal manera que el DAEM para poder satisfacer sus necesidades requiere cada año remesas multimillonarias desde el municipio chillanejo.

En lo que concierne a déficit económico el que tiene mayores problemas es justamente el Liceo Narciso Tondreau que exhibe la mayor fuga de alumnos, con $178.299.965. Le siguen en el listado de establecimienbos con pérdidas elevadas, el Liceo Martin Ruiz de Gamboa, con $ 112.825.334; las escuelas Diego Barros Arana (Grupo Escolar) con $80.274.701; la Escuela Especial Las Acacias con déficit de $58.263.525 y Los Héroes con mermas del orden de $49.915.178, por mencionar solo algunas.

En estas condiciones, con un déficit global de más de $2.400 millones es necesario avanzar hacia el cierre y fusión  de establecimientos educativos.

“La fusión de establecimientos es un tema que debe ser discutido abiertamente por diversos actores, entre los que se encuentra la Dirección de Educación Municipal, como ente técnico y administrativo; la municipalidad, donde debe estar presente el Concejo Municipal en pleno; los establecimientos educacionales, encabezados por sus directores y, por supuesto, los padres y apoderados” declaran la municipalidad y el Daem. 

Como el debate aún no se produce se insiste desde la entidad edilicia, que en la actualidad no es posible aseverar qué recintos educacionales cerrarán dada la falta de alumnos y problemas económicos.

Debate por fusiones 

Pero durante el 2013 sí hubo un debate de esa naturaleza, pues la anterior jefa de Daem, Cecilia Aguilera, para enfrentar un déficit que ya en ese entonces era grave, propuso justamente la reducción de escuelas.

El tema fue parte del Padem 2014, pero los intereses políticos de concejales impidieron que se avanzara en ese tema que ahora vuelve posicionarse de la mano de un estudio casi desconocido.

En esta perspectiva, en aquel entonces se puso sobre la mesa una serie de fusiones de recintos educativos privilegiando la permanencia de aquellos que tuvieran mejor infraestructura.

Una opción que se barajaba apuntaba a unificar la Escuela República de Israel con el Grupo Escolar, probablemente cuando el último estuviera construido.

En segundo lugar se hablaba de la unión de las escuelas El Tejar con la José María Caro; el cierre definitivo de la Escuela Paul Harris, cuyos alumnos pasarían a Capilla Cox, que tiene mejor infraestructura.

El plan de fusiones contemplaba además el cierre eventual de la Escuela Arturo Mutizábal, de tal manera que los alumnos serían redestinados a las instalaciones de la Marta Colvin.

Se agregaba la clausura propuesta de la escuela de Confluencia, con lo que se potenciaría el establecimiento municipal de Quinchamalí.

A las medidas enunciadas se agrega el plan de retiro de personal asistente de la Educación y la eventual salida de profesores en edad de jubilar, cuyos cupos no serían repuestos.

Adicionalmente se pretende cerrar el internado del Liceo Narciso Tondreau, por la escasa demanda que presenta y el término de la relación laboral con los asistentes que allí trabajan.

Finalmente se puso en el debate el traspaso de la Escuela Artística Claudio Arrau al Departamento de Cultura, para que ésta pudiera gestionar de mejor manera el desarrollo del recinto a través de diversos fondos gubernamentales. Este tema fue retomado en el análisis del Padem 2017.

Sobre el tema la concejala Nadia Kaik manifestó que “para analizar el futuro del sistema es vital que podamos conocer primero el informe reservado que maneja el Daem y que no ha llegado hasta nosotros a pesar de que lo he pedido en concejo”.

Agrega que “cualquier decisión que tome la municipalidad debe ser tomada en conjunto con las unidades educativas y sobre todo con los profesores que podrían ser afectados por el cierre eventual de escuelas, lo que es un problema que nadie quiere que se produzca”.

El concejal Camilo Benavente agregó que la suerte del sistema está ligado a la construcción del Grupo Escolar cuyo desarrollo depende justamente del cierre de establecimientos educacionales menores y con baja matrícula y mala infraestructura.

Agrega que cualquier decisión sobre las escuelas debe ser adoptada en función de una mezcla de criterios técnicos, sociales económicos y sobre todo buscando las mejores opciones para todos los actores del sistema.

Comentarios