Ñublense jugará sin su columna vertebral en El Salvador

Por: Rodrigo Oses Fotografía: Agencia Uno 09:20 PM 2018-06-22

Astorga optó por darle descanso a los principales jugadores titulares. Mañana jugará con equipo mixto.

“Hay jugadores que terminaron muy agotados, haré un recambio de algunos, los voy a enviar a Chillán para que se puedan recuperar y mandaré a buscar otros para que se sumen a la delegación que viajará a El Salvador”, explica Emiliano Astorga tras el tremendo esfuerzo que hizo su equipo para eliminar a Colo Colo de Copa Chile e instalarse en los octavos de final, instancia en la que enfrentarán el domingo a Cobresal.

Por la cercanía del choque de ida con el elenco nortino líder de la Primera B, y considerando el desgaste físico de los referentes de la oncena titular, el estratega optó por darle descanso en este duelo a Hugo Bascuñán, Octavio Pozo, Emanuel Croce, Michael Silva, José Luis Jiménez y Sebastián Varas.
Todos ellos arribaron  este viernes en la madrugada a Chillán y serán reservados para el duelo de revancha que se disputará el domingo 1 de julio en Chillán.

Además, mandó a buscar a jugadores que se quedaron en la capital de Ñuble para que se sumen a la delegación que tras entrenar hoy, al cierre de esta edición, emprendía vuelo a El Salvador, descartando la opción del viaje por tierra que se vislumbró en la planificación por la falta de pasajes aéreos.

“Los chicos que no han jugado tendrán la opción de hacerlo y ojalá que entren en el mismo nivel y podamos sacar un buen resultado para clasificar en Chillán”, sentencia Emiliano Astorga, quien presentará un equipo alternativo mañana en el estadio El Cobre de El Salvador.

Recambio 

Todos los jugadores titulares excluidos de la citación de este domingo aceptaron a regañadientes la decisión de Astorga porque querían, a pesar del tremendo desgaste del juego con Colo Colo y el viaje a El Salvador, jugar ante Cobresal.

Terminaron comprendiendo el plan del entrenador, que confía en obtener un resultado positivo en la altura y liquidar la serie en Chillán.

La tarea no será fácil, porque en los últimos dos resultados Ñublense perdió ante el equipo de Gustavo Huerta. El año pasado por un contundente 0-5 y luego 0-2.

Hugo Bascuñán, zaguero que arrastra una dolencia física que lo obligó a salir anticipadamente en el choque con Colo Colo, cree que el equipo tiene las armas para obtener un buen resultado y cerrar el paso a los cuartos de final en el estadio Nelson Oyarzún con su gente.

“Dejamos un gran rival afuera, ahora tenemos que ir a sacar un buen resultado en la altura para luego rematar en Chillán y seguir avanzando en la Copa Chile”, reflexionó el defensor que seguro será reemplazado por Juan Pablo Andrade.

Entre los valores que debieron viajar a Santiago para sumarse al plantel destaca el extremo Xabier Santos, que no ha tenido continuidad en el equipo.

Posible formación

De acuerdo a los jugadores que ayer entrenaron en Santiago y emprendieron viaje a la Tercera Región, la formación alternativa que presentaría el Rojo en el duelo de ida de los octavos de final ante el líder de la Primera B, sería con:

Franco Cabrera en el arco; René Bugueño, Diego Opazo, Juan Pablo Andrade y Diego Sepúlveda; Roberto Reyes, Luciano Gaete, David Tapia y Karyn Desfadur; Xavier Santos y Cristián Bustamante.

“Vamos a ir a jugar a El Salvador con Cobresal, que será un duro rival. Si seguimos avanzando, no vamos a tener descanso, pero lo que interesa es seguir obteniendo objetivos. Lo primero ahora es sacar un buen resultado en El Salvador”, recalcó el zaguero central Diego Opazo.

Si Ñublense logra instalarse en cuartos de final y superar esta fase, podría chocar en semifinales con la Universidad de Chile. La ilusión del Rojo toma fuerza.

Comentarios