Refuerzan proyecto de cambio de veredas en el centro de Chillán

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Mauricio Ulloa 08:45 PM 2018-07-23

Los proyectos vienen desde principios de la década y no han contado con financiamiento.

El terremoto del 2010 empeoró significativamente las veredas de la ciudad, según antecedentes de Secpla.

4.000 millones de pesos es el monto global que necesita Chillán para superar los problemas existentes

¿Cuando van a reparar las aceras de la ciudad, en especial las que forman parte del casco histórico y que son fuente de accidentes de peatones?”, se pregunta la presidenta de la Junta de Vecinos del centro de Chillán, María Montecinos.

La consulta, expone, se la vienen repitiendo desde hace muchos años vecinos de la junta que dirige, sin que hasta ahora existan respuestas concluyentes que ella les pueda entregar.

La dirigenta refiere que conoce de avances puntuales, pero del plan para el recambio general de aceras en el cuadrante céntrico de la ciudad no existe información definitiva.

El tema, plantea, es grave, pues afecta a la ciudad desde el punto de vista estético y además porque los circuitos urbanos para peatones en mal estado son fuente permanente de accidentes entre transeúntes.

El concejal radical Juan López Cruz sostiene que “ya hemos perdido la cuenta de cuantas indemnizaciones ha tenido que pagar la Municipalidad de Chillán a personas que han caído en las calles”.

El director de la Secretaría de Planificación, Francisco López Castillo, reconoce que el cambio de aceras forma parte de las iniciativas prioritarias de la ciudad, que han logrado identificar junto con dirigentes de la ciudad.

Agrega que en el marco del Plan 154K que permitió destrabar 132 proyectos, existen dos, por unos $3.000 millones, que están a la espera de la priorización de recursos por parte de la Intendencia, y por lo tanto de la asignación presupuestaria desde el Gobierno Regional.

No obstante lo más probable es que dado que la Intendencia del Bío Bío ya no está priorizando proyectos de Ñuble, sea el Gobierno Regional local, a partir del 6 de septiembre, el que financie tales propuestas.

Un proyecto que está a la espera de recibir fondos corresponde al “Mejoramiento de aceras del sector céntrico” que considera recursos por $2.600 millones y que según Secpla apunta a reparar zonas que presentan “antigüedad, falta de accesibilidad para personas con discapacidad, inexistencia de homogeneidad en diseño y deterioro por el uso”.

Se suma a ese otro proyecto, por $349 millones, para el área de Libertad Oriente y otros sectores, donde igualmente se registra “antigüedad de las veredas, nula mantención y el efecto post terremoto agravó su estado, dejando agrietamientos, baches, levantamientos, hundimientos, desgaste superficie, encontrándose un deterioro de carácter creciente, creando alto riesgo en el tránsito peatonal”.

Esta iniciativa, que se encuentra actualmente en etapa de revisión, abarca tres calles en Libertad Oriente, cuatro en la Población Simón Bolívar y cinco en la Cuarto Centenario.

Más proyectos

Esos no son los únicos proyectos que existen en el municipio chillanejo y que han sido diseñados para superar los graves problemas existentes en la ciudad.

Las iniciativas para mejorar aceras se remontan al año 2010 o incluso antes, pero desde el año 2015 comenzó un trabajo más sistemático para resolver las fallas que presenta el pavimento y la zona de baldosas por donde transitan peatones.

De hecho en 2015 la Municipalidad elaboró un catastro con el que identificó los lugares prioritarios que debían ser reparados.

La larga lista de puntos detectados de la ciudad sirvió de insumo para que la Casa Consistorial elaborara un millonario proyecto por más de $4.000 millones con la finalidad de buscar recursos en el Gobierno Regional (GORE).

Ante la imposibilidad de obtener de una sola vez tal cantidad, la administración municipal chillaneja decidió dividir en cuatro iniciativas la idea original.

Una de ellas ya obtuvo recursos a fines del año pasado y corresponde a la “Conservación de veredas de la Población Purén y otros sectores de Chillán”, por $374.658.000. Además, fue incorporado al banco de propuestas del Gobierno Regional el proyecto de mejoramiento de varios sectores, para lo que se requieren $576.882.000.

En este caso serían beneficiadas las poblaciones Coihueco (dos calles), Ultraestación (nueve) y Luis Cruz Martínez (tres).

Prioridad

La dirigenta María Montecinos sostiene que todos los proyectos de reparación de veredas son prioritarios, dado que de manera permanente personas sufren las consecuencias del mal estado de las calles.

Cree que en el área de su junta de vecinos se le debiera dar prioridad al plan para mejorar las veredas del centro, que cuesta $2.600 millones. Esta propuesta favorecería al cuadrante de las calles Sargento Aldea, Arturo Prat, Carrera y Libertad.

Montecinos agrega que “la calle Sargento Aldea necesita intervenciones de corto plazo, pues entre Prat y Libertad se encuentra destruida por el uso de vehículos y además existen acumulaciones permanentes de agua que no han sido resueltas. Incluso en la zona de estacionamientos con parquímetros”. 

Comentarios