Acusado de quemar a trabajador muere en el hospital tras ser apuñalado

Por: Felipe Ahumada Fotografía: La Discusión 09:50 PM 2016-07-19

Cerca de las 03.00 horas de la madrugada de hoy se notificó la muerte de Jorge Mauricio Montecinos Pinto, el interno penitenciario de Chillán que estaba acusado de haber participado en un intento de asalto en Hualpén, en julio de 2015, ocasión en la que se intentó quemar vivo a un funcionario de Servipag, quien se opuso al atraco.


Montecinos Pinto había sido trasladado desde la unidad penal de El Manzano, en Concepción, a la cárcel de Chillán,  para que siguiera cumpliendo con la medida cautelar de prisión preventiva impuesta por el tribunal penquista, para sacarlo de un contexto en el que su vida corría peligro. De hecho, el “Mono Jorgín”, como le apodaban, sumaba ya una causa como víctima.


Sin embargo el imputado, quien incluso se cortó parte de un dedo ante una cámara de celular a modo de protesta por su situación procesal, volvió a ser atacado con un puñal, esta vez en Chillán, durante la madrugada del jueves, dentro del módulo de su dormitorio.


De inmediato fue derivado a Urgencias por personal de Gendarmería. Luego lo derivaron al pabellón de cirugía, lugar en el que debió ser intervenido en más de una oportunidad.


Tras confirmar su deceso, desde Gendarmería el comandante Pedro Sanhueza, alcaide de la cárcel local, explicó que la sala en que Mauricio Montecino Pinto estuvo internado “se encontraba con una custodia especial, con tres funcionarios, debido a su alto compromiso delictual”, a la vez que confirmó que por orden del Ministerio Público, “se constituyó personal de la Brigada de Homicidios de la PDI para realizar las primeras diligencias. Paralelo a eso el personal nuestro también está haciendo una investigación”.


Respecto al autor de la puñalada, ya estaría identificado por el Ministerio Público, quien ordenó la investigación judicial del caso a la fiscal Patricia Suazo. El imputado, cuyo nombre aún no ha sido revelado, le dio un punzazo único en el tórax a Montecinos.


Y en relación al arma, fue inmediatamente buscada por personal de Gendarmería en un allanamiento realizado minutos después del ataque, sin embargo, el elemento no fue hallado.


Con un imputado identificado, las declaraciones recogidas por la BH al interior del penal y con el informe pericial del Servicio Médico Legal, que para mañana ya debería estar en manos de la fiscal Suazo, estarían todos los elementos necesarios para realizar la audiencia de formalización. Solo falta que el Juzgado de Garantía de Chillán defina una fecha y hora para su celebración.


Esperando justicia
Por el lado de la Defensoría Penal Pública (DPP), el defensor regional, Osvaldo Pizarro, lamentó que Montecinos haya muerto sin poder dar su declaración ante un tribunal.


“Fallece esperando la declaración de su inocencia por el caso en el que estaba siendo imputado, y eso nos parece que es brutal, es preocupante que esta persona, que ha sostenido su inocencia durante todo el proceso investigativo y ad portas de prepararse un juicio y realizarse, haya fallecido esperando justicia”.


Sobre esa misma causa, su hermano menor también está en calidad de imputado y privado de libertad. La DPP hará diligencias para que pueda asistir a su funeral.

Comentarios