Mercosur: evalúan apartar a Venezuela de la presidencia

Por: Agencias Fotografía: Agencias 09:40 PM 2016-08-06

Los presidentes de Brasil, Argentina y Paraguay se reunieron brevemente el viernes en Río de Janeiro, para discutir cómo evitar que Venezuela asuma la presidencia del Mercosur, informó ayer el diario O Estado de Sao Paulo. 

Según el periódico, el Presidente interino de Brasil, Michel Temer, y sus homólogos argentino, Mauricio Macri, y paraguayo, Horacio Cartes, debatieron la aprobación de un “downgrade” para Venezuela que le sacaría el poder de veto en el bloque. 

La breve cita fue realizada en el Palacio de Itamaraty en Río, al margen de una recepción ofrecida por Temer a 37 jefes de Estado y de Gobierno que horas después asistieron a la ceremonia inaugural de los Juegos Olímpicos en el estadio Maracaná.

“Es preciso esperar el día 12, fecha en la que Venezuela presente todos los requisitos necesarios. Los cancilleres van a conversar con los embajadores para verificar qué hacer. Hay una pequeña resistencia por parte de Uruguay”, dijo Temer al finalizar la reunión. Por ahora, se ha evaluado que una de las opciones que se ha evaluado, es que Argentina asuma la presidencia del bloque, la otra alternativa es que sea ejercida por un consejo de embajadores.

Traspaso de la presidencia

La Cancillería venezolana izó el viernes en Caracas la bandera del Mercosur para simbolizar el inicio de su período en la presidencia rotativa del bloque.

El acto ocurrió un día después de que los socios fundadores del bloque (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay) concluyeron sin consenso una reunión en su sede de Montevideo para definir el traspaso de la jefatura pro témpore.

Uruguay dejó la presidencia del Mercosur hace una semana, tras cumplir su período de seis meses al frente del bloque, sin acto de traspaso a Venezuela, que por orden alfabético le seguía en el puesto. 

Montevideo pretendía ajustarse a ese ordenamiento, pero los gobiernos de Brasil, Paraguay y Argentina desconocen el mandato venezolano y cuestionan al Gobierno del presidente Nicolás Maduro por la situación política que atraviesa su país. Esos tres países alegan, además, que Caracas no ha adecuado su legislación a la del bloque sureño, al que ingresó en 2012.

 

Comentarios