Ñublense apuesta por la dinámica, pero debe mejorar la precisión

Por: R.Oses/N.Oses Fotografía: Mauricio Ulloa 09:30 PM 2016-06-25

Ñublense pasó su primer examen, pero aún no aprueba la asignatura porque tiene tareas pendientes.
Tras dos semanas de intenso trabajo físico en la pretemporada, los diablos sostuvieron ayer su primer duelo de entrenamiento ante el seleccionado amateur de Chillán en Paso Alejo, donde se impusieron por 2 goles a 0.
El equipo de Pablo Abraham llegó al gol a los 15’ con una volea de Jesús Silva tras centro de Cristián Bustamante y selló la victoria con una patriada de José Antonio Rojas (28’), que tras recuperar un balón, pasó a la línea de ataque, sobrepasó al arquero y anotó un golazo.
El rival de turno no ofreció mayores inconvenientes por lo que el portero Pablo Reinoso tuvo poca acción y la defensa no tuvo inconvenientes a pesar que Emiliano Pedreira tuvo que jugar de lateral derecho y Elvis Acuña ingresar de central.
Ante la ausencia de Paulo Olivares, Michael Sobarzo, Ignacio Ibáñez, José Torres y Brayan Fuentes, el Rojo entró a la cancha con la siguiente oncena titular: Pablo Reinoso, Emiliano Pedreira (lateral), Elvis Acuña, José Antonio Rojas y Matías Améstica; Sebastián Páez, Eduardo Vilches y Jesús Silva; Cristián Bustamante, Luis Flores y Lucas Triviño.
En los segundos 35 minutos de práctica, ingresaron: Celso Castillo; F. Urra, S. Garrido, C. González, Betancourt (J. Miranda), Tapia, Salcedo, Retamal, Méndez y F. Albornoz. Luego ingresaron Benjamín Cádiz y Matías Gutiérrez.
En el equipo amateur destacó el sólido juego aéreo de Manuel Faúndez, zaguero chillanejo que tuvo pasos por Naval y Rangers, y que se ilusiona con una oportunidad en Ñublense. En su primera práctica, Ñublense mostró intensidad y presión en campo rival, pero aún escasa precisión para el último pase y finiquitar.
EL BALANCE
El técnico Pablo Abraham rescató el compromiso de sus jugadores para desarrollar conceptos tácticos.
“Son partidos para sumar minutos, para que vayan entendiendo conceptos y fluyendo movimientos, es prematuro hacer una evaluación. La idea es tener intensidad, a eso trataremos de apuntar, a veces se puede y en otras no, la disposición siempre es óptima. El equipo intentó dominar siempre, a pesar que muchos jóvenes ingresaron en el segundo grupo, eso es bueno, proyectar jóvenes, formar algo sólido, es lo importante. 
 “Estamos un poco contracturados porque el trabajo ha sido intenso, pero de a poco vamos mejorando, los primeros minutos nos costó salir un poco más rápido, no ha sido fácil porque muchos no veníamos trabajando con esa intensidad y dinámica que quiere Pablo”, aseguró José Antonio Rojas.
“En general se hizo un buen cometido, se ejerció la presión que hemos trabajado durante la semana”, apuntó Luis Flores.
“Hicimos un partido correcto, demostramos que podemos jugar ante un rival de mayor recorrido. Yo en lo personal estoy jugando en amateur, esperando si se abre una oportunidad”, confesó el zaguero Manuel Faúndez, ex Naval.
Por su parte, uno de los refuerzos, Sebastián Páez, valoró la disposición del equipo para ejecutar los movimientos aprendidos.
“Fue una buena práctica, es la primera media formal, para sacar buenas conclusiones y corregir. Estamos tratando de hacer los movimientos trabajados, hay que afinarlos para el torneo. Hay un grupo matizado, de experiencia y jóvenes con muchas ganas, me siento muy tranquilo. Queremos tener mucha dinámica y presión, hacer transiciones rápidas por las orillas.
El próximo ensayo del Rojo será el miércoles ante Iberia.
“Ahí ya vamos a sacar más conclusiones con un rival directo de la división”, concluyó Páez, vislumbrando el segundo apretón.

Comentarios