Gaspar Páez: “Vengo a dar una mano de todo lo aprendido”

Por: Camilo Díaz Fotografía: Mauricio Ulloa 09:55 PM 2016-12-01

Si bien diferencias en materia económica truncaron su arribo a la tienda diabla al comienzo de la presente temporada del Apertura de la Primera B, esta vez no sucedió lo mismo y concretó su arribo como el primer refuerzo de Ñublense. Se trata del trasandino Gaspar Páez.

El delantero es el primero de los tres refuerzos a los que recurrirá Pablo Abraham para potenciar al elenco chillanejo, y busca que este se convierta en un real protagonista del torneo de cara al Clausura 2015-2016.

El delantero arribó a la capital de Ñuble el miércoles, para ser presentado este jueves y conocer a sus nuevos compañeros de equipo. Entre ellos tiene dos cercanos, ex pares de camarín, Sebastián Páez y Piero Campos, cuando todos coincidieron en Deportes Temuco bajo las órdenes del estratega rojo.

“Estoy muy contento de llegar acá. Esperaba mucho poder venir y sumarme al plantel, con las expectativas de sumar y darle una mano de lo que todos estos años fui aprendiendo, y demostrar lo que vine haciendo estos últimos años acá en Chile”, dijo Páez, en lo que fueron sus primeras palabras hacia los medios en el búnker rojo de Paso Alejo, y haciendo referencia en su última parte a sus pasos precisamente en la categoría, tanto en Deportes Temuco como en Magallanes.

-¿Qué te acomoda del sello de Pablo Abraham en su forma de juego?
-Ya venía trabajando con otros técnicos del mismo perfil de Pablo, y la verdad es que no me costó mucho integrarme. La verdad es que a mí me beneficia mucho el sistema de juego de Pablo, de lo que quiere él. Me gusta, me acomoda, más que nada por mis características de juego que son muy ofensivas, de presionar, correr mucho.

-¿En específico cuáles son tus características como jugador dentro de la cancha?
-Creo que soy un jugador más que nada táctico. Me gusta correr bastante, presionar. Y mis característica creo que es ser un jugador rápido.

-¿Cuánto tiempo llevas inactivo?
-Desde julio. Profesionalmente no estaba jugando. Estaba entrenando en lo físico, me mantenía bien. Creo que no estoy la 100%, pero creo que en este mes me voy acomodar.

-¿Cuál ha sido tu primera visión de Ñublense en general?
-De lo que vi hasta ahora, me llamó mucho la atención el predio (complejo), está muy bien compuesto, tiene todo. La verdad que para trabajar eso facilita mucho las cosas. Y respecto a las proyecciones acá, lo primero es ir paso a paso y mejorar. Del club en sí, he seguido los resultados más que nada, los jugadores, quien anduvo bien, quien anduvo mal, pero no he visto mucho, no he visto los partidos.

-¿Sientes la presión de que con tu llegada tienes que ser un real aporte desde el próximo campeonato?
-Sí, creo que más que un aporte, tratar de que esto es un juego en equipo también. No tanto depende de uno o dos jugadores, sino que el plantel o el once titular, que los 18 que estén jugando entiendan que es un juego de equipo, que no hay manera de que un solo jugador saque adelante un plantel entero. Creo que cuando entras, sobre todo en esta categoría, se demuestra que es un juego de mucho equipo.

Favorable conocimiento mutuo
Por su parte Pablo Abraham, quien acompañó a Páez en su presentación a los medios de comunicación, se refirió respecto al arribo de su primer refuerzo, así como el tema de que no venga con  ritmo competitivo los últimos meses.

“Él terminó de jugar en julio acá. Después allá (Argentina) se mantuvo, no profesionalmente, pero sí en otro nivel, porque era muy competitivo donde estaba. Así que estamos hablando de tres meses prácticamente. Por lo que en ese sentido siento que no va perjudicar en nada, al contrario, creo que llegando temprano nos da la ventaja y un plus para que conozca al resto de sus compañeros, que es importante para él también”, explicó Abraham, quien de paso pone en valor el que exista un conocimiento mutuo con el jugador respecto a la forma de plantear y jugar los partidos.

“Me parece que es muy importante para el grupo e ir potenciando todo esto. Se va adaptar, la ventaja que tenemos es que ya venimos con un conocimiento mutuo, así que eso es importante para los dos, ya después se tiene que adaptar a los nuevos compañeros. Él ya venía entrenando aparte y ahora tratar de adaptarse este mes y medio para llegue de mejor forma al inicio de torneo”, sumó.

El vínculo contractual del jugador de 30 años con Ñublense es de un año.

Comentarios