No tener permiso sanitario impide a Cesfam acoger farmacias populares

Por: Jorge Chávez Fotografía: Agencia Uno 09:35 PM 2016-03-18

6 Cesfam municipales tiene chillán y 1 uno estatal a cargo del Minsal

Solo dos de los seis Centros de Salud Familiar (Cesfam) que funcionan en Chillán cuentan con la debida autorización sanitaria, según información entregada por el Departamento de Profesiones Médicas y Farmacia de la Secretaría Regional del Ministerio de Salud.


Los consultorios Sol de Oriente y el nuevo Isabel Riquelme (inaugurado en agosto pasado) son los únicos que actualmente cumplen con los requisitos de infraestructura, recursos humanos y organizacional que  exige la normativa vigente, de acuerdo al organismo de salubridad regional, elementos necesarios para autorizar la instalación ellos de farmacias populares.


Los otros cuatro (Ultraestación, San Ramón Nonato, Los Volcanes y Quinchamalí), no tienen resueltas las exigencias mínimas de la Seremi de Salud, lo que a todas luces se presenta como el principal obstáculo a la idea de que esos establecimientos puedan acoger otro tipo servicio al público.


Hace poco más de cuatro meses el municipio de Chillán planteó la idea de instalar una farmacia popular que garantice precios de medicamentos a bajo costo, replicando así la experiencia de la comuna de Recoleta.


Una serie de alternativas sobre dónde podría levantarse el punto de venta se presentaron y todos fueron quedando sin opción, entre otras cosas, por el alto costo que implicaba hacer realidad el proyecto.


A fines de febrero, y cuando el tema se había más que entrampado, el alcalde Sergio Zarzar propuso en sesión del Concejo Municipal implementar una farmacia popular en cada uno de los seis consultorios municipales de la ciudad, alternativa que la mayoría de ediles aplaudieron y dieron el visto bueno.


El argumento del jefe comunal fue práctico. En los Cesfam se podría aprovechar la logística con la que cuentan para dar marcha en el menor tiempo posible el punto de venta sin fines de lucro de medicamentos.


Sin embargo, a inicios de semana Zarzar dejó entrever que se regresaba a la idea de solo una farmacia en la comuna, ya que, aseguró, el proyecto de una en cada Cesfam contravenía las disposiciones de Contraloría General de la República.


No obstante lo cierto es que dada las condiciones actuales de infraestructura y carencia de personal en que se encuentran los consultorios de la comuna, ninguno de ellos podría acoger una farmacia popular, excepto el Isabel Riquelme.


Si bien el Cesfam Sol de Oriente cuenta con autorización sanitaria para su funcionamiento, la jefa del Departamento de Profesiones Médicas y Farmacias de la Seremi de Salud, Marta Larenas, aseguró a LA DISCUSIÓN que este local se está viendo superado en algunas prestaciones.


“Solo el Cesfam Sol de Oriente y el Cesfam Isabel Riquelme cuentan con la autorización sanitaria del establecimiento; la farmacia del primero de ellos (Sol de Oriente)  ya se hizo insuficiente su estructura para la atención de sus usuarios”, advirtió.


La profesional precisó que, aparte de las carencias de espacio físico que le penan a los centros de salud familiar chillanejos, también se le debe sumar el insuficiente personal.


“Hay algunas farmacias de consultorios que su infraestructura no tendría la capacidad para incorporar una nueva prestación farmacéutica. El Cesfam Quinchamalí no cuenta con el profesional químico farmacéutico que necesita y el resto de Cesfam no tienen químicos farmacéuticos durante la extensión horaria”, aclaró.


Marta Larenas sostuvo que la jefa del Departamento de Salud Municipal de Chillán, Ximena Meyer, ha hecho gestiones preliminares en la seremi, haciendo visitas a la central regional, con el objetivo de aclarar dudas respecto a la instalación de estas farmacias en el interior de los Cesfam o fuera de ellos.


Los recintos en el país pueden funcionar pese a no contar con autorización sanitaria, pero están limitados en la prestación de algunos servicios. No obstante, la Seremi de Salud apunta a que todos estén bajo la normativa y cuenten con este visado.


Inducción
El pasado miércoles el propio seremi de Salud, Mauricio Careaga, llegó a Chillán a participar en una reunión organizada por el Servicio de Salud Ñuble, entidad que convocó a alcaldes y jefes de departamento de salud de las 21 comunas de la provincia.


La autoridad regional, a través de los técnicos de la delegación provincial de la cartera, aprovechó la oportunidad para detallar cuáles son los antecedentes que deben cumplir los municipios si desean instalar una farmacia popular.

Comentarios