“ Yo contraté a Myriam Olate en Gendarmería"

Por: Isabel Charlin Fotografía: La Discusión 09:30 PM 2016-07-07

La millonaria pensión asignada a la militante socialista Myriam Olate -ex esposa del presidente de la Cámara de Diputados y también militante socialista, Osvaldo Andrade-, luego de salir de su cargo en Gendarmería, dio paso a un amplio debate al interior del Parlamento y del partido.

 

El PS decidió llevar la situación de Olate al Tribunal Supremo, en tanto desde la oposición pidieron la renuncia de Andrade a su cargo en la Cámara Baja.

Una situación que ha tocado muy de cerca al ex candidato a la alcaldía de Chillán, Claudio Martínez (PS), a quien le correspondió contratar a Myriam Olate en Gendarmería mientras se desempeñó como director nacional de la institución.

“Yo la contraté, ella trabajó conmigo como relacionadora pública, ingresó con un grado bien modesto en la escala única de sueldos, a contrata. No recuerdo haber tenido claro que pertenecía al PS, ya que ella vino a reemplazar a alguien que dejó el cargo de manera voluntaria”, sostuvo Martínez.

- Uno de las críticas que ha surgido a raíz de este caso, es la repartición que se han hecho los partidos políticos a la hora de ocupar cargos públicos.

¿Recibió presiones en su momento para contratar a Myriam Olate?
- Ninguna, todo lo contrario. Mi política es no preguntarle a nadie cómo piensa. En ese período, además, sin preguntarle quién era, también contraté a Mario Desbordes, quien llegó a ser secretario general de Renovación Nacional. Ésa fue mi política siempre. Nunca hubo una acción concertada de cupos políticos. Por lo demás, era una época en la que estábamos en pleno proceso de transición, era algo que nos importaban bien poco. No era una época en la que los partidos tuvieran mucha injerencia en la contratación de las personas.

- A raíz de la millonaria jubilación asignada a Myriam Olate, se ha puesto en duda también su llegada a la institución y su capacidad profesional. ¿Qué percepción tuvo Ud. de su trabajo?
- Yo la conocí en su rol de periodista y relacionadora pública. Ella venía del diario La Época, y era muy competente en su función. No la conocí en otra labor que no fuera ésa. Su contratación fue bastante despolitizada, se ha hecho un análisis al respecto queriendo darle un tinte político, pero no fue así. Yo después me fui del servicio, y ella terminó con una trayectoria que la llevó a asumir la  dirección técnica.


- ¿Qué le parece el tema de fondo en esta polémica, que es la desigualdad entre el sistema de pensiones de las Fuerzas Armadas e instituciones como Gendarmería, y el del resto de los chilenos?
- Ésta es una situación vergonzosa, en comparación con la jubilación que recibe el resto de los chilenos, y si algo bueno se puede sacar de todo esto, es que se abrió el debate sobre una situación que está haciendo crisis. En lo particular, respecto del tema de Gendarmería,  hay que regular el tema, pues los gendarmes tienen un trabajo muy duro durante años, por lo tanto, no se les puede comparar con un funcionario público común y corriente. No obstante, llegar a los excesos que hemos conocido debe examinarse, se debe revisar cómo se llega a esas pensiones y debe haber mayor equidad.


- Cómo militante del PS, ¿le parece correcto llevar la situación de Myriam Olate al Tribunal Supremo del partido?
- El PS ha definido una línea en ese sentido, y creo que hizo lo que correspondía. En esa instancia se determinará si hubo alguna acción reñida con la ética partidaria o política. El caso de Myriam Olate representa un fenómeno que venía produciéndose desde hace tiempo al interior de Gendarmería, y es un tema que se debe corregir.

Comentarios