Comienza la danza de millones en Ñuble para sumarse a la fiebre LED

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Mauricio Ulloa 10:55 PM 2016-08-20

Millones de pesos están invirtiendo municipios de la Provincia de Ñuble para cambiar su red lumínica e integrarse a la nueva ola que apuesta por incluir la tecnología LED, que asegura gran claridad nocturna, seguridad ciudadana y menor consumo de energía.

Luego de que Chillán Viejo comenzara con su polémico proyecto autofinanciado el año 2013, otras comunas iniciaron el trabajo para mejorar sus redes de iluminación pública y dejar en el pasado a los focos de sodio, que con el paso de los años no daban garantías de una correcta operación.

En general, hasta ahora las comunas de la provincia han apostado por financiar las luminarias a través de recursos estatales o del Gobierno Regional, preferentemente, lo que lleva a que la modernización de las redes sea desarrollada en el largo plazo a través de proyectos sucesivos que deben ser postulados.

Chillán así lo hizo en principio, logrando $800 millones del Gobierno Regional para cambiar las luces del cuadrante de las cuatro avenidas. No obstante, siguiendo el modelo de Chillán Viejo,  cambió la estrategia y ahora apuesta por un sistema de inversión sobre el cual llueven críticas de concejales y  que implica pagar con recursos propios, a 10 años, la suma de $10.800 millones.

El modelo de San Carlos

En San Carlos, la segunda comuna de la provincia, el alcalde Hugo Gebríe (RN) asegura que desechó el programa que le habían ofrecido para financiar el recambio de la totalidad de las luminarias de la comuna, dado que el sistema, similar al que quiere usar Chillán, no le daba garantías.

Precisa que no encontró suficientes motivos para pensar que en un plazo de 10  años el recambio generalizado fuera a funcionar como se prometía con el modelo de autofinanciamiento, lo que además implica una millonaria deuda a largo plazo.

Por ello es que prefirió acceder a recursos del Gobierno Regional, que bien gestionados le permitieron llegar a un buen acuerdo que favorecerá a una gran cantidad de personas de sectores urbanos. La comuna se adjudicó $898.314.000, con los cuales ya está en marcha el plan para cambiar más de 2.700 viejas lámparas de haluro de sodio e instalar LED con sus respectivos ganchos, plantea el edil.

“En la comuna Copelec tiene equipos trabajando permanentemente en terreno y el cambio ha sido tan radical que las poblaciones y familias que no son beneficiadas quieren el sistema”, recalca Gebríe. Por ello la municipalidad asegura que en los próximos años el desafío será ampliar, mediante proyectos FNDR ,la red de luminarias para adecuarla a la nueva tecnología.

El gerente de Copelec, Manuel Bello, sostiene que cada vez hay mayor interés de las comunas por cambiar las luminarias, pues se reconoce en las LED eficiencia energética y mayor luminosidad.

“Hemos tenido contacto con muchas comunas y en varias de ellas hemos instalado ampolletas como muestra para que los alcaldes se den cuenta de los tremendos beneficios que producen las luminarias”, manifiesta.

El representante de la compañía agrega que “San Carlos es nuestro proyecto más emblemático, por la cantidad de luminarias que tenemos que instalar. Ese trabajo debe estar terminado antes del 18 de septiembre”.

Otro proyecto de la firma ya concluido es el de la iluminación de la entrada norte de Chillán, donde si bien son pocas luminarias “es un botón de muestra de lo que se puede hacer con esta tecnología”.

Rodrigo Daroch, jefe de control del Gobierno Regional, agrega que cada vez hay más interés de comunas por solicitar recursos para cambiar sus luces a LED. 

En tanto en San Fabián esperan subirse al carro de las luminarias LED por otra vía de financiamiento, con proyectos presentados a la Subsecretaría de Desarrollo Regional, Subdere, que están a la espera, explica la alcaldesa Lorena Jardúa.

Sostiene que la población, luego de los positivos resultados de proyectos de iluminación en otros sitios, están solicitando que los beneficios lleguen a la comuna.
Ante la Subdere hay seis iniciativas para diversos sectores por un total de $279.083.923. Se trata de alternativas de iluminación que deben reportar mayor seguridad en zonas que carecen de focos o cambios que darán mayores garantías de seguridad ciudadana. Jardúa plantea que como municipalidad apuestan a cambiar de manera paulatina, pero constante las ampolletas, la postación pública, lo que pasa por diseñar proyectos elegibles a diversas entidades estatales.

Así, durante los últimos tres años, contando los proyectos de Chillán y San Carlos más otros menores ejecutados en otras comunas, precisa Rodrigo Daroch, el Gobierno Regional ha entregado a comunas de Ñuble alrededor de $2.056.990.000 para este item.

En la comuna histórica hubo serias dudas sobre la transparencia de última licitación

El año 2013 Chillán Viejo sentó un precedente, al optar por el endeudamiento a 10 años para cambiar 2.300 puntos luminosos, según un modelo donde la clave era un ahorro del 50% en energía eléctrica con los LED. Para ello se endeudó por $1.400 millones con la coreana LG, que debería pagarse  con ahorros en cuentas de luz y mantención de equipos.

Si bien el negocio parecía exitoso, no contó con el apoyo de todo el Concejo Municipal. Además las garantías no se habrían manifestado y el ahorro energético prometido no parece ser tal, según críticas manifestadas por ediles en sesiones de concejo.

Además, la Fiscalía de Delitos de Alta Complejidad investigó una denuncia presentada por la empresa LG en contra de un ex empleado clave en la adjudicación, en seis licitaciones de alumbrado público con tecnología LED en Ercilla, Chillán Viejo, Huara, Cauquenes, Puchuncaví y Renca, por un monto total de $11.562 millones.

De acuerdo a los antecedentes disponibles, el ex funcionario habría defraudado por $2.200 millones a la empresa, y es acusado, además, de pagar cerca de $1.200 millones a asesores externos y a funcionarios municipales para ganar las licitaciones, servicios que no estaban acreditados en la contabilidad de LG.

Chillán Viejo está pagando a la multinacional $1.341 millones en 120 cuotas mensuales, un 46% más del presupuesto original.

Comentarios