¿Quiénes ordenan las piezas en el ajedrez político regional?

Por: Isabel Charlin Fotografía: Ilustración: Jaime Castro 10:25 PM 2016-05-07

Molestia del PS regional por el supuesto “poder” del senador Harboe en nombramientos regionales ha generado tensión en el oficialismo

Cambios en el Fosis habrían detonado una serie de intercambios de opiniones entre las cúpulas socialistas y del PPD

No hay certeza respecto de si la carta llegó a manos de su destinataria, la presidenta del Partido Socialista (PS), Isabel Allende. Sin embargo, la misiva existe, y se difundió internamente entre militantes de distintos partidos de la Nueva Mayoría durante la semana pasada.

La directiva regional del PS, liderada por Claudio Vásquez, manifestaba su malestar por lo que consideran una “ofensiva política de parte del senador Felipe Harboe”, a quien acusan de “instrumentalizar al PPD en la Región y a sectores internos del PS”, ejemplificando esto último con “la cooptación de dirigentes, a quienes se les incita a renunciar al partido, para luego premiarlos con cargos en el Gobierno”, exponiendo los casos de Camilo Benavente (actual director regional del Instituto Nacional del Deporte) y Claudio Guíñez (director regional de Fosis), ambos ex militantes socialistas de la Provincia de Ñuble.

Al respecto, el senador Harboe no quiso polemizar, y sólo se limitó a decir que “la nota (carta) está llena de errores, imprecisiones y resentimientos que no comparto ni comprendo”.

Cambio en la forma
La influencia política de los parlamentarios no es algo nuevo a nivel local.

Ocurría hace una década, cuando Mariano Ruiz-Esquide y Hosaín Sabag eran senadores de la DC; y también entre 2010 y 2014, con Víctor Pérez (UDI) y Frank Sauerbaum (RN), ambos parlamentarios de la entonces Alianza.

“Siempre ha sido así, los parlamentarios tienen poder y lo ejercen para beneficiar a sus respectivos partidos y responder a sus propias aspiraciones. Es es un hecho. Lo que ocurre ahora es que ha cambiado la forma. Si antes Ruiz-Esquide o Sabag ejercían su influencia estratégicamente, o con guante blanco, Harboe y Navarro han adoptado otra mecánica, más directa, que es lo que molesta al PS y a algunos sectores de la DC, porque es poco armónico”, comenta un militante de Falange.

Basta recordar que mientras Ruiz-Esquide y Sabag eran senadores, la DC tenía una fuerte influencia en la Gobernación de Ñuble. Pero nunca hubo una gran polémica entre los partidos, pues se intentaba equilibrar las fuerzas a nivel regional.

“En eso, Mariano Ruiz-Esquide era muy diestro, muy estratega”, recuerda el militante DC.

Algo similar ocurrió en 2014, cuando asumió su segundo mandato la Presidenta Michelle Bachelet.

El senador Alejandro Navarro advirtió que en Ñuble su partido no tenía mayor presencia, y pronto se convertiría en región. Contaba, además, con el liderazgo de Cristian Quiroz, quien ya se perfilaba como posible candidato a diputado.

“Consiguió quedarse con la Gobernación; el propio Quiroz trabajó allí unos meses, y si miramos hoy quiénes ejercen funciones al interior, hay varios que militan en el MAS. Si bien algunos partidos, como la DC y el PR manifestaron su descontento en un principio, tras la salida de Quiroz lograron entenderse armónicamente con la gobernadora, Lorena Vera”, agregó.

Quien también ejerce cierto tipo de influencia, pero más marcada en el terreno municipal, es el diputado DC, Jorge Sabag. La mayoría de los candidatos de su partido a las alcaldías de Ñuble, son de su ala, y si bien el actual panorama no está resuelto, algunos de ellos estarían compitiendo en octubre, como es el caso de Guillermo Yéber en Bulnes, o Mario Sabag, en San Carlos.

Terremoto en el Fosis
La molestia del PS subió de tono con la reciente llegada de Claudio Guíñez (actual militante del PPD) a la dirección del Fosis. De acuerdo a la carta firmada por la directiva regional, cuatro militantes socialistas fueron despedidos de la repartición al asumir Guíñez, “quien fuera socialista hasta hace ocho meses y miembro de nuestro comité central”.

Uno de ellos es el hasta hace poco, coordinador provincial del Fosis, Guillermo Saavedra, quien salió de su cargo y sería reemplazdo por la DC Virginia Alvayay, cercana al presidente regional Cordillera de la DC, Carlos Arzola, y pareja del actual seremi de Agricultura, Rodrigo García (PPD). Arzola y el senador Harboe habrían limado asperezas, y hoy se estarían potenciando, según fuentes de la DC.

La situación ha causado molestia a nivel local, y sería una de las causas que motivaron la carta del PS.

Distinto escenario
Durante el gobierno de Sebastián Piñera, la influencia de los parlamentarios a nivel regional tampoco estuvo ausente.

Sin embargo, el contexto era diferente para la entonces Alianza, ya que no contaban con militantes y profesionales suficientes para llenar los cargos de gobierno. Esto permitió que varios funcionarios de la Nueva Mayoría permanecieran. Aun así, quien lideró a la hora de obtener reparticiones, fue la ex intendenta, Jacqueline van Rysselberghe, a nivel de seremías y direcciones regionales. El senador Víctor Pérez influyó en algunas direcciones locales, como Serviu, mientras que el ex diputado de RN, Frank Sauerbaum, se posicionó en la Gobernación de Ñuble, con el ex gobernador, Eduardo Durán.

Comentarios