Formalizan por homicidio a autor de “puntazo”que mató a reo en Chillán

Por: Felipe Ahumada Fotografía: Mauricio Ulloa 09:15 PM 2016-09-06

Raúl Enríquez cumple pena hasta el año 2021 y debió ser trasladado a Valparaíso tras este incidente

Hermana de la víctima, apodado “Mono Jorgín”, asegura que estaba tranquilo en la cárcel local y que no tenía problemas con nadie

Tras cinco semanas del homicidio del reo Jorge Montecinos Pinto, al interior del Centro Penitenciario de Chillán, finalmente el Ministerio Público logró reunir los antecedentes necesarios para formalizar a quien presuntamente sería el asesino.

Se trata de Raúl Alejandro Enríquez Romero, quien el 14 de julio atravesó el pecho de Montecinos con una lanza artesanal, hecho que significó su traslado de urgencia en calidad de paciente en riesgo vital.

Cinco días después, en el Hospital Herminda Martín, se declaraba la muerte por traumatismo torácico, del “Mono Jorgín”, uno de los dos imputados por el mediático caso del guardia de Servipag de Hualpén, Pablo Ramírez Arias, quien fue quemado vivo por tratar de impedir un robo.

Raúl Enríquez fue, por consiguiente, formalizado este martes en el Juzgado de Garantía por el delito de homicidio, participando como persecutores en esta instancia el fiscal Mauricio Mieres, por el Ministerio Público; y el abogado querellante Javier Ahumada, quien representa a la familia de Montecinos, quienes de hecho estuvieron presentes en el estrado.

“Nosotros queremos llegar hasta las últimas instancias con esto, queremos que se haga justicia”, dijo Francisca Montecinos, hermana del “Mono Jorgín”, quien agregó que desde que Montecinos Pinto llegó a Chillán, trasladado desde el penal penquista, El Manzano, “estaba súper tranquilo acá, nosotros lo habíamos venido a ver y nos dijo que no tenía problemas con nadie, por eso fue sorpresivo para la familia saber que lo había matado otro reo”.

Desde Valparaíso
Enríquez Romero debió ser trasladado a la cárcel de Valparaíso tras el incidente en el que murió Jorge Montecinos.

De hecho, este interno oriundo de Villa Alemana, quien está condenado por el delito de robo con fuerza en lugar habitado, tiene condenas por receptación, hurto, robo en bienes nacionales y varios más de esa misma especie. 

Sin embargo, no está confeso y ha descartado toda participación en la muerte del “Mono Jorgín”, tesis, que la familia de la víctima no cree.

Comentarios