Invitan a la vigésima versión del Concurso del Vino de Ránquil

Por: José Luis Montes Fotografía: Fernando Villa 10:50 PM 2016-11-08

Una grata sorpresa tuvieron hoy al mediodía los chillanejos en el Paseo Arauco. Un esquinazo folclórico y degustación de vinos fue la forma con que los organizadores  invitaron a  la comunidad local a integrarse a la versión número 20 del Concurso del Vino de Ránquil y el Itata Profundo, una fiesta ya tradicional , que se renueva ampliando el certamen a toda la zona viñatera de la Octava Región, y que se realizará a partir del viernes y hasta el domingo en su tradicional escenario bajo la sombra del viejo puente Ñipas y sus añosos sauces.


Las puertas del recinto se abrirán el viernes a las 12.00 horas y a las 14.00 parten las catas de preselección de los vinos participantes. La jornada incluirá la cuarta versión del Concurso de Gastronomía Chilena y Vinos. El show artístico que para ese día contempla como estelar a El Clavel, desde las 18.00 horas, quien estará cargado al folclor.


Para el sábado el programa contempla apertura de las cocinerías a las 10.30 horas para el desayuno, más circuitos turísticos, cursos de cata y maridaje de vinos, gastronomía,  juegos populares y almuerzos tradicionales. La inauguración de la actividad será a las 15.45 horas, con un saludo del alcalde Carlos Garrido, seguida por la premiación de los vinos ganadores de la comuna de Ránquil. El espectáculo contempla folclor, y para culminar el día, una presentación del Bafona, entre 20.00 y 22.00 horas.


La clausura será el domingo con la cata y premiación de los vinos del Itata Profundo -que abarca la principal zona viñatera de Ñuble-, unido a la elección del mejor stand de exposición y comida. Está  fijada para las 15.45 horas, para terminar con un show donde el estelar sera Tito Fernández,  “El Temucano”. 


Como es característico en los tres días del festejo, los asistentes podrán degustar los mejores vinos del secano en la zona de ventas y a la entrada del recinto, y apreciar entretenidas exhibiciones como una granja animal, puestos de artesanía y productos agrícolas de la provincia.


FIESTA FAMILIAR
Si bien esta celebración nace hace 20 años como una forma de ayudar a los viñateros a desocupar sus envases con objeto de prepararse para una nueva vendimia, y también para premiar a los mejores productores y estimular la calidad y promoción de los vinos locales,  es propiamente una fiesta del vino, que fue concebida y se mantiene hasta la fecha como un paseo familiar, con presencia policial y donde la ingesta de vino es moderada.


Se trata de una celebración con entrada gratuita y un escenario que se presta para una fiesta “acampada”,  con variada gastronomía de la zona.


Entre los productores que ayer aportaron a las degustaciones en el Paseo Arauco estaba Carlos Carrasco, de la Viña Don Goyo, que dio cuenta de la importancia que tiene el concurso del vino para los productores de Ránquil y ahora de todo el Valle del Itata, ya que es un certamen de prestigio que para los ganadores es un buen  apoyo de ventas.


Una característica del concurso desde sus inicios ha sido contar con un jurado de enólogos y someliers de destacada trayectoria, lo que ha sido un puntal importante para que el vino del Valle del Itata sea conocido a nivel nacional e internacional. 


Junto con el concurso  cada año los viñateros, con apoyo del municipio e Indap, han mejorado sus bodegas, tecnología y calidad.

Comentarios