Luis Flores con licencia para disparar, pero ahora como DT

Por: Camilo Díaz Fotografía: Fernando Villa Quilodrán 09:45 PM 2016-12-20

Relacionado

3 años estudió Luis Flores en el Instituto Nacional del Fútbol, sede Santiago

“Fueron tres años de viajes, sacrificios, pero todo tiene su recompensa. Ya pasé todos los ramos, y solamente me queda entregar los últimos informes y defender como una especie de tesis, pero eso ya es un mero trámite, porque la parte fuerte ya la pudimos pasar”, narra con orgullo el “Pistolero”, Luis Flores Abarca, tras haber aprobado su último ramo en el Instituto Nacional del Fútbol (INAF) de Santiago, para ser entrenador profesional.


-¿A colgar los botines y a dirigir entonces?
-Eso lo tengo para un futuro, obviamente todavía no tengo presupuestado retirarme. Creo que todavía soy, y puedo seguir siendo aporte como futbolista, y si los dirigentes y compañeros me pueden seguir soportando, obviamente que quiero seguir jugando. Así que me lo voy a tomar con calma. Seguir aprendiendo de Pablo (Abraham), de toda su metodología, tuve la suerte de ser nuevamente dirigido por Fernando Díaz, y son dos experiencias que voy sumando a lo que posteriormente puede ser mi labor.


-¿Cuál será tu sello como DT?
-Mi sello creo que va ser en la parte ofensiva, ataque construido, mucho vértigo por las bandas, que es lo que siempre como jugador me identificó, romper mucho por fuera y culminar por el centro. Pero siempre con un buen trato del balón y saber cuidarlo, porque para mí la mejor manera de defenderse es tratando el balón, algo que seguiré perfeccionado como modelo.

Buscando la titularidad
Al cierre del reciente torneo Luis Flores, si bien fue citado por Pablo Abraham, no supo de minutos en cancha los últimos duelos, pese a ser alternativa  y titular al comienzo del Apertura, ingresando los segundos tiempos. 


De cara al Clausura, además de la incorporación de tres refuerzos de experiencia en Ñublense, Flores aborda la posibilidad de luchar por la titularidad el próximo año. 


“Uno entiende que es parte del juego (...) siempre tendré la mejor disposición jugando o no, por todo lo que me pasó con mi retorno, así que ahora a esperar mi posibilidad y ojalá estar dentro de los once, peleando un cupo importante. Este era un alto y bajo que se podía suponer después de casi cuatro años retirado, pero ahora tengo bastante trabajo acumulado y la experiencia de ser una alternativa para Pablo”, cierra el “Pistolero”, quien ahora tendrá licencia para disparar, pero desde la banca, como director técnico.

Comentarios