La Escuela Artística y el sueño de expansión

Por: Carolina Marcos Fotografía: Mauricio Ulloa G. 07:35 PM 2018-06-23

Es necesario darle a la Escuela de Artes un carácter superior”

Juan Pablo Garrido
director esc. de difusión artística

Hace pocas semanas, un grupo de cultores, artistas y gestores le entregaron a la ministra de Culturas, Artes y Patrimonio, Alejandra Pérez, una extensa carta con el fin de solicitar infraestructura urgente para cuatro puntos que son relevantes para la nueva Región de Ñuble. La misiva contiene información necesaria para levantar un archivo, un museo y una biblioteca de carácter regionales. Pero hay un punto más, la necesidad imperativa de crear un instituto de las artes, desde la Escuela de Difusión Artística Claudio Arrau León, la que tras 75 años de trayectoria en la ciudad cuenta con 700 alumnos matriculados y una lista de espera de más de 300 jóvenes deseosos por inscribirse en los distintos talleres que imparte la escuela como piano, canto, pintura, guitarra clásica y funcional, teatro, danza contemporánea, ballet, dibujo, grabado, violín, violoncello, contrabajo, batería, xilófono, timbales, saxofón, trompeta, corno francés, trombón, flauta traversa y clarinete. 

El director del plantel, Juan Pablo Garrido, lleva camino avanzado con un petitorio dirigido a las autoridades, además de un diagnóstico que incluye un presupuesto estimado, y del lugar en donde tendría que emplazarse el nuevo edificio, puesto que la ubicación actual en calle Arauco no cumple con las expectativas de los alumnos y de los docentes. 

“Durante 75 años la Escuela de Artes de Chillán ha sobrevivido, allegada, en diferentes inmuebles dejados por otras instituciones que han emigrado a nuevos edificios. Hoy, la Escuela se desenvuelve en una pequeña infraestructura de madera que data del año 1939, la antigua Escuela España. Sin un edificio moderno, diseñado y construido especialmente para una Escuela de Arte, es imposible dar el anhelado salto cualitativo y cuantitativo, en lo referido a la calidad del currículum y a la organización académica que le permita formar artistas de alto nivel técnico”, precisa Garrido.

Espacios y dineros

Y existen dos lugares que se proponen para la nueva construcción. Uno es en donde hasta antes del terremoto del 2010 operaba el llamado Grupo Escolar en la esquina de las avenidas Collín y Argentina. El segundo lugar se ubica en calle Estadio entre Palermo y el pasaje Don Manuel. La elaboración del proyecto del futuro edificio, según datos estimativos, bordearía los 100 millones de pesos. En tanto, la construcción en sí, llegaría a los siete mil millones de pesos. Juan Pablo indica que estos recursos se pueden obtener del Gobierno Regional y el municipio, a través de proyectos. 

“Es necesario darle a la Escuela de Artes un carácter superior, con  programas de estudio, por etapas ascendentes, que culminen con la certificación de la excelencia. Eso es solo posible con un proyecto que contemple una visión de futuro, de perfección, de obrar con objetivos claros y trascendentes”, explica agregando que un nuevo edificio podría hacer crecer tanto la matrícula como la oferta académica que hoy carece de otras disciplinas como escultura, investigación o literatura, precisamente por la falta de espacios físicos.  

Juan Pablo advierte que el tema ha encontrado resonancia en las distintas autoridades y que en esta primera etapa se trabaja para conseguir el dinero que permitirá levantar el proyecto. 

Comentarios