Héctor Bravo oficia misa a pesar de denuncia

Por: Nicole Contreras Fotografía: Víctor Orellana 08:20 AM 2018-07-23

Héctor Bravo realizó ayer a las 11 de la mañana la misa dominical como cada semana en la Parroquia San Pablo. Desde el altar, antes de decir a los fieles que pidieran perdón por sus pecados, los miró a los ojos y les dedicó una sonrisa de triunfo. Luego realizó sus típicas bromas, por medio de las cuales suele explicar el evangelio: “Es como cuando hacemos una receta en la casa, con mi mamá hicimos un bizcocho, y salió igual como en Youtube, uno siempre mira ahí, yo les conté que vi en Youtube cómo hacer cerveza y me quedó muy buena, vamos a hacer un pub después para traer jóvenes a la iglesia”, predicó, para explicar cómo funciona la fe. “La fe es lo que nos ayuda a comprender el misterio del amor que Dios quiere para nosotros”, concluyó. Todos los asistentes a la misa rieron y celebraron sus chistes, porque aseguran que tienen fe en él y “creen en su inocencia”. 

Desconocen los hechos que ocurrieron cuando Bravo dirigía la Parroquia San Juan de Dios, cargo que tuvo hasta 2009, antes de ser trasladado a San Pablo sin explicación, como aseguran los fieles. 

A través de un comunicado el Obispado informó que “el 16 de junio recibió una denuncia contra Héctor Bravo por abuso sexual” de un menor. El obispo estableció un plazo de 30 días para investigar, que concluyó el sábado pasado. 

La Fiscalía decidió investigar por oficio el caso, luego del reportaje emitido por Canal13, en el que la madre de la posible víctima dio su testimonio. 
Héctor Bravo desde entonces fue apartado de su cargo de Capellán del Ejército, pero no ha dejado de oficiar las misas dominicales de la Parroquia San Pablo. 

“No voy a hablar de los hechos porque se están investigando. Sigo haciendo misas porque estoy trabando y monseñor no me ha dicho nada, no me ha comunicado ninguna decisión. Mi gente se ha portado un siete conmigo”, afirmó a LA DISCUSIÓN, al salir de la celebración, mientras los asistentes se despedían. 

“Yo sí creo en el padre, él es alegre, locuaz, directo. No voy a dudar porque no tengo fundamentos, yo no he visto nada raro. Pero mi fe no se basa en él, yo vengo a misa por mi fe en Cristo”, aseguró Carlos Vivallo, fiel de la parroquia. 

“Todo se lo dejamos a Dios, nosotros apoyamos al padre porque no hemos visto nada, y siempre lo apoyaremos”, afirmó Ana Alegría, asistente a la misa. 

El silencio de Pellegrin

El obispo no ofició ayer como todos los últimos domingos de cada mes, la misa en el templo de las Religiosas Sacramentinas, en Chillán Viejo, cuya celebración se transmite en vivo a las 08:30 horas a través de la radio El Sembrador. La misa fue presidida por el Vicario General, Pedro Rodríguez. 

En su programa radial “Nuestro obispo misionero” emitido los domingos por la misma radio, y grabado el sábado, no se refirió en ningún momento a los casos de abusos en la Diócesis, sino que resaltó su viaje a un congreso misionero en Bolivia, la fiesta tradicional del chicharrón en San Gregorio y el cierre de la Villa Jesús Niño. 

La Organización de Laicos de Chillán valoró negativamente el actuar del obispo ante la recepción de las denuncias. 

“El obispo Pellegrin no ha tomado en serio la denuncia de una persona, la ha ignorado absolutamente. Lo lógico es que un obispo que tenga una denuncia de la cual se está haciendo una investigación a nivel de Fiscalía, respete las normas mínimas y cumpla su palabra, él dijo que lo iba a dejar al margen de sus responsabilidades, y hoy Bravo está oficiando misa en su parroquia, lo que hace que tenga una vida sacerdotal activa, en contacto con la comunidad”, enfatizó Mirena Romero, vocera de la Red laical. 

“Nuestra crítica es que es un obispo encubridor, que está de parte del posible victimario. Este caso ha sido muy complejo,  porque las víctimas no han contando con ningún apoyo, entonces se han visto muy agredidos por diferentes personas que les han dicho lo que han querido”, agregó Romero, quien además detalló que es posible que este caso sea incluido en el próximo informe que recibirán Charles Scicluna y Jordi Bertomeu, quienes indagan los abusos en Chile por orden del Papa. 

Comentarios