Buscarán regular en Chillán vía ordenanza el caos del cableado aéreo

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Mauricio Ulloa 10:05 PM 2016-12-05

La Municipalidad de Chillán trabaja en una ordenanza que regulará el retiro de cables en desuso de empresas de telefonía, además del soterramiento de líneas, entre otros elementos urbanos que se deberán considerar a futuro.


Esta es la respuesta municipal a las permanentes quejas que existen en la ciudad respecto de la existencia de cables que no tienen ningún tipo de uso y han quedado como remanente en los postes, de servicios que fueron finalizados.


Se trata de un tema que ya lleva muchos años siendo materia de controversias internas. Ya se había planteado en años anteriores el desarrollo de un instrumento que controlara el aumento de cableado en la postación que sostiene la iluminación pública.


El Concejo Municipal de hoy, el último del actual periodo alcaldicio, comenzó a preocuparse del tema desde el año 2008, cuando ya era evidente que las empresas de telefonía y de cable que utilizan la red de postes de CGE disponían de elementos que no tenían ninguna utilidad y generaban contaminación visual.


Además, en forma permanente tales cables de transmisión de datos caen sobre el pavimento o casas, tornándose peligrosos para los habitantes.


Así lo planteó el concejal Víctor Sepúlveda (PC), quien ayer le dio un nuevo impulso a la antigua necesidad de ordenar esta verdadera maraña de alambres instaladas sobre las calles.


“Los cables se caen, se cortan y nadie los retira.  Pueden pasar muchos días antes de que las compañías tomen cartas en el asunto. Lo que tienen que hacer es adelantarse a los hechos y realizar un análisis de los cables que no ocupan y retirarlos”, expresó.


La concejala Nadia Kaik (RN) indicó que los problemas son reales, pues “cada día vemos que en el centro y poblaciones hay cables sobre la acera y su caída puede provocar accidentes. Además nadie conoce si ellos están electrificados, pudiendo generar la electrocución de personas. Por ello creo que es un tema urgente que tenemos que abordar ya”.


El alcalde Sergio Zarzar confirmó que la cantidad de líneas es de tal magnitud que está generando un peso adicional sobre los postes, los que incluso tendrían que ser reforzados.


Frente a este escenario, el administrador municipal Ricardo Vallejos confirmó que están en la primera fase de desarrollo de una normativa local y de cumplimiento obligatorio, que derive en que las empresas se hagan responsables de mantener en buenas condiciones el cableado aéreo y además retirar las líneas en la medida que ya no cumplan la función para la cuales fueron instaladas.


La normativa, se espera, al menos en su etapa de borrador, sería presentada en el Concejo durante el mes de enero de 2017 para su estudio por parte del nuevo cuerpo colegiado que asume hoy sus funciones.


Vallejos agregó que la ordenanza además tendría como finalidad avanzar en el soterramiento de la red. Adicionalmente busca que las empresas constructoras instalen en los conjuntos habitacionales que construyan en el futuro luminarias LED, con el fin de uniformar a la ciudad respecto de esa tecnología. 

Comentarios