Prieto se va “agradecido” del club

Por: Rodrigo Oses Fotografía: Ñublense 09:50 AM 2018-07-13

“Es una decisión personal. No tiene nada que ver con que haya llegado ‘El Flaco’ (Fiorina). Me queda agradecer a los periodistas, dirigentes, a mis compañeros, utileros, kinesiólogos, y a toda esa gente que siempre me demostró que me tenía fe, su aprecio, y su aliento, tanto en la calle, como en los partidos.

Me llevo un recuerdo hermoso de todo eso. Esto es fútbol, siempre pasa esto, así es que siempre voy  estar agradecido de la institución que me abrió las puertas”. Con esas palabras el centrodelantero paraguayo de Ñublense, Marco Prieto, confirmó su alejamiento de las filas rojas, tras siete meses de permanencia en el club chillanejo. 

Fue en diciembre de 2017 que estampó su firma en los “diablos rojos”, proveniente de la Unión Magdalena de Colombia, equipo cafetero en el que venía de marcar ocho goles. En su paso por el Nelson Oyarzún, marcó dos goles, pero nunca pudo consolidarse como titular y convertirse en un real reemplazante de Sebastián Varas. Su gran habilidad en el juego aéreo, contrastó con algunas limitaciones técnicas. No obstante, en el último tiempo, sufrió lesiones musculares que terminaron por excluirlo de las citaciones. De hecho, por estos días aún trabaja en la recuperación de un desgarro miofacial en la pierna derecha. “Entreno todos los días, voy al club, voy recuperándome con los kinésiólogos, la otra semana me hago la eco, desde ayer empecé a correr, sin molestias”, explicó poco antes de oficializar con LA DISCUSIÓN su alejamiento definitivo del cuadro local. 

“Decidí dar un paso al costado, y salir así. No era mi intención, mi intención era venir y ascender con este equipo que tiene historia, y tratar de escribir mi historia también. Pero no fue así. De todas maneras me voy con la conciencia tranquila, de entregar todo en cada minuto que me ha tocado jugar. No me cabe duda que siempre jugué con el corazón, buscando siempre conseguir la victoria. Si he defraudado a alguna gente, le pido mil disculpas. Ni intención nunca fue faltarle el respeto a nadie, ni tampoco lastimar a alguien. Reitero mis agradecimientos a ustedes y toda esa gente de los ‘diablos rojos’ que siempre me demostró que me tenía fe, que en cada ingreso a la cancha, me demostraba su aprecio, y eso no tiene precio. Por más que falte estampar la firma (de su salida) ya lo tengo decidido con mi familia, a la cual agradezco también porque está conmigo en las buenas y en las malas. Me despido y solo puedo decir que el fútbol da muchas vueltas”, afirmó in extenso, con cierta expresión de tristeza por no haber logrado cumplir con las expectativas que el cuerpo técnico y parte de la parcialidad ñublensina se cifró tras su arribo a finales del año pasado. 

Respecto al tema contractual, desde la directiva admitieron el análisis de la partida del atacante, quien tiene contrato hasta diciembre. “Pidió él la salida, cuando el jugador pide la salida hay que evaluar varios temas, estamos en esa situación”, acotó Hernán Rosenblum, gerente general de Ñublense, al portal www.primerab.cl.

“Por ambas partes hay obligaciones, ciertos compromisos que están en los contratos, tenemos que ver si se cumplen, no se cumplen, hay varios temas que se están evaluando, pero siempre basado en lograr ver si por ambas partes se puede poner término a la relación contractual”, detalló Rosenblum.

“Es difícil cuando un jugador que no es titular y con un semestre complejo, con variadas lesiones que tuvo, no quiera estar. Diferente es cuando es un titular indiscutido y que ha participado permanentemente de la campaña. Siendo sincero, no ha participado mucho, creo que eso motiva que él pida su salida”, concluyó el directivo.

Comentarios