Esposa de hombre fallecido tras atropello en San Carlos pide justicia

Por: Susana Núñez 10:45 AM 2016-11-18

La esposa de un hombre, quien falleció tras sufrir un accidente en la ruta N-31, que conduce a San Fabián, pidió a la justicia que actúe contra el chofer que causó el atropello.

Se trata de Mariana Tapia, quien espera que se logre encontrar al conductor que huyó del lugar ese día dejando a su marido con graves lesiones que más tarde le causaron la muerte en el hospital de Chillán.

El hecho se registró el domingo 30 de octubre a las 5.20 horas en el kilómetro 2 de la ruta N-31, En ese lugar, el conductor de una bicicleta identificado como Israel Valenzuela Medina, de 51 años, fue alcanzado por el vehículo, sin que aún se tenga claridad de lo sucedido.

“Estamos investigando, realizando videos con los testigos de ese día que vieron el accidente, un vecino y un guardia, quienes avisaron a carabineros ese día que mi marido había sido atropellado”, detalló a LaDiscusión.cl,  Mariana Tapia Gutiérrez

Desde Carabineros de San Carlos confirmaron, que por instrucción de la Fiscalía de esa comuna, realizan intensas diligencias para dar con el conductor del vehículo a fin de que enfrente la justicia, y su testimonio permita esclarecer las circunstancias en que ocurrió el accidente. En cuanto a los resultados del alcoholemia de Israel Valenzuela, personal policial de la Siat informó que los resultados debería ser conocidos durante los primeros días de diciembre.

“Lo dejó botado como un animal, no prestó ayuda a una persona que dejó gravemente herida. No tenemos certeza que mi marido haya estado bajo la influencia del alcohol, porque aún no ha llegado el resultado de la alcoholemia, solo el médico que lo atendió grave dijo que no tenía hálito alcohólico”, comentó la afectada.

La víctima era un conocido vecino del sector de Llahuimávida, en San Carlos,  apodado como el  "Lito", quien era trabajador de la construcción, casado hace 18 años y padre de tres hijos, de 17, 12 y 9 años

“Era nuestro pilar fundamental, nuestros hijos no hay día en que no se acuerden de él. De mi marido no tengo nada malo que decir, el día de su funeral llegó mucha gente que fue a dar el último adiós. No tenía problemas con nadie, ayudaba a los vecinos a reparar sus casas y también ayudó a arreglar la capilla del sector”, comentó.

Comentarios