Casa natal de Violeta Parra ha sido visitada por mil personas

Por: Carolina Marcos Fotografía: : Mauricio Ulloa G. 09:40 PM 2016-10-12

Desde que se inauguró la casa natal de Violeta Parra con su restauración, San Carlos no ha parado de honrar la memoria de quien ellos creen firmemente nació en la comuna. La apertura de este espacio es un hito en la consolidación de la idea de una Violeta Parra sancarlina, de cara a la celebración del centenario de la folclorista. 


Desde el 2 de octubre, fecha de la apertura oficial de la casa, cerca de mil personas han visitado el espacio, tal como lo consigna el encargado del Departamento de Cultura y Turismo de San Carlos, Humberto Baroni. “La verdad es que estamos muy contentos y satisfechos, porque nos ha llegado gente de otras ciudades y también desde otros lugares del mundo, como Alemania, Canadá, Honk Kong y Los Ángeles en Estados Unidos. Cuando vienen, nos dejan en claro que se han enterado de la existencia de esta casa por internet, ya sea por redes sociales o la web de la casa museo”, explica. 


“También estamos invitando a delegaciones de establecimientos educacionales, lo que ha sido un acierto porque hemos recibido estudiantes de varias comunas de la Provincia de Ñuble, incluida Chillán. Los niños acá tienen la oportunidad de ver los videos de la vida y obra de Violeta, de recorrer estos rincones y de apreciar las muestras que tenemos en el espacio”, cuenta. 


Precisamente ayer la Corporación Mujeres por el Arte inauguró una interesante muestra pictórica en el espacio titulada “Mitos y leyendas”. “La casa se está transformando poco a poco en lo que queríamos, un espacio abierto a todas las manifestaciones del arte, las mismas que cultivó Violeta en vida”, agregó el director de cultura. 


El espacio cuenta en su entrada con dos salas de exhibición audiovisual en donde se proyecta la vida y obra de Violeta Parra a través de un video de 12 minutos de duración y que realizó una empresa de Santiago en la técnica de “stop motion”. El trabajo cultural, llamado “Cantar con sentido, una biografía de Violeta Parra”, fue supervisado por la curadora Militza Agusti, la misma que también organizó el trabajo con las loceras de Quinchamalí, que dieron vida a un mural de 300 piezas de greda que actualmente adorna el patio del centro cultural.  


A estos atractivos se agregan arpilleras hechas por bordadoras de Copiulemu y algunas figuras donadas por el artista chillanejo Luis Guzmán, piezas que son parte de la exposición permanente. 


Hijas sancarlinas
Tampoco se ha frenado el ímpetu por demostrar que Violeta Parra es sancarlina, sobre todo considerando que instituciones, como la Fundación Violeta Parra en Santiago, no reconocen a esta comuna como la cuna de la artista. 


“Nosotros hemos hecho un hallazgo en San Carlos. Encontramos hace pocos días el acta de nacimiento de Hilda, la hermana mayor de Violeta y la segunda del clan luego de Nicanor. En todas sus biografías dice que nació en Chillán, pero ahora el acta de nacimiento demuestra lo contrario y confirma la teoría que otros han tratado de ocultar”, advierte Baroni. 


“Para nosotros este descubrimiento es muy significativo. Investigando otras aristas, nos hemos encontrado con gran sorpresa con un testimonio que Hilda entregó a Patricia Stambuk y Jaime Londoño para el libro ‘Gracias a la vida’ lanzado en la década de los ochenta. Ella señala en la entrevista que cuando ellas eran pequeñas (se llevaban por un año), su madre les había contado que las dos habían nacido en San Carlos”, añade Baroni.


El acta ya forma parte de los muros de la casa natal de Violeta Parra en un cuadro, al lado del de su hermana. 

Comentarios